Esmeralda

Bien sabes cómo me interesas, Esmeralda
pero te pones igual o más de difícil
que el personaje de Disney…

No seré el mas bien dotado de belleza
masculina, que puedes encontrar en la ciudad.
Pero seguramente seré quien te brindara el corazón
toda vez que corras en peligro o necesites calma.

Porque me rechazas sutilmente, si he visto
en tus ojos brillar iluminados por la luz de la luna,
cada vez que nos cruzamos por nuestras calles,
las mismas desde que éramos niños,
cuando cantábamos villancicos
en víspera de Noche Buena y Navidad.

Porque me temes, quizás por mi fealdad
no te preocupes, no es mi interior de la lealtad
que te proclamo, a todo aquel que quiera oírme.

No habrá para ti, amor tan puro
como el mío, convéncete de una vez.
No te llenare de joyas ni riquezas,
pero sabrás que alguien cuidara de ti,
como jamás te hubieras imaginado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s