Humahuaca: restauran iglesia del Siglo XVII

Respetando la técnica de construcción original del 1600, los expertos le devolvieron la estabilidad perdida. En su interior guarda pinturas religiosas hechas por los aborígenes según técnicas del Alto Perú.

La iglesia humahuaqueña de Uquía fue restaurada. Desde 1941 fue declarada Monumento Histórico Nacional.

Restauraron la iglesia de Uquía, ubicada en la Quebrada de Humahuaca, que fuera levantada en 1691 y declarada Monumento Nacional Histórico en 1941. San Francisco de Paula recuperó su esplendor perdido tras un complejo trabajo sobre su edificación. Las obras fueron inauguradas junto a la estructura de un nuevo paseo de artesanos ubicado a metros del templo y con el que se pretende potenciar la actividad turística en el pequeño poblado, situado a unos 115 kilómetros al norte de la capital jujeña.

Reconocido por ser custodio de los cuadros de los Ángeles Arcabuceros, pinturas realizadas en el siglo XVII por indígenas de la Escuela Cuzqueña lo posicionan, junto a otras singularidades del lugar, como un destacado atractivo turístico de la región. “Es uno de los hitos más importantes culturales y religiosos que tenemos en la provincia”, valoró el gobernador Gerardo Morales, al encabezar la presentación del trabajo realizado en el lugar y detallar que demandó una inversión de 24 millones de pesos. El edificio presentaba problemas estructurales complejos que ponían en peligro toda su estabilidad. 

En ese marco, personal especializado de la provincia en colaboración con el Conicet avanzó con el proyecto de obra, que respetó la tecnología constructiva original de la obra sin modificar su imagen e incorporó un sistema sismo resistente. Es uno de los pocos lugares del mundo donde se pueden apreciar a los ángeles arcabuceros, pinturas provenientes de la región del Alto Perú, las cuales se encuentran al resguardo y serán nuevamente dispuestas en la iglesia una vez que las condiciones de humedad, tras las reparaciones, sean las adecuadas.

A fines de 2019 se habían iniciado las tareas de resguardo del monumento que se ubica frente a la plaza central de Uquía, donde luego se sumaron tareas de renovación urbana. A la par se concretó el proyecto del paseo, que está compuesto por unos 30 puestos de venta realizados con estructura de madera y techo de cañizo con torta de barro, todo lo cual implicó el gasto de otros 7 millones de pesos.

En la Puna se exhibirá una momia de 9.000 años

Estará en un Centro de Interpretación recientemente inaugurado que se convertirá en una atracción para descubrir los pueblos de la región con oferta de turismo rural y comunitario.

La Puna jujeña tiene un nuevo Centro de Interpretación cerca de las Salinas.

La Puna jujeña, una de las regiones con mayores riquezas arqueológicas del país, cuenta con un Centro de Interpretación como nuevo atractivo turístico cultural, donde se exhibirán desde expresiones de arte rupestre hasta importantes hallazgos, como una momia de unos 9.000 años de antigüedad. Según informaron las autoridades del Ministerio de Turismo de la provincia, a pocos kilómetros de las Salinas Grandes se instaló el Centro, en el poblado de Barrancas. 

Luego de la inauguración, el Centro quedará integrado al circuito turístico de la zona sur de la Puna jujeña y se convertirá en “una atracción para descubrir los increíbles pueblos de la región con oferta de turismo rural y comunitario“, dijo a Télam el ministro de Turismo de Jujuy, Federico Posadas. El funcionario también detalló que la construcción fue concretada con una inversión de 37 millones de pesos a través de un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Por otro lado, la directora de Turismo de Jujuy, Sandra Nazar, contó que el Centro de Interpretación “exhibirá y pondrá en valor los vestigios arqueológicos y el arte rupestre de la zona, que es una de las más importantes de Argentina en ese sentido”. Destacó que la momia de referencia fue encontrada por un equipo del Conicet en el pueblo de Barrancas a fines de 2018 y que recién será exhibida cuando finalicen los estudios pertinentes.

En las salas de exposición, los visitantes podrán adentrase en toda la historia de la región, el significado de los grabados en piedra, entre otros, todo ello con información científica escrita de modo amigable, que además estará traducida al inglés y el francés. Con un diseño integrado al paisaje, el espacio también cuenta con un área de gastronomía al servicio de los turistas y otra de venta de artesanías, además de un mirador accesible en su terraza.

“Queremos que, atraídos por el Centro de Interpretación, los visitantes decidan quedarse en Barrancas para seguir conociendo la Puna y al día siguiente irse a Sausalito, Alfarcito, Rinconadilla, entre otros poblados“, valoró finalmente Nazar sobre las expectativas de las comunidades de la zona, que están “capacitándose y encarando nuevos proyectos turísticos”. A la par de los fines turísticos, el Centro también pretende ser un espacio para el desarrollo de estudios arqueológicos, por lo cual integra a su vez un área de laboratorio para facilitar el trabajo de investigadores.

Barrancas está ubicado en el departamento de Cochinoca, a unos 184 kilómetros al noroeste de San Salvador de Jujuy. Para llegar al poblado, desde Purmamarca se debe tomar por la ruta nacional 52 hasta pasar por cerca de treinta kilómetros las Salinas Grandes y llegar a la intersección con la ruta provincial 75, por la cual hay que avanzar unos 13 kilómetros más.

Fuente: Télam.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s