Limoneros en flor

Va cayendo la tarde
ahora un poco más larga
cercana la primavera,
sábado a la noche
quizás hacer algo distinto,
a deambular por la noche oscura.

Por más que maquine
seguramente
iré donde siempre,
ese lugar fugazmente
perfumado
por los limoneros
en flor
de la casa
donde busco refugio,
recuerdos
de momentos gratos
tal vez para recordar
como eran antes las cosas,
feliz y enamorado tomando
su cintura sentados
en alguno
de los bancos
de mármol
que engalanan
los fondos
de la casa
en donde solíamos
abrazarnos y besarnos
con intensa pasión.

Pero no se,
es una idea algo confusa
quizás me traiga
el sonido de su llanto,
aquella noche
de pesadumbre
en la que le confesé
que partía lejos.

Volví luego
de muchos años
discando la soledad
en ese mismo lugar,
pero hoy
me siento pleno y en paz
ya no hay
lamentos desesperados,
solo la esperanza
de volver a amar.

Imagen de portada: Gentileza de Pinterest

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s