Niña bonita

Supones que tan tonto soy,
que no percibo ese, tu hábito
de seducción, con el cual
giras y giras a mí alrededor,
buscando solo el placer efímero
de un momento inalcanzable.

Y bien sabes, niña bonita que a tu edad,
los hombres como yo, solo disfrutan
de tu belleza sin compromiso alguno.

Sabor de tu boca cuyos labios
entreabiertos de color púrpura,
proponen noche de fantasías y gemidos.

Te marcharas luego y como con todos
habrás sobrevivido a un nuevo día,
no observas la cuenta regresiva.

Es otro amanecer que has perdido
para dar la vuelta y el retorno
a lo que tu conciencia te reclama
y tú continuas sin escuchar, creyéndote eterna.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s