El bien y el mal.

Que extraña es la vida
cuando deseas con ella
congraciarte, después
de tantos desencuentros.

Ya no puedes corregir nada
de lo que has hecho cada día
desde que tomaste consciencia
sobre tus actos tan lejanos.

Luego de hacer balances
en que las dudas surgen,
porque ni siquiera crees
aquello que has hecho bien,
pudo ser todo lo contrario
para el otro o para ti mismo..

Rebeldías de juventud
que uno ya no añora,
para sentarte luego en la cima
de ese ego enorme que tu
mismo inflaste con la vanidad
de creerte saberlo todo,
sin darte cuenta de lo infinito
que tarde convencido
no alcanzarás jamás..

Al llegar a ese momento
en que tu mente se detendrá
por una milésima de segundo,
pensando hacia tu adentro finito,
cuando la no deseada madurez
sin pedirte permiso, te alcanza.

Ahí, en ese mismo instante
te pones a separar capa
sobre capa, de lo que hiciste
en cada una de tus acciones,
las consecuencias que ellas
para bien o para mal
tuvieron sobre los otros
y también hacia ti mismo.

Porque en el juego de la vida
no siempre ganar es bueno,
si no se tiene claro el objetivo.

Perder, también es una opción
para cambiar la estrategia del juego,
confundiendo al que crees enemigo.

Así serás el reflejo de tus actos
los que en definitiva, serán por lo que
se te recordara por un tiempo con respeto
o plausible ignorancia al momento
en que inicies tu camino como todos
hacia aquel lugar, tan desconocido.

Solo un encuentro…

Pude sentir sus nervios,
sus temores, sus prejuicios
al finalizar lo que creí
un encuentro primigenio
en una tarde encantadora,
donde ambos recorrimos
sin premura, casi sin aliento
una ínfima parte de nuestra vida.

Al como – la pasaste?-
la respuesta
-esto es tan extraño-

  • vos, yo juntos
    luego de tantos años-
    -vos eras mi jefe y ahora…-
    -fuimos matrimonios amigos
    y yo la madrina
    de uno de tus hijos-

Inesperadas como culposas
palabras buscando respuestas
a no creer que hoy ambos
somos tan libres como el aire
que respiramos, arrastrando
nuestras almas con todo
aquello que nos ha sabido
dar y quitar lo vivido.

Se lo hice saber,
no pude callarme,
creía haberme encontrado
con aquella bella mujer
de ojos verdes transparentes,
sin saber porque razón
seguí teniéndola en mis sueños,
error penoso de mi parte
al no pensar que las huellas
que detrás nuestro dejamos,
con el tránsito de los años
nos hace otros y ya no somos
los mismos de aquellos tiempos.

Percibí, quizás me equivoco
en que ella se emociono
tanto como yo,
cuando nos fundimos
en un adorable abrazo,
sobre las anchas puertas
de una antigua iglesia,
como si una premonición fuera.

Tres horas pasaron,
quedaran en mi retina
sus rasgos, su mano
tomada de la mía, hasta
que el atardecer y su tenue
brisa adelanto la despedida.

Fuimos hasta el auto,
insistí en llevarla
lo más cerca de su casa,
hablamos trivialidades
en el camino,
note que se cubría
con su tapaboca,
no muy sutil le pregunte
-si estábamos escapando
de alguien-
y contestó -creí que ya
estábamos cerca del destino-

Llegamos, nos despedimos
con un roce de mejillas,
un “avísame cuando llegues”
otro “anda despacio”.

Aguarde a que el transporte
arribara y ella subiera,
para conducir hasta casa
cerramos la tarde noche
con mensajes recíprocos
de esta virtualidad impersonal.

Llegue al departamento,
mi mascota salto sobre mí,
me exigía el paseo cotidiano
correa en mano salimos
del edificio, cuando recibí
un “ya llegué” que me tranquilizo.

Hoy como todas las mañanas,
desde aquel primer reencuentro
luego de más de treinta años
aquel pasado mes de septiembre,
le pregunte -cómo amaneciste?
que pensaste?

Leer su respuesta, fue desconcertante
“Me sentí rara, tomando un café
contigo, quien lo hubiera pensado.
Pero me gusto charlar con vos.”

Quizás la atracción
es de un solo lado
de la mesa y no de ambos,
sí así sucede lo aceptare
porque si bien no se puede
vivir sin amor,
tampoco se puede
mendigar por él,
y no es falso orgullo
es qué si uno no quiere,
dos no podrán jamás…

Deja de joder…

No es que hoy no exista
entiéndeme ten calma,
pero en el caos del mundo
es hablar de algo paleozoico.

Todo es permitido, tiempos
en que el amor hace agua
por todos lados y locos de atar
que te hablan de amor
con permisos o derechos,
de poliamor y tanto más
que no comprenderé jamás.

Como puede elegirse eso,
a tener contigo ese amor
que no por sentido, sea idílico
junto a ese rostro de mujer
que cada mañana ves a tu lado.

Si ya se, me dirás las épocas
han cambiado, que la dinámica
perversa e individualista,
hace que la sociedad se ría
del romanticismo que ya
ni siquiera tiene prensa.

Pero sabes; sigo creyendo en el amor irremplazable…

No he visto mejor momento
en estos años recorridos,
que un rostro de mujer
enamorada igual que uno,
con ese brillo en los ojos
diciendo lo que callan
las palabras y que se transforma
en un abrazo interminable.

El amor es de a dos,
de esos ilusos para muchos,
jurándose amor del bueno,
que aun enfrentando tormentas
entregaran en común sus almas,
sin por ello su libertad

Mi amor cubano…

Solo caminaba sin prisa
por el malecón hacia la nada,
cuando la suave brisa marina
sentí en viento súbito mutaba.

Ella caminaba adelante
a unos pocos metros
y sorprendida, sus dedos
nada pudieron hacer.

Como atribulada “Marilyn”
sus piernas y caderas,
quedaron sin resguardo
expuestas a la mirada,
de un sorprendido extranjero
que como yo, no imaginaba
tanta esbeltez junta en su figura.

Deslizo nerviosa sus manos
sosteniendo su falda mirando
a uno y otro lado, ahí me vio
como espectador privilegiado
de su incomoda desnudez.

Me tape los ojos
con ambas manos,
sus ojos en mi
se posaron, único testigo
de tan imprevisto espectáculo.

Sonrío, solté una carcajada
junto a una piadosa mirada,
y poniendo mis manos en ruego.

Como yo, supo que el destino
quizás creo ese único momento,
me acerque a ofrecerle ayuda
su candenciosa voz cubana,
un rostro delicioso y sereno
el cabello ondulado resultado
de esa histórica unión de razas.

Le hable y solo pregunto
¿argentino…como el Che?

Si, le conteste. Tomo mi mano
cruzamos la avenida corriendo
locura en la Habana hacerlo
pero no quise ni pude evitarlo.

Llegamos a un bar
nos sentamos al fondo,
en una mesa rodeados
por retratos del “Comandante”.

Café por medio, algún mojito
hablamos horas con pasión
de nuestros orígenes, gustos
y de la causalidad del encuentro,
hasta que suavemente
tome su rostro con mis manos
llevando mi boca a sus labios
que furiosamente se entregaron.

Pasamos la noche en su casa,
durante mi estadía en la ciudad
fue mi amante, mi guía, mi ángel.

Llego el momento de volver,
nos escribimos casi diariamente
con Adela…soñamos en lo que paso
y pasara en el próximo verano,
donde descubrí un nuevo amor
allá cerca del malecón habanero.

Sera realidad o solo sueño…

Tanto tiempo pensando en ti,
preciosa “rubiecita”
de sutil femineidad,
con esos ojos verdes
que en aquel momento,
se escondían al mirarte.

No deseaba seducirte
pero no por evitarte,
tenías un compromiso
no deseaba incomodarte.

Eras bella, dulces maneras
con una sonrisa que derretía,
hasta el más grande glaciar
que a enfrentarte se atreviera.

Me case, te casaste
la amistad de matrimonios,
que perduro por unos años.

Supuse que viviste 
momentos duros
a los que te adaptaste,
presentí las ultimas
veces en que nos vimos,
tristeza en tus ojos
y en aquel pasado, resignarte.

Supuse de los vaivenes
de tu matrimonio,
de idas y vueltas
que no tuvieron retorno,
y termino en ruptura.

No quise preguntar,
cada pareja es un mundo,
del que solo dos saben 
los porqués, de que el camino
que algún día emprendieron
finaliza a veces, sin saberlo.

Causalidad o no, he vuelto
a encontrarte por esas cosas
de la vida sola tú y solo yo,
comenzamos a llamarnos,
pero hasta ahora han podido
mis deseos de llegar a amarte,
que tu interés en ser amada.

Solo la finitud del tiempo
nos dirá si nuestro encuentro,
producirá en ti, algún destello
que te acerque a mi ultimo destino.

M&C Letrologias

M&C Letrologias
Publicado el 5 octubre, 2020 por Christian E. Castiblanco
Acompañemos deseándole buenaventura con su proyecto, a este novel y no por ello, noble escritor. Un cordial saludo.

Letrologias- PoemiandoAndo

M&C Letrologias 🌹📖❣️ Fábrica de Cartas y Poemas.

Un emprendimiento💯%🇨🇴 colombiano que ofrece a sus clientes por correspondencia física y digital💻📩✉️📨📱:

M&C Letrologias

📜Cartas para toda ocasión a mano o digitalizadas. De amor, desamor, despedida, cumpleaños. Etc📨💜🖤💝💙

📜Discursos para grado y todo tipo de ceremonias🎓👨‍⚖️🎤

📜Epitafios y Palabras de condolencia 😥🖤

📜Poemas para toda ocasión 🌹💝, para conquistar, despedir, elogiar, etc.

📜 Audios con poemas declamados en voz femenina o masculina.

Somos un equipo interdisciplinario que te ofrece la magia de las letras para ayudarte a describir tu mundo💝✒️✍️

Ver la entrada original

Murió “Quino”, caricaturista de fama mundial.

Muchas gracias; Carlos Szwarcer “Estampas de Buenos Aires”, por el merecido homenaje al Señor Joaquín Lavado (mas conocido como Quino), humorista….dibujante? Mas que eso filosofo, critico político, pensador social, dramaturgo, guionista, entre otros. Un merecido bronce de la historia Argentina.

ESTAMPAS DE BUENOS AIRES

Por Carlos Szwarcer

GRAN TRISTEZA !!! Falleció “QUINO” (Joaquín Salvador Lavado Tejón). Extraordinario caricaturista de fama mundial, creador de muchísimos personajes entrañables, entre ellos “MAFALDA”. Nació en la Prov. de Mendoza (Argentina). Falleció hoy. LO VAMOS A EXTRAÑAR. Pero nos queda su energía, talento y espíritu en las innumerables caricaturas que se expresaban entre el humor y la reflexión.

Quino y Mafalda

Su personaje más conocido, MAFALDA, en un sentido adiós, sin lágrimas. Quino fue pura ternura. con sus dibujos tan queribles, desde un humor extraordinariamente inteligente que revela sutiles detalles de los estereotipos de nuestra sociedad.

Imágenes: https://www.quino.com.ar/

Estampas de Buenos Aires. Blog de Carlos Szwarcer

Ver la entrada original

El largo retorno del no olvido…

Como puedo creer y explicarlo
que quien me moviera el piso
hace ya tantos largos años,
al conectarme con ella
en el día de su cumpleaños,
solo por su hija que me ofreció
su teléfono, solo le respondí
que le preguntara a su madre
si seria de su agrado y la respuesta
fue un ¡por supuesto! sorprendente.

Por esas cosas de la vida
vuelvo a sentir como aquel día, 
en que era una bella mujer
de modos elegantes y sonrisa brillante,
una sensación cuasi-adolescente.

Me negué ni siquiera a seducirla
en aquel lejano tiempo de encuentros,
porque bien sabia de su compromiso.

Mis entrañas morían de ganas por hacerlo,
pero no deseaba una comedia de enredos,
ni que ella se molestara, por proponérselo.

Ahora estoy esperando, que sea la hora 
de llamarla, así quedamos hoy al mediodía,
volveré a escuchar su voz candorosa,
el bello rostro de una mujer, de aquellas
únicas que son muy difíciles de encontrar…

Rescátame

No te sorprendas por esto
necesito que me rescates,
de esta soledad que hace estragos
en este momento tan especial,
donde mi camino es tan desangelado.

Te preguntarás, tan débil eres
te contestare, más de lo que supones.
Hasta en este tránsito errante
he de preguntarme, quien soy
de aquel que tiempo atrás fui,
filósofo de la vida, caminante
incansable de esta vida que elegí.

Si llego a ti con esta confesión
es porque necesitó que me abraces
tan fuerte como te sea posible
y que en ti la paz encuentre
en esta confusión tan lacerante.

No me molestara si te niegas,
sé que también no debería pedírtelo,
pero eres para mí la última esperanza
de volver a ser la mitad de aquel que fui.

Imagen: Gentileza go.hotmart.com

VUOTO

Vuoto (vacio) desgarrados poema de Rubens Beserra; en donde el protagonista se encuentra en un limbo decepcionante con su presente. Recomiendo leerlo, porque como siempre digo atraemos lo que pensamos. Y siempre tenemos la oportunidad de renacer en un nuevo amanecer. Saludos totales.

Rubens Beserra

shutterstock_536265382

Io sono vuoto, oscuro e triste,

Vuoto d’amore, di fede, di luce,

Dentro di me c’è solo una notte senza fine,

Una tristezza senza fine, un fiume di lacrime,

Io sono infinitamente infelice,

La mia vita è oscura, un passato nero,

Pieno di fatti tristi,

Voglio dimenticare tutto,

Voglio dimenticare che  io esisto,

Voglio che il mondo dimentichi che io esisto

Proprio come Dio mi ha dimenticato,

Fortunatamente non sono eterno,

Non starò qui per sempre,

Mi libererò dal vuoto che è la mia vita,

Me liberarò dall’oscuritá, dalla tristezza,

Dopo la fine c’è solo silenzio,

Dopo la fine c’è solo pace,

Non ho più paura della morte.

Ver la entrada original