Casi un monologo

¿Dime tu mujer, me amas o sientes algo parecido a lo que es ello por mí?
Por qué no me lo dices, no te das cuenta que tu silencio nos hace daño.
Dame una señal, solo eso y te alcanzare el cielo…
¿Que tú eres así, me dices? Que lo demuestras con actitudes día a día…
¿Ah…eres de aquellas que están convencidas que el amor, pasa por el estómago del hombre?
Que prosaico es ello, mi señora. No me interesa ni siquiera, lo rico que cocinas.
Prefiero verte bella, coqueta, brillante, caminando por la casa muy liviana de ropa.
Pero además…un te quiero o un te he extrañado o un abrazo que me parta al medio.
¿Que no eres así? ¿Qué te da cosa? ¿Qué cosa, mujer? Me das que pensar…
Ah…que tus padres eran de tal o cual manera y que te enseñaron que esto o aquello era lo mejor que podías hacer
¿Sabes que estamos en el Siglo XXI y el medioevo quedo hace mucho tiempo atrás?
A que sí, que lo sabes…entonces ven conmigo, vamos al lugar donde desees y te sientas más cómoda, que te daré un cursillo acelerado -solo de lo que sé- de lo que es amar de a dos y fusionarse en uno.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s