Inducida ceguera

Quedamos pocos de aquellas
generaciones que de tan líricas,
soñaban con convertir el mundo
en una tierra de igualdad e inclusión.

Los pocos que se atreven a tomar
aquella posta que otrora era gratuita,
hoy se entregan luego al mejor postor,
archivando sus falsos ideales como
dentro del “viejo baúl de la ignominia”.

Si las grandes mentiras por siglos
de la humanidad llevadas a cabo
por los llamados evangelizadores,
y su barbarie extirpando de las mentes
o la propia carne fértil para el subsuelo,
el amor por la Madre Tierra y sus Dioses,
otra hubiera sido la realidad presente.

Todo un repetido escenario de cartón
como aquella pantomima de teatro
de sainete criollo en que se decía
lo que otros escondían, por temor
a ser descubiertos como profanos
de sus propios orígenes de inmigrantes.

Escaldaron la América para hacerla suya
aquellos -con excepciones- , que sin patria
avasallaron derechos de todo aquel
que se oponía a su interminable avaricia.

Por ello, el que solo piensa en la igualdad
es peyorativamente llamado populista,
porque el peligro para la clase dominante
es que los que menos tienen puedan
ser conscientes de una única verdad
para convertirlos en funcionales.

También están los viles, que permutan
los votos con los pobres por el hambre,
logrando su adhesión a lo que proponen
vaciando las arcas estatales una y otra vez,
a sabiendas que en forma circular la rueda
girara mientras se apoye en la ignorancia,
de una mayoría ya convertida en rebaño

no por inmunidad…si por masificación.

4 comentarios sobre “Inducida ceguera

  1. Esto funciona así. Unos manipulan a muchos para su beneficio. La empatía es un término muy bonito para los artículos de los psicólogos y demás, luego ponerla a la práctica es otro cantar. En mi país a la gente se la llena la boca de empatía y nos vuelven a confinar y por el poco civismo que hemos tenido.

    Le gusta a 2 personas

    1. Así es amigo mio; pretenden canjear civismo por humo, sin importarles lo que sucede en el mundo real, alejado de los enjuagues sucios de toda la dirigencia. Un abrazo.

      Me gusta

  2. “Aquel que le tiene miedo a la palabra es un pobre tipo. Posiblemente lastime más una palabra que un cuchillo. Un arma te puede quitar la vida, pero no las ideas” -José Larralde-
    Hay que seguir manteniendo los sueños del mundo que creemos mejor, con ideales nobles, desde el lugar de cada uno, en el respeto y la exaltación de la condición de que somos seres humanos, únicos e irrepetibles.

    Le gusta a 2 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s