Descubren inscripciones pintadas de 3.500 años de antiguedad en la antigua Hattusa, la capital hitita.

A unos 200 kilómetros al este de la capital turca, Ankara, a las afueras de la pequeña localidad de Boğazkale, se encuentran las ruinas de la ciudad de la Edad de Bronce de Hattusa. Hattusa fue en su día la capital del Imperio Hitita, que dominaba amplias zonas de Asia Occidental en el segundo milenio a.C.

Si deseas profundizar en esta entrada; por favor cliquea adonde está escrito en “azul”. Muchas gracias.

A principios de agosto, el Dr. Bülent Genç, miembro del equipo de excavación y profesor de arqueología en la Universidad Artuklu de Mardin, hizo un descubrimiento especial en Yerkapı. En un túnel sin luz, del monumento en la ciudad alta que se conoce desde tiempos inmemoriales, notó signos. Estos habían sido pintados en las piedras toscamente trabajadas de las paredes con pintura de raíz de color marrón rojizo.

Desde entonces se han descubierto rastros de al menos 249 signos en jeroglíficos anatolios (signos pictóricos) en las investigaciones aún en curso. Aunque algunos están demasiado erosionados para ser legibles, la mayoría están bien conservados y son claramente descifrables.

Uno de los jeroglíficos Anatolios pintados descubiertos | foto Bülent Genç/DAI

Según las primeras evaluaciones de los filólogos del equipo de excavación (M. Alparslan y M. Marazzi), existen al menos ocho grupos diferentes de signos de repetición en el llamado Poterne de Yerkapı. Uno de estos grupos de signos ha sido identificado 38 veces hasta ahora. Al parecer, no se trata de inscripciones coherentes, sino de breves anotaciones (grafitti). Las primeras observaciones suponen nombres de personas o dioses, así como una posible designación de este camino subterráneo en el periodo hitita.

Los jeroglíficos de Anatolia y el significado de las inscripciones recién descubiertas.

En el periodo del Gran Reino Hitita, los jeroglíficos anatolios se encuentran regularmente en monumentos rocosos o sellos, ya sea grabados o en relieve. Los signos descubiertos en Yerkapı, sin embargo, estaban escritos en los bloques de piedra con pintura.

Hasta ahora, sólo se conocían inscripciones pintadas de Kayalıpınar (Sivas) y Suratkaya (Muğla). Y su número era extremadamente pequeño. Gracias a los hallazgos de Yerkapı, cada vez está más claro que la escritura jeroglífica anatolia estaba mucho más extendida en la sociedad del II milenio a.C. de lo que se suponía. Estos hallazgos abren una ventana completamente nueva e inesperada a la Edad de Bronce tardía.

Para documentar este descubrimiento único, los jeroglíficos junto con todo el edificio están siendo grabados digitalmente y modelados en tres dimensiones en cooperación con colegas de la Universidad Federico II – DiSTAR.

Otro grupo de jeroglíficos pintados | foto Bülent Genç/DAI

La investigación arqueológica en Hattusa

Desde hace 116 años, Hattusa (Patrimonio de la Humanidad y Memoria del Mundo de la UNESCO) se investiga con el permiso del Ministerio de Cultura y Turismo de la República de Turquía.

El objetivo del equipo internacional, dirigido desde 2006 por el Prof. Dr. Andreas Schachner, del Instituto Arqueológico Alemán de Estambul, es la investigación sistémica de Hattusa. El programa de trabajo se centra en las excavaciones, el tratamiento de los hallazgos y las restauraciones.

Los trabajos actuales se desarrollan en Boğazköy/Hattusa en el marco del proyecto global financiado por el Instituto Arqueológico Alemán (DAI), la Fundación Alemana de Investigación (DFG), la Fundación Thyssen, la Fundación GRH y el Ministerio de Asuntos Exteriores italiano. Colegas de la AID, de la Universidad de Estambul y de las Universidades Federico II y Suor Orsola Benicasa (ambas de Nápoles) colaboran en la documentación y la evaluación.

Fuentes: Deutsches Archäologisches Institut

Imagen de portada: El yacimiento de Yerkapı en Hattusa, el lugar del hallazgo | foto Andreas Schachner/DAI.

FUENTE RESPONSABLE: La Brújula Verde. Por Guillermo Carvajal. 19 de septiembre 2022.

Arqueología/Historia/Descubrimientos/Actualidad

 

 

El eslabón pérdido de la historia india: la Ciudad de Mohenjo-Daro.

Varios arqueólogos británicos sacaron a la luz, hacia 1925, dos grandes ciudades de 2500 a.C., Mohenjo-Daro y Harappa.

El Nilo, el Tigris y el Éufrates, y el Huang He y el Yangtse fueron los principales y directos responsables del surgimiento de las primeras civilizaciones de la historia: Egipto, Mesopotamia y China. Pero a orillas de otro imponente río, el Indo, se descubrió a inicios del siglo XX una civilización desconocida: la cultura del valle del Indo.

Hasta entonces, los restos arqueológicos más antiguos de la región india (India y Pakistán) eran las estupas budistas del norte, datadas hacia el siglo I d.C., aparte de algunas evidencias prehistóricas en el sur. El hallazgo de las ciudades de Harappa y Mohenjo-Daro («la colina de los muertos») permitió, como dijo el arqueólogo británico John Marshall, uno de sus descubridores, «ampliar nuestro conocimiento de la civilización india en al menos 3.000 años, demostrando que en el III milenio a.C., o incluso antes, las gentes del Punjab y el Sind vivían en centros urbanos bien organizados y poseían una avanzada tecnología».

Pero el hallazgo de esta nueva civilización estuvo a punto de perderse para siempre justo antes de nacer. En 1856, poco después de que el Imperio británico se anexionara el actual territorio de Pakistán, se decidió construir una línea de ferrocarril que uniera Karachi y Lahore, y se encargó la obra a los hermanos e ingenieros John y William Brunton.

DE GRAN CIUDAD A CANTERA

John, que trabajaba en el sur, se encontró con el problema de conseguir balasto (gravilla) para las vías del ferrocarril y se le ocurrió que podría encontrarlo en una «vieja ciudad de ladrillos en ruinas» conocida con el nombre de Brahminabad. Tras comunicarle a su hermano su idea, éste hizo lo propio en otra ciudad abandonada en la región del Punjab, cerca del pueblo de Harappa, que estaba totalmente edificada con ladrillos cocidos.

Harappa fue desmantelada por completo, tal como recordaría años después el arqueólogo Alexander Cunningham.

Sello de terracota en el que se representa una figura masculina. Mohenjo-Daro. Foto: Cordon Press.

Sin conceder importancia alguna a sus vestigios, Harappa fue desmantelada por completo, tal como recordaría años después el arqueólogo Alexander Cunningham: «Las ruinas de Harappa son las más grandes del curso del río Ravi. En conjunto miden casi 4 kilómetros de perímetro. Las paredes eran muy macizas, pero apenas queda nada, pues el material se usó para construir la vía del tren. Para hacernos una idea de la extensión originaria de Harappa basta pensar que los ladrillos sirvieron de firme para la línea ferroviaria entre Lahore y Multan, de 160 kilómetros de longitud».

EL RESURGIR DE UNA CULTURA

Cunningham era general del ejército británico e ingeniero jefe de las provincias del norte; también era un gran amante de las antigüedades, y dedicó todos sus esfuerzos a fomentar el estudio, la publicación y la salvaguarda del patrimonio indio. En 1860 se fundó el Archaeological Survey of India (Servicio Arqueológico de la India), del que Cunningham formó parte como arqueólogo y luego, entre 1870-1885, como director general. Fue él quien, al adquirir unos sellos cuadrados de esteatita que los obreros guardaron tras la destrucción de Harappa, se dio cuenta de la antigüedad e importancia de aquel yacimiento.

Sello de esteatita y su impresión, descubierto en Harappa, Pakistán. Foto: Cordon Press

Pero no fue hasta la década de 1920 cuando se produjo ese «gran salto» del que hablaba Marshall. El interés por los contactos entre el mundo clásico y el oriental condujo a este experimentado arqueólogo a presidir el Archaeological Survey entre 1902 y 1928. Al igual que Cunningham, Marshall llevó a cabo un amplio programa de actividades y de modernización de los métodos de trabajo, y por primera vez incluyó a arqueólogos indios en el equipo. 

Fueron precisamente ellos quienes llevaron a cabo las primeras excavaciones tanto en Harappa, por parte de Daya Ram Sahni en 1920, como en Mohenjo-Daro, en la región del Sind, unos 600 kilómetros más al sur y cuyo descubrimiento en 1922 debemos a R. D. Banerji. Al principio éste creyó que aquellos restos pertenecían a la época de las estupas budistas, pero las investigaciones posteriores, en las que participó Marshall, revelaron que se trataba de una civilización que se remontaba al año 2500 a.C., tan desarrollada y brillante como las de Egipto y Sumer.

Marshall llevó a cabo un amplio programa de actividades y de modernización de los métodos de trabajo, y por primera vez incluyó a arqueólogos indios en el equipo.

Las campañas de excavación dejaron al descubierto unas ciudades impresionantes, con más de 100 hectáreas de extensión y una población de entre 40.000 y 70.000 habitantes, con murallas de nueve metros de altura y un perfecto sistema reticular basado en cruces de anchas calles en disposición cardinal. El hallazgo de miles de sellos ponía de manifiesto una rica economía y la presencia de un sistema de escritura (aún no descifrado) vital para aquellas comunidades urbanas.

EXCAVACIONES MODERNAS

Tras Cunningham y Marshall, el siguiente personaje importante en la historia de Harappa y Mohenjo-Daro fue un nombre ilustre de la historia de la arqueología, Mortimer Wheeler, quien dirigió el Archaeological Survey en 1940-1944. Si sus predecesores fundaron y mejoraron los trabajos arqueológicos en esta zona, Wheeler condujo la arqueología a la era moderna al dotarla de un sistema basado en la estratigrafía, sobre la cual se apoya la ciencia arqueológica actual. 

En sus intervenciones en ambas ciudades, Wheeler llevó a cabo los primeros y seguros registros estratigráficos, con tres niveles para Harappa y hasta nueve para Mohenjo-Daro. También modernizó el concepto de arqueología para convertirla en una ciencia: «En casi todos los sitios que he visitado –constató– hay evidencias de que el trabajo ha sido realizado por aficionados, por hombres ansiosos, sin suficiente experiencia para hacer una buena labor».

Wheeler llevó a cabo los primeros y seguros registros estratigráficos, con tres niveles para Harappa y hasta nueve para Mohenjo-Daro.

Gran piscina en el yacimiento de Mohenjo-Daro, en Pakistán. Foto: iStock

Otra de sus aportaciones fue hacer que las excavaciones sirviesen como práctica a los estudiantes. En una época y una zona con una amplia diversidad cultural y religiosa, ello traía consigo fricciones, pero Wheeler supo ponerles freno: «Aquí todos somos iguales; yo no distingo entre sijs, persas, hindúes o musulmanes; todos somos arqueólogos y si a alguien no le gusta, que se vaya».

Así pues, el descubrimiento de Harappa y Mohenjo-Daro no se debe a una sola persona, sino a un grupo de esforzados arqueólogos que, aportando cada uno lo mejor de sí mismo, recuperaron una de las primeras culturas del mundo: la civilización del Valle del Indo.

Imagen de portada: Al fondo de la imagen, estupa de budista en Mohenjo-Daro, en Pakistán. Foto: iStock

FUENTE RESPONSABLE: Historia National Geographic. Por Felip Masó. 19 de septiembre 2022.

Arqueología/Civilizaciones/Descubrimientos.

 

Una colosal estatua de Hércules descubierta en la antigua ciudad griega de Filipos.

Durante las excavaciones que se desarrollan en el yacimiento griego de Filipos, un equipo de arqueólogos de la Universidad de Tesalónica ha sacado a la luz una colosal estatua que representa a un joven Hércules, datada en el siglo II d.C., y que al parecer decoró una fuente monumental.

Si deseas profundizar en esta entrada; por favor cliquea adonde está escrito en “azul”. Muchas gracias.

Durante las excavaciones que un grupo de arqueólogos ha llevado a cabo en la antigua Filipos, ciudad fundada por el rey macedonio Filipo II, padre de Alejandro Magno, y escenario de la famosa batalla del mismo nombre en el año 42 a.C., se ha encontrado una estatua monumental que representa a un Hércules joven. Los trabajos de excavación, dirigidos por la profesora de Arqueología bizantina Natalia Poulou, han contado con la participación de los profesores Anastasios Tantsis y Aristóteles Menzo y con la colaboración de varios estudiantes de la Aristotle University of Thessaloniki (AUTH), institución que en la actualidad se encarga de los trabajos de excavación y mantenimiento del yacimiento.

La zona que escogieron los arqueólogos en esta última campaña para realizar excavaciones ha abarcado el lado oriental de una de las calles principales de Filipos. En ese punto se ha localizado una plaza en la que en su día se alzó un imponente edificio, muy posiblemente una fuente ricamente decorada (ninfeo), de la que se han hallado algunos fragmentos, y que, según creen los investigadores, habría tenido una rica decoración arquitectónica.

Lugar del hallazgo de la estatua colosal del joven Hércules. Foto: Ministerio de Cultura de Grecia.

Fragmentos de la estatua de Hércules tal como fueron descubiertos en el yacimiento de Filipos. Foto: Ministerio de Cultura de Grecia.

UNA ESTATUA COLOSAL

De hecho, la decoración de esta fuente, que ha sido datada entre los siglos VIII y IX, el período de dominio bizantino en la ciudad, estaba coronada por una impresionante estatua de época romana (siglo II d.C.), de un tamaño superior al natural, que representa a un Hércules juvenil. La maza, de la que se han encontrado diversos fragmentos, y la piel de león que cuelga de la mano izquierda extendida confirmarían la identidad del héroe. En la cabeza, Hércules lleva una corona de hojas de vid atada a la espalda por una cinta cuyos extremos finalizan en los hombros.

La decoración de la fuente estaba coronada por una impresionante estatua de época romana (siglo II d.C.) que representaba a una Hércules juvenil.

El hecho de utilizar estatuas antiguas para decorar edificios está confirmado por las fuentes históricas y también por los hallazgos arqueológicos. Por ejemplo, se sabe que en Constantinopla las estatuas de época clásica y romana decoraron los edificios y los espacios públicos hasta el período bizantino tardío. Lo que viene a demostrar este hallazgo es el modo en que se ornamentaban los espacios públicos en las ciudades más importantes del Imperio bizantino. Debido a su importancia estratégica en ese período, Filipos mantuvo una considerable guarnición bizantina en el siglo VIII d.C. Los soldados de Bizancio no pudieron, sin embargo, evitar que la ciudad fuera tomada por los búlgaros en 838 d.C., aunque fue recuperada por los propios bizantinos en el año 850 d.C.

EL OCASO DE UNA ESPLÉNDIDA CIUDAD

Aunque se desconoce la fecha exacta del abandono definitivo de la ciudad de Filipos, los investigadores creen que este hecho pudo haberse producido alrededor del siglo XV. Los viajeros que la visitaron entonces confirmaron que de la otrora cosmopolita ciudad tan solo quedaban ruinas y que las piedras que una vez sirvieron para levantar magníficos edificios estaban siendo aprovechadas por los otomanos como cantera.

Los investigadores creen que el abandono definitivo de la ciudad de Filipos pudo haber tenido lugar en el siglo XV.

Uno de los arqueólogos durante los trabajos de excavación. Foto: Ministerio de Cultura de Grecia

Las primeras excavaciones arqueológicas sistemáticas de la ciudad fueron realizadas por la Escuela Francesa de Atenas en 1914, y solo se interrumpieron a causa del estallido de la Primera Guerra Mundial. Tras la finalización del conflicto y desde que volvieron a retomarse los trabajos en el yacimiento en el año 1920 hasta 1937 salieron a la luz el teatro, el foro, dos basílicas, unas termas y una muralla. En la actualidad, las excavaciones continúan con grandes resultados, como demuestra este magnífico hallazgo.

Imagen de portada: Imagen de la estatua de Hércules encontrada en las excavaciones tras ser desenterrada y reconstruida.

Foto: Ministerio de Cultura de Grecia

FUENTE RESPONSABLE: Historia National Geographic. Por J.M. Sadurni. 23 de septiembre 2022.

Arqueología/Antigua Grecia/Descubrimientos 

 

Los misterios del Disco de Nebra, el mapa astronómico más antiguo que se ha encontrado hasta ahora.

El Disco de Nebra es el primer mapa astronómico que muestra la Luna, el Sol y otros astros en el firmamento de la Edad de Bronce. Esto es lo que sabemos.

Si deseas profundizar esta entrada; cliquea por favor donde este escrito en color “azul”.

El Disco de Nebra tiene el tamaño, aproximadamente, de un vinilo setentero. A diferencia de los antiguos LPs, sin embargo, este artefacto no produce música. Por el contrario, es el mapa más antiguo de las estrellas que se ha encontrado hasta ahora. Con un diámetro de apenas 32 centímetros, está hecho completamente de cobre. En su superficie están representados una luna creciente, el Sol y lo que parecen ser otros astros.

Inscrito en 2013 al catálogo de Registro de la Memoria del Mundo de la UNESCO, se sabe que «fue enterrado ritualmente junto con dos espadas preciosas, dos hachas, dos brazaletes en espiral y un cincel de bronce«, según documenta la institución. Fue encontrado en 1999 en Mittelberg, cerca de la ciudad alemana de Nebra.

Por el acomodo en el que se encontró, los arqueólogos asumen que el Disco de Nebra está dedicado a los dioses. Esto es lo que sabemos.

Un mapa del cielo para los dioses

Photo: Hendrik Schmidt vía Getty Images

El hallazgo del Disco de Nebra se tiene como uno de los más significativos del siglo XX. Según la UNESCO, «combina una extraordinaria comprensión de los fenómenos astronómicos con las creencias religiosas de su época», que arrojan luz sobre el conocimiento astronómico que se desarrolló durante la Edad de Bronce.

En enero de 2021, la Universidad Goethe de Frankfurt y el Archäologischen Staatssammlung de Múnich realizó un estudio para entender mejor esta pieza arqueológica.  Como se sabe realmente muy poco sobre su procedencia y significado real, diversas teorías han aflorado en torno esta pieza de orfebrería prehistórica.

De acuerdo con World History Encyclopedia, la teoría más ampliamente aceptada es que éste fue un artefacto para calcular los tiempos de siembra y cosecha. Quizás, incluso, se tratara de una especie de reloj astronómico primitivo. Aunque ésta es sólo una suposición, el Disco de Nebra sí es «la representación realista del cosmos más antigua que se ha encontrado hasta la fecha».

La representación más antigua del cosmos

En un comunicado reciente, los especialistas desmintieron la suposición de que Nebra fue realmente el lugar donde el mapa se diseñó originalmente. Más que nada, porque se encontró después una serie de saqueos. Por lo cual, dicen los científicos, cada objeto encontrado junto con mapa astronómico debería de ser investigado de manera individual.

Esto fue revolucionario, ya que se asumió por décadas que las espadas, hachas y demás artefactos se encontraron ahí pertenecían a la misma época. Al término del estudio, los investigadores en Alemania concluyeron que podría ser que ni siquiera estuvieran relacionados entre sí.

Según los arqueólogos, esto significa que el disco debe estudiarse y evaluarse como un hallazgo individual. Por esta razón, el estudio de Gebhard y Krause abre nuevos horizontes de investigación: cultural y estilísticamente, según los autores, el disco celeste no encaja en el mundo con motivos de la Edad del Bronce Temprano. Podría ser que una redacción de esta pieza pudiera dar luz sobre el conocimiento que se tenía, más bien, en la Edad del Hierro a partir de esta antigua representación del cosmos.

Imagen de portada:  FOTOGRAFÍA: ANNE POLLMANN / DPA / DPA PICTURE-ALLIANCE VIA AFP

FUENTE RESPONSABLE: National Geographic en Español. 6 de septiembre 2022

Sociedad y Cultura/Edad de Bronce/Descubrimientos/Fenómenos/ Astronomía/Historia Antigua/Prehistoria.

 

Así vivían los ricos hace mil 200 años: En Israel, arqueólogos hallan lujosa mansión en el desierto.

La mansión muestra como era la vida de las personas ricas o de gran poder adquisitivo durante los siglos XIII al IX.

Si deseas profundizar en esta entrada; cliquea donde se encuentra escrito en “azul”.

Un grupo de arqueólogos desenterró los vestigios de una mansión de alrededor de mil 200 años de antigüedad, al sur del desierto de Israel. Este es un encuentro significativo para los expertos, pues el hallazgo supone una visión concreta sobre la vida de las personas de gran poder adquisitivo en la región del Néguev, hace más de 10 siglos, según la Autoridad de Antigüedades de Israel (AAI) en el país de Medio Oriente. 

Tweet

Ver Tweets nuevos

Conversación

רשות העתיקות – Israel Antiquities Authority

@AntiquitiesIL

שרידי בית אחוזה מפואר בן כ-1200 שנה- הראשון מסוגו שהתגלה עד היום בנגב, נחשפים. באתר החפירה נחשפו קמרונות ובור מים, חפורים עמוק באדמה שמתחת לאחוזה. כל הפרטים אצלנו בפייסבוק!

Traducido del hebreo al

Se están descubriendo los restos de una magnífica mansión de 1200 años de antigüedad, la primera de su tipo descubierta hasta la fecha en el Negev. En el sitio de excavación, se descubrieron bóvedas y una cisterna, excavadas profundamente en el suelo debajo de la mansión. ¡Todos los detalles están en nuestro Facebook!

«Un rico terrateniente pudo haber vivido en la finca con vista a las granjas en el norte de Néguev», según los directores de excavación, Oren Shmueli, Elena Kogan-Zehavi y Noe D. Michael.

La casa de lujo, descubierta en la ciudad beduina de Rahat, data del siglo VIII o IX, según las autoridades. Cuenta con un gran patio alrededor, y cuatro alas con varias habitaciones para sus residentes. Poseía pisos de mármol, con piedra tallada y decoraciones en sus paredes con pedazos de vidrio cortado, pinturas murales sobre yeso húmedo, además de grandes hornos y fragmentos de vajillas de cristal decoradas. 

Foto: Israel Antiquities Authority

(Foto AP/Tsafrir Abayov)

(Foto AP/Tsafrir Abayov)

Y esto no es todo, pues los arqueólogos encontraron bóvedas subterráneas hechas de piedra, donde se cree que se almacenaron artículos selectos para ser preservados del intenso sol del desierto. Cuentan con el espacio suficiente para el movimiento de los entonces inquilinos al interior de éstas. Además contiene un sistema de cisternas, donde los residentes podían acceder al agua potable, desde una de las habitaciones de la bóveda. 

Los expertos dicen que los dueños de la mansión probablemente vivieron una vida de prosperidad y tenían mucho para todos.

(Foto AP/Tsafrir Abayov)

(Foto AP/Tsafrir Abayov)

“La lujosa propiedad y las impresionantes bóvedas subterráneas únicas son evidencia de los medios de los propietarios”, dijeron los directores de excavación en un comunicado. “Su alto estatus y riqueza les permitió construir una lujosa mansión que servía como residencia y para el entretenimiento”.

La Autoridad de Antigüedades de Israel y la Autoridad para el Desarrollo y el Asentamiento de los Beduinos están planeando conjuntamente conservar y exponer los hallazgos al público en general, según un comunicado emitido a través de su cuenta oficial de Facebook

(Foto AP/Tsafrir Abayov)

(Foto AP/Tsafrir Abayov

Imagen de portada: Bóveda de la mansión israelí de mil 200 años de antigüedad . Foto: Israel Antiquities Authority.

FUENTE RESPONSABLE: Redacción Terra. 23 de agosto 2022.

Arqueología/Israel/Descubrimientos

 

Arqueólogos abrieron la tumba de un general del Antiguo Egipto y lo que hallaron los dejó sin palabras.

Se trata de Wahibre-mery-Neith, quien reclutaba soldados de Asia Menor y las islas del Egeo; el hallazgo corresponde al siglo V a.C

Científicos del Instituto Checo de Egiptología de la Universidad Charles de Praga descubrieron recientemente la tumba secreta de un antiguo general egipcio que llegó a dirigir un importante ejército de mercenarios extranjeros.

Si deseas profundizar sobre esta entrada; cliquea donde se encuentre escrito en “azul”. Muchas gracias.

Se trata del oficial militar egipcio Wahibre-mery-Neith, que estaba estaba a cargo de reclutar soldados de fortuna de Asia Menor y las islas del Egeo. Según manifestaron los arqueólogos, el pozo funerario se remonta a principios del siglo V antes de Cristo.

La misión arqueológica identificó en febrero la tumba en Abusir, cerca de Saqqara. En su interior, hallaron el almacén de embalsamamiento más grande de Egipto, incluidos 370 frascos de cerámica que contenían materiales utilizados para la momificación del militar.

La tumba de pozo del antiguo general egipcio medía alrededor de 6,5 metros por 3,3 de ancho. A su vez, tenía casi 16 metros de profundidad. En el fondo, se encontró un sarcófago doble, que dañado por saqueadores de aquella época.

En el ataúd del general egipcio fueron hallados cientos de objetos de cerámica y figuras de barro.. EGYPTIAN MINISTRY OF TOURISM AND ANTIQUITIES/ZENGER

Según Newsweek, la capa exterior del sarcófago estaba hecha de dos bloques gigantes de piedra caliza con un ataúd interior decorativo con forma humana. El ataúd interior medía 2,30 metros de largo y 1,98 de ancho. Tenía una cara hecha de piedra de grano fino que había sido triturada.

Los científicos checos revelaron que el sarcófago incluía, además, inscripciones del Libro de los Muertos y señalaron que describía la resurrección del general y su viaje al más allá.

Si bien el trabajo de excavación aún no pudo dar con Wahibre-mery-Neith, el equipo de especialistas encontraron dos cajas de madera con 402 figuras de barro creadas para servirle en el más allá.

Los hallazgos también incluyeron jarras de alabastro, 10 tazas y una pieza de cerámica de piedra caliza llamada ostracon que estaba inscrita con textos religiosos.

La campaña arqueológica finalizó en junio de 2022 en Abusir, un sitio que se encuentra entre Giza y el norte de Egipto y que fue declarado Patrimonio Mundial de la Unesco.

El hallazgo se produjo en Abusir, un sitio declarado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.. EGYPTIAN MINISTRY OF TOURISM AND ANTIQUITIES/ZENGER

Según precisaron los arqueólogos, el material hallado data del comienzo de la dominación persa en Egipto, que comenzó alrededor del 525 a. C. y se prolongó durante 100 años.

Los egipcios prosperaron bajo el rey persa Darío I, pero sufrieron a manos de líderes como Jerjes I, que aplastó revueltas y no respetó las costumbres locales.

Según la investigación, la tumba permite a acercar a los arqueólogos una imagen más cercana de la vida del oficial egipcio. De hecho, según los arqueólogos, “probablemente murió de manera muy inesperada” ya que su “tumba y equipo funerario aún estaban sin terminar”

 

Imagen de portada: La tumba del general egipcio fue descubierta por un equipo de científicos de checos. EGYPTIAN MINISTRY OF TOURISM AND ANTIQUITIES/ZENGER.

FUENTE RESPONSABLE: La Nación. Argentina. 22 de julio 2022

Sociedad/Antiguo Egipto/Arqueología/Descubrimientos

 

 

Göbeklitepe, punto cero de la historia.

Göbeklitepe, construido hace 12 mil años, es el descubrimiento arqueológico más importante de los últimos tiempos. Es el primer centro de creencias en la historia y también la región donde se desenterraron los primeros vestigios de vida sedentaria.

Göbeklitepe en la provincia sureña turca de Şanlıurfa es un descubrimiento que revela lo desconocido de la historia de la humanidad en tierras de Anatolia.

Este descubrimiento se remonta a miles de años antes de las pirámides de Egipto y desafía todas las teorías conocidas de la historia humana.

Las figuras en las columnas llaman la atención

Las primeras excavaciones en Göbeklitepe, que tiene el tamaño de 20 campos de fútbol, ​​comenzaron en el año 1995.

Durante las labores de excavaciones se reveló que el estilo de vida de hace 12 mil años era diferente al conocido. Un enorme templo salió a la luz con sus símbolos.

Las columnas en forma de «T» son el símbolo más importante de Göbeklitepe.

Más de 200 pilares pesan 20 toneladas y alcanzan los 6 metros de largo. También llaman la atención las figuras de animales bordadas en ellos.

Göbeklitepe, sede de primicias de la historia

En el período de cazadores-recolectores cuando se construyó Göbeklitepe, los humanos vivían en grupos de 40 personas en promedio. No había escritura, rueda, ni siquiera cerámica, pero la gente de la época se unió para construir un templo.

Göbeklitepe no solo era un templo, sino también un centro donde se reunía la gente de la época.

Se descubrió que la gente construyó enormes refugios de piedra caliza. Esto fue una situación sin precedentes en la era de los cazadores-recolectores.

Revelan rastros de vida sedentaria hace 12 mil años

El jefe de excavaciones de Göbeklitepe Prof. Dr. Necmi Karul afirmó que se han descubierto nuevas estructuras en la región y agregó:

«Se trata de pequeñas residencias de planta redonda-rectangular. Encontramos hallazgos relacionados con la vida cotidiana dentro de las casas. En Göbeklitepe hay edificios públicos y privados, así como residencias, por lo que sería más exacto definirlos como un asentamiento».

Todas las estructuras en la región eran producto de una gran imaginación y habilidad. Porque requería una arquitectura avanzada.

Era la primera vez que se encontraban rastros de vida sedentaria y colaboración con una gran mano de obra.

Göbeklitepe, predilecto de turismo

El interés de los turistas nacionales y extranjeros por Göbeklitepe también está aumentando.

Mientras los descubrimientos en curso en la región continúan sorprendiendo a la humanidad, los nuevos hallazgos atraen al turismo y se comparten.

Gobernador de Şanlıurfa, Salih Ayhan, expresó lo siguiente:

«Cuando miran la cultura de vida allá de hace 12 mil años, las razones de estar juntos, y muchas cosas que sabemos y la verdad han cambiado. Es un gran potencial para nuestra ciudad, esto es un valor. Protegeremos este valor, lo sacaremos a la luz y lo presentaremos a la humanidad. Nos beneficiaremos de esto como instrumento turístico».

Mientras que actualmente las labores arqueológicas continúan en el punto cero de la historia, se cree que Göbeklitepe contiene mucho más que los hallazgos desenterrados hasta ahora.

Imagen de portada: Gentileza Trt Noticias

FUENTE RESPONSABLE: TRTHABER. Trt Noticias. 18 de julio 2022.

Sociedad y Cultura/Arqueología/Descubrimientos/Anatolia

Hallan esqueletos de hombres y caballos sepultados en el campo de la histórica batalla de Waterloo.

Según dijo el director del Centro de Arqueología del Campo de Batalla de la Universidad de Glasgow se trata de un descubrimiento “increíblemente raro”.

Esqueletos de hombres y caballos fueron encontrados por equipos de arqueólogos durante excavaciones en el campo donde se libró la histórica Batalla de Waterloo, en la actual Bélgica, hecho que signó la derrota definitiva de Napoleón, el 18 de junio de 1815.

«No podríamos estar más cerca que eso de la dura realidad de Waterloo», dijo, citado por la BBC, el profesor Tony Pollard, director del Centro de Arqueología del Campo de Batalla de la Universidad de Glasgow.

El científico sostuvo que este es un descubrimiento «increíblemente raro», ya que entre los hallazgos hay tres miembros amputados, abandonados en el sitio de la granja Mont-Saint-Jean, transformada en un hospital de campaña para las tropas aliadas durante la batalla.

Durante siglos, los huesos que no fueron enterrados fueron recolectados por los agricultores y molidos para hacer fertilizante para los campos, según informó la agencia Ansa.

En Waterloo murieron decenas de miles de soldados de ambos bandos: por un lado, la «Armée» francesa reunida por Napoleón tras su huida de la isla de Elba, por otro, las fuerzas de la alianza lideradas por los británicos del Duque de Wellington, que también incluía a los prusianos del mariscal de campo Von Bluecher.

Las excavaciones, reanudadas en los últimos días tras una suspensión desde 2019, ante la pandemia de COVID, continuarán hasta el 15 de julio. 

Imagen de portada: Télam

FUENTE RESPONSABLE: La Nueva. Bahía Blanca. Argentina. 14 de julio 2022.

Sociedad/Historia/Waterloo/Excavaciones/Descubrimiento.

 

 

Descubierta una estatuilla de madera en Chan Chan, la Capital del Reino Chimú, en Perú.

Las excavaciones en el norte de este sitio arqueológico situado en la costa norte de Perú, una zona conocida como Huaca Takaynamo, han sacado a la luz una pequeña escultura de madera que conserva aún restos de su decoración original.

Chan Chan, la impresionante ciudad de barro que fue la capital del reino chimú, una civilización que dominó la costa norte de Perú entre los años 1000 y 1470 d.C. hasta su conquista por el Imperio inca hacia 1470, continúa proporcionando gratas sorpresas a los arqueólogos que allí excavan. Esta vez los investigadores han anunciado el hallazgo de una excepcional escultura de madera, en perfecto estado de conservación, que se ha localizado durante la excavación y recuperación de una zona del sitio arqueológico conocida como Huaca Takaynamo, situada al norte del complejo.

Arturo Paredes Núñez, jefe de la Unidad de Investigación, Conservación y Puesta en Valor del Proyecto Especial Complejo Arqueológico Chan Chan, del Ministerio de Cultura de Perú, ha destacado las características de este singular hallazgo: «Las tallas o esculturas en madera chimúes son fijas o móviles. Las primeras se documentan en el ingreso de algunos conjuntos amurallados de Chan Chan, a partir de un segmento no tallado que, al ser enterrado, fija la porción tallada del elemento en el suelo. La escultura móvil [como es el caso de la que acaba de ser descubierta] carece de tal elemento y frecuentemente ha sido documentada en algunas huacas», ha señalado el arqueólogo.

Panorámica de la ciudad de barro chimú de Chan Chan, cerca de Trujillo, en la costa norte de Perú.Foto: iStock

UNA FIGURILLA SINGULAR

La escultura de madera exhumada en la Huaca Takaynamo, con una antigüedad de entre 850 y 1.400 años y que representa, según los investigadores, a un cargador de andas, está tocada con un gorro de forma trapezoidal decorado con siete bandas verticales de colores. La parte inferior muestra una banda horizontal de tonos oscuros. El rostro de la figura es plano y ovalado, pintado de color rojo. La nariz es recta y sobresaliente, y los ojos almendrados y las orejas circulares conservan restos de una resina de color negruzco que seguramente sirvió, según los investigadores, para fijar placas de nácar. En cuanto al cuerpo, se conservan parte de los brazos, flexionados, y también las piernas. Asimismo va vestida con una especie de faldellín de forma triangular decorado en sus bordes con pequeñas bandas rectangulares.

La nariz es recta y sobresaliente, los ojos almendrados y las orejas circulares conservan restos de una resina de color negruzco.

Imagen que muestra la figura completa, tal como fue descubierta por los arqueólogos.Foto: Dirección Desconcentrada de Cultura de la Libertad

Durante las excavaciones, también se han desenterrado, junto a la escultura, semillas de nectandra (un género de plantas con flores) que tal vez formaron parte de un collar (alguna de ellas conserva aún fragmentos de hilo insertados). Asimismo, debajo de la figura se halló una especie de bolsa negra, decorada con hilos de color marrón y blanco. «Este hallazgo se suma a evidencias significativas que ratifican la función ceremonial de un edificio periférico a Chan Chan, cuya intervención se alinea con el Plan Maestro para la Conservación y Manejo del Complejo Arqueológico Chan Chan y enriquece el conocimiento de un bien inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial», concluye César Gálvez Mora, director del Proyecto Especial Complejo Arqueológico Chan Chan.

Imagen de portada: Detalle del rostro de la figura de madera descubierta durante la última campaña de excavaciones en Chan Chan. Foto: Dirección Desconcentrada de Cultura de la Libertad.

FUENTE RESPONSABLE: Historia National Geographic. Por Carme Mayans, Redactora. 7 de julio 2022.

Perú/Arqueología/Descubrimientos/Actualidad

 

Una nueva especie ha sido descubierta en las profundidades del océano.

Atolla es el género en el cual se incluyen distintas especies de medusas corona de aguas profundas que se reporta que se distribuyen por las cuencas oceánicas de todo el mundo.

Si deseas profundizar esta entrada; cliquea por favor donde se encuentre escrito en “azul”. Muchas gracias.

En general, a nivel de género se suelen caracterizar por tener un color escarlata y un tentáculo más largo que el resto, sin embargo, como pasa en la naturaleza comúnmente, derivado de la biodiversidad y falta de estudio de un gran número de ejemplares, su clasificación y características a nivel de especie aún no están del todo resueltas, y, aunque para algunas su identificación morfológica es clara, un par de ellas aún genera mucha confusión entre los especialistas.

Durante 15 años científicos del Instituto de Investigación del Acuario de la Bahía de Monterey (MBARI, por sus siglas en inglés) en Estados Unidos que es un centro de investigación en oceanografía, han estudiado y recolectado especímenes peculiares pertenecientes al género Atolla mediante diversas incursiones y variedades de vehículos submarinos operados desde superficie (ROV).

Tras el arduo trabajo durante estos años, describen los investigadores que han recolectado especímenes peculiares de tres tipos de medusas Atolla, las cuales tiene la particularidad de carecer del tentáculo alargado que es un rasgo que se distingue a casi todas las medusas de este tipo. A la par, las claves taxonómicas inconclusas han dificultado la identificación precisa de distintos organismos encontrados, no obstante, ahora los científicos de MBARI han publicado en la revista Animals la identificación de una especie nueva de Atolla que han coronado con el nombre científico de: Atolla reynoldsi.

Fotografía tomada de: Animals

El Lider de la investigación, George Matsumoto indico que: «Nombramos a esta impresionante nueva especie en honor a Jeff Reynolds en reconocimiento a los 4,3 millones de horas de servicio que él y otros voluntarios han contribuido al Acuario de la Bahía de Monterey durante los últimos 38 años. Ellos gentilmente han dado su tiempo para educar al público sobre las maravillas del océano. Los voluntarios del acuario han sido fundamentales para crear conciencia sobre la fragilidad del océano e inspirar al público a preocuparse por la salud del océano»

La identificación de la nueva especie se realizó con base en las claves taxonómicas ambiguas y con estudios moleculares en los cuales ADN de los ejemplares se secuenció para comparar la información genética de esta nueva especie con las estrechamente relacionadas que incluían algunos otros géneros medusas a descartar. En general, se secuenciaron 34 especímenes de Atolla que se habían recolectado tras las expediciones para determinar esta especie diferente.

Así, concluyeron los autores que la nueva especie encontrada era molecular y morfológicamente distinta a otras cinco que se recolectaron mediante las expediciones en el MBARI y, únicamente con comparación morfológica, se distinguió de las 10 especies reconocidas dentro del género.

A pesar de que se describe que una de las piezas claves para identificar a especies de Atolla es su característico único tentáculo alargado o hipertrofiado que tiene la capacidad increíble para estirarse y ayudar a la medusa a capturar a sus presas. Aquí se presenta la evidencia de que no todas las medusas tipo Atolla corresponden a este rasgo, incluyendo la ahora nueva especie única Atolla reynoldsi.

Otra particularidad que despertó el interés al encontrar ejemplares de esta especie durante las expediciones, fue el tamaño que se reporta puede ser de hasta 13 centímetros de diámetro, inusual en este tipo de medusas, por lo que la nueva Atolla podría ser una de las especies más grandes del género.

Por último, se debe tomar en cuenta la importancia de la identificación de nuevas especies de animales en las profundidades del mar hoy en día es cada vez más urgente debido a que estos ecosistemas están ampliamente amenazados por el hombre, de tal forma que para poder preservar las especies que ahí habitan, antes debemos ser capaces de reconocerlas.

Imagen de portada: Gentileza de Animals

FUENTE RESPONSABLE: Enseñame de Ciencia.

Medio ambiente/Naturaleza/Descubrimientos