Otra oportunidad…

Alguien
alguna vez
me dijo
que para
reconstruirse
hace falta más
que voluntad,
se hace necesario
verse uno
desde dentro
haciéndose
ese análisis
retrospectivo,
al que nos
negamos
la mayoría
de las veces,
solo por
nuestro amigo
ese maldito ego.

Si bien se pudo
acabar el amor
no se así
la vida
ni los sueños,
dejar cada
uno ir ante
la desazón
de ese instante
en que la pareja
ingresa en un túnel
en el que
es fagocitada
a si misma.

La vida
corre rápido,
no perdamos
ese tiempo
tan finito.
vivamos
con algarabía
por la felicidad
del otro,
porque
solo así
deseando
lo mejor
a ese amor
hasta ayer,
disfrutaremos
amablemente
ese tan ansiado
oasis
de paz y armonía.

Solo esta
el presente
es lo que
nos queda,
seremos
cómplices
de nuestras
nuevas vidas,
y con las
manos
en oración,
rogando alcanzar
ese llamado
equilibrio.

Que por analogía,
será el exquisito
y ultimo trago
de ese elixir
llamado oportunidad,
y así cada uno
dejaremos
que nos lleve
nuevamente,
a sentir
esa sensación
tan profunda,
que nos dejara
en nuestra
última estación.

Simple; entonces…
Lo siento
Gracias
Perdón

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s