Creo que estoy haciéndome amigo…

Saben; cuando escribo mi interés es ser simple y no buscar ni gerundios, adjetivos, adverbios por analogía, y así podría seguir…pero tengo algo que contarles.  ¿Puedo? ¿No les molesta, verdad? 

Recuerdan uno de mis últimos escritos, al que denomine “Así como Carlitos”… bueno hoy tuve un nuevo encuentro con (el nombre Roberto cuando no es el suyo). Y sucedió como siempre -saben que cuando escribo en la entrada “autorreferencial” es tal cual; un suceso que viví en esta alocada vida mía, en que necesitaría días de 48 horas.

Luego de los ejercicios de técnicas de respiración, meditación y desayuno, salimos como siempre con Daysi, a caminar nuestros 2 kilómetros matutinos y a hora temprana -no más allá de las 9 AM-. Primero por las aceras del sol y al retorno por la sombra, porque ya aquí estamos en primavera. En hora más tardía, el sol se pone que arde y hasta tendría que ponerle a mi mascota zapatillas en cada pata, para que no se quemes la almohadillas con el asfalto o los revestimientos de los pisos.

A las tres cuadras; lo vi en la vereda de enfrente, como siempre. Lo saludé con la mano y un ¡Buen día!, que creo escucharon todos los vecinos. Ahí comencé a pensar si realmen-te se llamaba Roberto o su nombre era Juan Carlos…

Ya había pasado casi media hora y volvíamos, Estaba en la puerta, pero ingresó a su casa al verme a unos cien metros. Que raro…me pregunte. Pero no; estaba haciendo tiempo como agazapado, para salir justo cuando pasábamos. Ahí nos saludamos y confirme que su nombre es Juan Carlos.

Pero esta vez, al margen de ser una persona que se considera el centro del mundo, no me cae mal. Además quién soy yo, para juzgar a alguien. Lo que sí; me dijo en solo 10 minutos un poco de su vida, descubriendo además que es un sujeto que al estar solo -tiene tiempo para pensar y sacar de la galera como un mago, sus ideas las que brillan por su creatividad-.

Primero me habló de su hija; a la que dejó de ver cuando la niña no había cumplido aún los dos años de vida. Fue en aquel momento,en que la infidelidad de su mujer con su mejor amigo le dio punto final a su matrimonio, hace ya tres décadas. Sabiendo los dos; que el Gobierno actual de forma anticonstitucional dio incrementos a los jubilados por Decreto, no respetando la Ley de Movilidad (que incluía las variables de incremento de salario real e inflación).

Ello produjo un deterioro en el salario de los jubilados, entre el 20 y el 30% interanual. Pero Juan Carlos, ya tenía una propuesta en la manga y vayamos a nuestro diálogo;

Juan Carlos – ¿ Yo la tengo muy clara, escucha lo de la radio Están hablando de nosotros…

De quienes…Juan Carlos.-

Juan Carlos- ¿Como de quienes? De nosotros, los jubilados. Y se me ocurrió la forma de generar más ingresos en el Fondo de Garantía de las Jubilaciones….

-¿Ahh…si y que se le ocurrió?

Juan Carlos- Fijese Ud. los periódicos como “Clarín” y otros, se la pasan hablando de nosotros, en sus editoriales. Así también en los otros medios de comunicación, llámese canales abiertos o no, a través de sus periodistas que ganan fortunas, comparado con el haber mínimo de un o una jubilada….

-Y entonces Juan Carlos, eso qué significa…?

Juan Carlos- Que deben pagar un “canon” a la caja de jubilaciones, ya que hablan o escriben sobre nosotros todos los días. La gente los ve o lee, y ahí también están los anunciantes o sponsors …y la platita no faltaría…ahh eso sí, quienes manejen los numeritos, deben ser fiscalizados por los propios jubilados, a través de una comisión de gente intelectualmente capaz….Que le parece?

Tengo que decir…que quedé estupefacto … .anonadado. Como congelado un par de minutos para finalmente, decirle;

-Sí; ¡tiene razón Juan Carlos! ¡Que idea fenomenal! ¡Ahora hay que tratar de conocer a algún diputado o senador, para tirarle el tema y que lo analice con sus asesores, para desarrollar un proyecto de Ley.-

Juan Carlos- Usted tranquilo, Daniel. De eso me ocupo…yo

Quedan 5 minutos más de conversación; en donde me pareció estar frente a un filósofo de la vida…pero lo que hablamos luego, lo dejó para la próxima. Eso sí; tengo que desha-cer lo casi peyorativo que fui, cuando escribí de él, la primera vez. Tengo que reconocer mi error. Ahora creo que estoy haciendo un nuevo amigo.

5 comentarios sobre “Creo que estoy haciéndome amigo…

  1. Pues me parece de lo más sensato, eso de un poco de plata para la caja de jubilaciones. Esos programas generan audiencia y tienen publicidad. No estaría mal ese canon si están siempre hablando de los jubilados, una especie de copyright. Todo un filósofo. Muy buena historia y reflexión, las primeras impresiones no siempre aciertan. Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

  2. Que puedo decirte de Juan Carlos a la distancia acorde a tu descripción y comentarios. Que es un soñador!!! Un loco lindo!! Pobre… se olvida en que país está viviendo.Ja,ja. Aunque a decir verdad el mundo todo necesita más gente así, soñadora, ilusa, y menos corruptos, inmorales y aprovechadores. Abrazo buena entrada amigo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s