Algunas plataformas de hielo antárticas han crecido a pesar del calentamiento global.

CRISIS CLIMÁTICA

Si es de tu interés profundizar en esta entrada, cliquea por favor donde se encuentre escrito en “negrita”. Muchas gracias.

Los científicos afirman que el hielo marino podría haber ayudado a proteger las plataformas de hielo de estas pérdidas (por más que nos encontremos en emergencia climática).

Desde finales del siglo XX, los altos niveles de calentamiento en todo el planeta y, concretamente, al este de la Península Antártica, provocaron el colapso de las plataformas de hielo Larsen A y B en 1995 y 2002, respectivamente. Estas barreras de hielo conforman una extensa plataforma de hielo localizadas a lo largo de la costa oriental de la península Antártica, en la parte noroeste del mar de Weddell y su colapso impulsó la aceleración del hielo hacia el océano y, en última instancia, aceleraron la contribución de la península antártica al aumento del nivel del mar. Entre 2002 y 2020, el continente helado en el polo sur ha arrojado aproximadamente 150 gigatoneladas de hielo por año, lo que ha provocado que el nivel global del mar aumente 0,4 milímetros por año, según datos de la NASA. 

«Es muy posible que estemos viendo una transición de regreso a patrones atmosféricos similares a los de la década de 1990»

Escenario conocido: calentamiento global

Sin embargo, un nuevo estudio liderado por investigadores de la Universidad de Cambridge, la Universidad de Newcastle y la Universidad de Canterbury de Nueva Zelanda, aclara que, a pesar del calentamiento global, algunas zonas de la Antártida han ganado hielo durante los últimos 20 años, aun contando con que el continente sufrió una pérdida significativa del mismo debido al calentamiento global.

Los científicos utilizaron una combinación de mediciones satelitales históricas junto con registros oceánicos y atmosféricos de la sabana antártica. Descubrieron que el 85 por ciento de la plataforma de hielo 1.400 kilómetros a lo largo de la Península Antártica oriental experimentó un avance ininterrumpido entre los estudios de la costa en 2004-2004 y 2019. Todo lo contrario de lo que se esperaba.

Hielo marino frente a la costa de New Bedford Inlet, al este de la Península Antártica. (Frazer Christie).

Las capas de hielo han crecido

Todo esto a pesar de que el cambio climático está causando un aumento de las temperaturas globales. ¿A qué se debe este aumento en el hielo pese a la evolución de deshielo de las dos últimas décadas? Según los expertos, este avance de las secciones flotantes de hielo que se adhieren a las capas de hielo terrestre y protegen contra la liberación incontrolada de hielo tierra adentro hacia el océano, está relacionado con cambios en la circulación atmosférica que llevaron a que el viento llevara más hielo marino a la costa (entre 1985 y 2002, por el contrario, las condiciones del viento en la misma zona hicieron que el hielo marino se alejara de la costa). 

Los resultados, publicados en la revista Nature Geoscience, sugieren que el hielo marino juega un papel crucial en la estabilización de las plataformas de hielo, al igual que las propias plataformas de hielo asientan y refuerzan las capas de hielo. «Descubrimos que el cambio en el hielo marino puede proteger o poner en marcha el desprendimiento de icebergs de grandes plataformas de hielo antárticas», explica Frazer Christie del Scott Polar Research Institute (SPRI) de Cambridge y autor principal del artículo. 

«Independientemente de cómo cambie el hielo marino alrededor de la Antártida en un clima más cálido, nuestras observaciones resaltan la importancia que a menudo se pasa por alto de la variabilidad del hielo marino para la salud de la capa de hielo de la Antártida».

Pero, ¿continuará esta tendencia?

Sea como fuere, incluso con estos datos, los expertos aún no están seguros de cómo evolucionará el hielo marino alrededor de la Antártida en respuesta al cambio climático y, como respuesta, cómo influirá en el aumento del nivel del mar. 

Los icebergs que se desprendieron en 2020 podrían indicar el comienzo de un cambio en los patrones atmosféricos y un retorno a las pérdidas, según la investigación. «Es muy posible que estemos viendo una transición de regreso a patrones atmosféricos similares a los observados durante la década de 1990 que alentaron la pérdida de hielo marino y, en última instancia, más rupturas en la plataforma de hielo”, concluye Wolfgang Rack, de la Universidad de Canterbury y uno de los coautores de la investigación.

Imagen de portada: El hielo marino puede controlar la estabilidad de la capa de hielo de la Antártida, según una nueva investigación. (Fuente: iStock)

FUENTE RESPONSABLE: El Confidencial. Por Sarah Romero. Mayo 2022

Actualidad/Cambio climático/Antártida

 

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s