Fino equilibrio

El ave se posó sobre la fuente azucarada
que puse y renuevo cada día en la ventana.
Lo hice para los pájaros del aire, colibríes.
Son mi admiración de las mañanas,
en su fino equilibrio al succionar el néctar.

Si nosotros tuviéramos una ínfima parte
de su equilibrio, que agradable resultaría
el mundo en que vivimos, con la alegría
de compartir y extender nuestra mano
a las millones que aguardan para contener
cada dolor, cada silencio, cada sonrisa,
haciendo del mundo un lugar menos sombrío
para vivir sin miserias ni prejuicios.

Un comentario sobre “Fino equilibrio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s