Ven…quedate.

Bien sabes de mis sueños
que cuan demonios
aguardan para vividos
visitarme cada madrugada.

Pero anoche sucedió
algo más que extraño,
paseaba bajo la noche oscura
junto a vos sonriendo,
acariciaba tus manos
ponía en ellas ramos
de jazmines blancos,
sí esos que tanto
te gustan por su perfume
penetrante y salvaje.

Sentía al rozar tu piel
con mis dedos la suavidad
de tu cuerpo invitandome
a acariciarte sin detenerme,
me emborrache con tu fragancia
bebiendo toda la miel de tus labios.

Y ahora estas frente a mi
despertándome 
de tan guionado sueño,
ven ahora quedate conmigo
cometamos la locura
que ambos deseamos
hace ya mucho tiempo.

Imagen de portada: Gentileza de Pinterest

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s