Ven…intentemos.

Ven conmigo,
no dudes.
Sabes
que te amaré
por siempre,
sin límites
ni ausencias.
Déjate abrazar
tan fuerte,
hasta que
te parezca
que solo
un latido
se escucha.
El de tu corazón
y el mío,
unidos
en esa magia
de lo posible,
tan sencillo
como el amor
que ambos
deseamos,
lejos de todo
y de todos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s