Las curiosas leyendas detrás de la micronación más joven del mundo.

Se dice que cuando Robert Louis Stevenson escribió «La isla del tesoro», el clásico literario de capa y espada, se inspiró en las visitas que hizo de niño a la isla de Fidra, una de las tres islas rocosas del estuario del Forth, frente a la costa escocesa de North Berwick.

El joven Stevenson desconocía los mitos, leyendas y misterios que supuestamente albergaba otra isla, situada a casi dos kilómetros al este. Conocida como Lamb, apenas atrae la atención de los remeros, ocasionales observadores de aves y amantes de la fauna. Pero podría convertirse en una verdadera isla del tesoro por sí misma.

Al menos, ésa es la posibilidad que baraja su pintoresco, carismático y controvertido propietario, el más famoso doblador de cucharas del mundo y legendario «vidente» Uri Geller.

Ahora, 13 años después de comprarla, Geller, un maestro de los gestos grandilocuentes, ha decidido elevar el estatus de Lamb de isla privada escocesa a país, con bandera, constitución e himno.

Fidra y Lamb

FUENTE DE LA IMAGEN – RICHARD WATT. Fidra (izq.) habría inspirado el clásico «La isla del tesoro». A su derecha está Lamb.

Mientras Escocia está ocupada debatiendo su propio camino hacia una posible independencia, la aparición de la «República de Lamb», del tamaño de un campo de fútbol, significa que su comparativamente gigantesco vecino acaba de hacerse, en teoría, un poco más pequeño.

«Lamb es un lugar como ningún otro», dice Geller, desde su casa en la vieja Jaffa, Israel, «y merece su propia identidad. Esta es una forma adecuada de hacerlo».

Las pirámides

Lamb no es la primera micronación: se han declarado docenas desde el siglo XIX, algunas serias y otras no.

Algunas han emitido sus propios sellos, monedas y ciudadanías (el efímero Reino de Lovely, nacido de un programa de televisión y con sede en un piso del este de Londres, podría reclamar el título de mayor número de ciudadanos, con más de 58.000 que se registraron en internet).

Geller también ofrece la ciudadanía, y todos los ingresos se destinan a Save a Child ‘s Heart, una organización benéfica israelí que trata a niños con afecciones cardíacas de todo el mundo.

Dice que quiere que Lamb sea un emblema de la paz, y que el único criterio para ser miembro es «la voluntad de existir en armonía con los compatriotas de Lamb». No se permite el asentamiento en la isla, cuyos únicos habitantes son frailecillos, araos y otras aves marinas, y hasta hace poco una rata solitaria.

«Siempre quise tener una isla, ser como James Bond», dice Geller, de 75 años, que se enteró de la existencia de Lamb cuando leyó que estaba a la venta en el periódico The Times.

Uri Geller en Lamb

FUENTE DE LA IMAGEN – URI GELLER MUSEUM. Uri Geller pasó una noche en Lamb en 2010

Pero fue la intrigante -algunos dirán que dudosa- afirmación de un estudioso aficionado de la Historia la que cautivó la imaginación de Geller y le convenció de que tenía que comprarla. Porque, según el investigador de origen escocés Jeff Nisbet, Lamb tiene similitudes inexplicables con las pirámides de Giza.

Nisbet señaló la disposición de Lamb y de las dos islas a ambos lados, que, según él, refleja exactamente la de las tres pirámides. El preciso diseño geométrico de las pirámides ha sido durante mucho tiempo una fuente de fascinación para matemáticos y egiptólogos.

De hecho, Nisbet no fue la única persona que planteó la idea de los vínculos escoceses con el antiguo Egipto.

La princesa egipcia

Una crónica del siglo XV, descrita por la Biblioteca Nacional de Escocia como «probablemente el relato medieval más importante de la historia temprana de Escocia», afirma que Egipto dio origen a la nación escocesa.

Afirma que Escocia fue fundada en realidad por la princesa Scota, la hija exiliada del faraón cuyo ejército -en el relato bíblico- se ahogó persiguiendo a Moisés y a los israelitas a través del Mar Rojo.

Una figura notable que da gran importancia a esta historia es el magnate de origen egipcio Mohamed Al Fayed, residente en el Reino Unido desde mediados de los años 60. Al Fayed es un ferviente partidario de la independencia de Escocia y se ha ofrecido a ser el primer presidente de una Escocia soberana.

Página del Scotichronicon

FUENTE DE LA IMAGEN – NATIONAL RECORDS OF SCOTLAND GD45/26/48. Una crónica escocesa habla de una mitológica fundación por parte de una princesa egipcia.

El antiguo propietario de los lujosos almacenes Harrods guardaba un ejemplar de esta crónica en su oficina y se lo contó a Geller cuando ambos se conocieron en 2010. Más tarde, Al Fayed le envió otro ejemplar como regalo.

Geller dice que, según lo que recuerda, Al Fayed le contó la historia de que Scota ancló su barco frente a Lamb y enterró allí un tesoro. Aunque no hay pruebas documentales de ello, Geller, que al parecer hizo una fortuna con la prospección de empresas petroleras y mineras mediante la antigua práctica de la radiestesia, dice que empleará el mismo método para buscar el tesoro.

La isla forma parte de una zona de protección especial, lo que significa que las excavaciones están descartadas (aunque un equipo de arqueólogos de campos de batalla se ha ofrecido a explorarla).

El tesoro no es lo único que podría contener la isla. Geller, un autodenominado mistificador, cree que los huesos de las víctimas de los infames juicios por brujería de North Berwick en la década de 1590 podrían haber acabado allí también, transportados desde el continente por autoridades supersticiosas.

Sin embargo, los expertos afirman que todas las pruebas conocidas apuntan a que los restos fueron enterrados cerca de donde las víctimas fueron quemadas en la hoguera.

Uno de los objetos favoritos de Geller en su museo de Jafa es un antiguo juego de seis esferas de cristal fino, verdes, plateadas y doradas, conocidas como bolas de bruja. Este tipo de objetos se colgaban en los hogares de las Islas Británicas en el siglo XVII para ahuyentar a los malos espíritus.

Nación sin barón

La idea de convertir Lamb en una micronación se le ocurrió a Geller después de explorar la posibilidad de comprar el título de baronía que venía con el territorio que históricamente había incluido la isla.

Sin embargo, Lamb perdió la baronía cuando Geller la adiquirió del actual barón de Dirleton -un empresario luso-brasileño judío ortodoxo- a quien el título había sido legado por el anterior titular.

«No pude conseguir la baronía, así que decidí ir más allá y crear mi propio pequeño país» -dice Geller- «pero lo que lo hace particularmente especial es que tiene todas estas conexiones poderosas, significativas y espirituales. No es un lugar ordinario».

Piedra Scone

FUENTE DE LA IMAGEN – GETTY IMAGES. La Piedra Scone en la Abadía de Westminster.

Algunas de estas conexiones fueron identificadas por Nisbet, quien afirmó que Lamb se encuentra en una confluencia de líneas ley, supuestas vías de energía que unen lugares de importancia histórica.

Una de ellas atraviesa Lamb desde la Isla de Mayo, supuesto lugar de enterramiento del legendario Rey Arturo, hasta la Colina de Tara, en Irlanda, supuestamente un antiguo lugar de coronación de monarcas y cargado de mitología.

La piedra y el himno

Según la tradición irlandesa, la famosa Piedra del Destino, o Piedra de Scone, fue traída de Jerusalén a Tara en el siglo VI a.C. por el profeta Jeremías y la hija del último rey de Judá.

Esta historia fue relatada en un discurso en la Cámara de los Lores británica por Lord Brabazon de Tara en 1951. Se dice que la piedra fue utilizada como almohada por Jacobo en el relato bíblico y que posteriormente se guardó en el templo del rey Salomón.

Se afirma que la piedra fue llevada de Irlanda a Escocia por invasores escoceses, antes de ser robada y llevada a Inglaterra por orden del rey inglés Eduardo I el 8 de agosto de 1296. Este es el día elegido por Geller «en reconocimiento a la orgullosa historia de Escocia» para declarar la condición de Estado de Lamb.

Ladrillo fabricado en Escocia

FUENTE DE LA IMAGEN – URI GELLER MUSEUM. El ladrillo fabricado en Escocia fue encontrado debajo de un edificio en Jaffa.

Geller también ve una señal en un curioso hallazgo realizado por arqueólogos bajo el edificio de la época otomana que ahora alberga su museo en la antigua Jaffa.

Desenterraron entre cientos de artefactos un ladrillo escocés de Forth fabricado en la costa de la isla de Lamb, después de que, según dice, percibiera algo enterrado allí utilizando sus habilidades de adivinación. Geller califica el descubrimiento del ladrillo de «sincronicidad».

Podría decirse que la sincronización también jugó un papel cuando Geller intentaba encontrar un himno para su estado semiindependiente (dice que no es un acto político y que las leyes de su tierra seguirán siendo las vigentes antes).

El año pasado, el amigo de Geller, el mentalista y lector de mentes escocés Drew McAdam, originario de East Lothian, condado al que pertenece Lamb, realizó la primera grabación de una pieza musical llamada Our Land. Hizo que le pusieran una nueva letra a la canción que compuso su bisabuelo, James Russell, en 1909.

«Unos dos días después, Uri me preguntó si conocía a algún compositor, ya que estaba buscando un himno para su isla… y eso estaba ahí», dice McAdam, que se lo ofreció a Geller. «Me alegró el mero hecho de escuchar la melodía después de todos estos años, y me encanta que se utilice en un proyecto tan cercano».

1909 partitura escrita a mano

FUENTE DE LA IMAGEN – DREW MCADAM. Como Russell no escribe ni lee música trabajó con su amigo Cargill Linn.

Desde entonces, McAdam ha descubierto que su bisabuelo, fallecido en 1928, está enterrado en el cementerio de Larkhall, al sureste de Glasgow, y, a sugerencia de Geller, planea tocar el himno (llamado «Mi isla») desde su iPhone en la tumba de Russell.

Una noche en Lamb

Geller pasó una noche en Lamb en 2010 junto con su cuñado Shipi Shtrang y Andy Strangeway (un aventurero originario de Yorkshire que tiene el honor de haber dormido en las 162 islas de Escocia).

Geller describió su experiencia en este trozo de roca basáltica como «dura, helada e incómoda, pero merece la pena por todos los dolores y molestias».

Isla de Lamb

FUENTE DE LA IMAGEN – RICHARD WATT

Los barcos no pueden atracar en Lamb, lo que le ha valido el macabro apodo de «isla del suicidio», para que nadie que se aventure allí acabe encallado. El trío fue recogido al día siguiente, y Geller dejó como recuerdo de su visita un cristal que fue propiedad de Einstein.

La de Geller no es la única isla de propiedad privada en la ría. Fidra pertenece a la RSPB (Sociedad Real para la Protección de Aves), mientras que Craigleith y Bass Rock son desde hace siglos propiedad de la aristocrática familia Dalrymple.

«Cuando llevo a la gente de excursión, lo que más genera reacciones es el hecho de que Uri Geller es el propietario de Lamb», dice el veterano patrón local Dougie Ferguson, que lleva décadas recorriendo las islas y surcando las aguas del estuario en su barco, el Braveheart.

«Conocía a todos los antiguos propietarios y nunca había oído hablar de la conexión con las pirámides de Giza. Pero se trata de zonas de vida silvestre importantes, y si atrae a la gente a verlas, eso sólo puede ser bueno», concluye Ferguson.

Imagen de portada: STEVEN GRIEVE. La isla de Lamb es una belleza natural, y también un lugar de mitos y leyendas.

FUENTE RESPONSABLE: Raffi Berg; BBC News. 6 horas.

Sociedad y Cultura/Escocia/Egipto

 

Cara a cara con los gobernadores del antiguo Egipto en Elefantina.

Hace poco más de cinco mil años, en torno al 3200 a.c., el originario reino de Egipto se extendió hasta la primera catarata del Nilo, el primer gran accidente que impedía a cualquiera continuar su viaje en barco por el río más largo de África.

Por favor; si te interesa esta entrada cliquea donde se encuentre escrito en “azul”. Muchas gracias.

En una de las islas más grandes establecieron un asentamiento, que, poco a poco, se convirtió en la ciudad más meridional de Egipto. Recibió el nombre de Elefantina, probablemente porque uno de los principales objetivos al conquistar esa zona era asegurarse el suministro de marfil de elefante, animal que abundaría en el Nilo Central y en las regiones subtropicales del interior de África.

Productos y funcionarios

Junto con este producto, los egipcios importaban otros objetos y materiales de prestigio, como el ébano, las pieles de leopardo y los aceites exóticos para la cosmética corporal. Aunque los destinatarios finales de todos estos productos exclusivos eran el rey y su corte, Elefantina era la primera ciudad egipcia a la que arribaban esas mercancías. Esto obligó a que hubiera funcionarios de la corona establecidos desde épocas muy tempranas.

Vista general del Proyecto Qubbet el-Hawa en Elefantina. Patricia Mora / UJA., Author provided

Estos representantes se encargaron también de avituallar a las misiones enviadas por el palacio, tanto para traer los productos del sur como para extraer grandes bloques de granito, muy abundantes alrededor de la ciudad. Estas piedras duras se utilizaban principalmente en algunas zonas de los complejos piramidales destinados a los reyes y reinas. Además, a lo largo del tercer milenio a.e.c. se comenzaron a explotar las minas de amatista y se recogía la cornalina presente en los lechos secos de las torrenteras alrededor del Valle del Nilo.

La presencia de altos oficiales reales en Elefantina está atestiguada desde el 2800 a.e.c., si bien no sería extraño que ya se hubiesen instalado en siglos anteriores. Desconocemos si estos funcionarios eran oriundos del lugar o enviados especialmente desde la corte, a donde regresarían a terminar sus días y ser enterrados. Sin embargo, en torno al 2400 a.e.c., los oficiales empiezan a enterrarse en la necrópolis de la isla de Elefantina, en unas tumbas de ladrillo que reciben el nombre de mastabas.

Durante los primeros reinados de la Dinastía VI (2300 a.e.c.), se reforma la administración egipcia, incluyendo también la de Elefantina. Estas modificaciones coinciden con el cambio de lugar de enterramiento de los altos oficiales de la ciudad. A partir de entonces, los oficiales se entierran en una colina cercana, pero situada en la orilla oeste del Nilo. Este sitio se conoce en la actualidad como Qubbet el-Hawa y es una de las necrópolis más conocidas de Egipto.

Proyecto Qubbet el-Hawa

Desde el año 2008, la Universidad de Jaén lidera un proyecto interdisciplinar en Qubbet el-Hawa en el que participan investigadores procedentes de diferentes instituciones académicas de España y del resto de Europa.

El yacimiento fue descubierto a finales del siglo XIX y había sido excavado por diferentes investigadores, pero siempre con metodologías muy rudimentarias. El Proyecto Qubbet el-Hawa aplica las últimas tecnologías en las excavaciones arqueológicas y en el análisis del material.

Por razones de coherencia cronológica, el Proyecto se ha centrado desde su comienzo en las tumbas datadas en la Dinastía XII (1939-1760 a.e.c.). Aunque muchas de estas tumbas habían sido excavadas parcialmente e, incluso, abiertas al público, quedaban los pozos funerarios y otras tumbas que no se habían excavado completamente.

En los últimas catorce campañas arqueológicas, el Proyecto Qubbet el-Hawa ha tenido la fortuna de encontrar diez cámaras y tumbas intactas. Entre ellas, sacó a la luz el enterramiento del gobernador de Elefantina Heqaib III, que ostentó el poder alrededor del 1800 a.e.c. Descubrimientos contemporáneos a éste nos han permitido reconstruir cómo se organizaba el grupo dirigente en una provincia egipcia. Así hemos detectados tres niveles dentro de ese segmento social: el gobernador y su familia nuclear, el núcleo de asistentes y ayudantes más cercanos y, finalmente, familiares o individuos relacionados con la familia dirigente.

Miembro del equipo trabajando en una tumba de la excavación. Patricia Mora / UJA., Author provided.

Los enterramientos de todos estaban compuestos por ataúdes de madera, generalmente importada del Líbano, decorados con fórmulas funerarias en jeroglíficos. Dependiendo de su cronología, los enterramientos iban acompañados de un ajuar más variado. Así, los de comienzos de la XII Dinastía son más ricos que los de finales. Pese a estas diferencias, basadas probablemente en la evolución de las creencias funerarias, los ajuares de las mujeres son más opulentos y variados, por lo que es más difícil que haya ejemplos intactos de ellos en comparación con los masculinos.

Entre los objetos de prestigio que componían los ajuares se han encontrado dagas de bronce, que eran marcadores sociales, amuletos de diferentes materiales, cerámicas y maquetas de barcos que representaban el transporte de la momia a la necrópolis.

Todos los cuerpos estaban envueltos por vendas o telas de lino, que, en algunas ocasiones, estaban a su vez cubiertas por cartonajes de yeso y tela policromados, lo que le daba al difunto apariencia de estar vivo.

Conclusión

La excavación arqueológica y la investigación interdisciplinar asociada a la misma permiten obtener una visión más amplia y cercana de cómo se vivía y cómo se entendía la muerte en la Antigüedad.

A partir del análisis de los datos que el Proyecto de la Universidad de Jaén está consiguiendo en Qubbet el-Hawa, estamos más cerca de tener una fotografía más real de cómo era la sociedad antigua en una zona fronteriza: a qué edades morían, de qué morían, qué necesitaban para vivir en el más allá, etc.

Todas las respuestas a esas preguntas nos describen una cultura que se aleja de la imagen romántica que tenemos del antiguo Egipto.

Imagen de portada: Gentileza The Conversation

FUENTE RESPONSABLE: The Conversation. Por Alejandro Jiménez Serrano. Profesor Titular de Historia Antigua. Universidad de Jaén. 25 de julio 2022.

Egipto/Egiptología/Necrópolis

 

 

 

 

Hilos de esperanza: un refugio seguro para las mujeres desfavorecidas en Egipto.

Si deseas profundizar sobre este tema; por favor cliquea donde esta escrito en “negrita”. Muchas gracias.

“Trabajamos con mujeres que han sufrido tremendamente y han vivido los horrores de la guerra. Lo han perdido todo; sus familias, su sustento, los colores y olores de sus países, su identidad, su comida… ”

La cruda emoción en la voz de Margarita Andrade es palpable y está claro que ella es una mujer con una misión: una misión para apoyar a las mujeres que atraviesan dificultades.

Andrade es el cofundador de Malaika Linens y Threads of Hope junto con Goya Gallagher. Mientras que la primera es una fábrica de ropa de cama y una tienda con sede en Zamalek, la segunda es una empresa social diseñada para apoyar a las mujeres desfavorecidas en Egipto y a los refugiados y brindarles un rayo de esperanza durante los tiempos oscuros.

Fundada en 2019, Threads of Hope ofrece programas de capacitación en bordado y manualidades para mujeres para ayudarlas a buscar oportunidades de trabajo por cuenta propia y enriquecer sus vidas, pero ofrece mucho más que eso.

Andrade quería ofrecer a estas mujeres un espacio lo más seguro posible trabajando duro para hacer de las instalaciones de formación algo más que un espacio de trabajo; más bien, un hogar lejos del hogar.

“Trabajamos con mujeres desfavorecidas que viven en áreas muy pobres y superpobladas donde no hay suficiente espacio o luz entre los edificios, a menudo son acosadas en la calle y no se sienten seguras en sus vecindarios. Creemos que se merecen lo mejor: los espacios más bonitos, los formadores más amables y toda la protección e inclusión posibles ”, explica Andrade.

Agrega que estos refugiados escaparon de las zonas de guerra; el trauma les hace sentir perpetuamente atemorizados de que algo malo esté a punto de suceder, y no existe un grupo de apoyo existente porque viven en diferentes áreas dependiendo de sus niveles de ingresos. Es por eso que se eligió el centro de El Cairo como ubicación para las instalaciones de capacitación debido a su accesibilidad a través de múltiples estaciones y líneas de metro.

El espacio de capacitación fue decorado con el objetivo de brindar una escapada de la negatividad que estas mujeres experimentan en su vida diaria: ofreciendo mucha luz y color, techos altos y pisos de madera.

En octubre de 2021, hay más de 267 mil refugiados y solicitantes de asilo registrados que residen en Egipto, y casi la mitad de ellos son mujeres y niñas. Estos refugiados suelen ser de países ocupados o asolados por la guerra como Irak, Siria y Palestina, así como de varios países africanos como Sudán, Sudán del Sur, Eritrea y Etiopía.

UN ENFOQUE HOLÍSTICO.

Sin embargo, Andrade explica que capacitar a estas mujeres y brindarles oportunidades de trabajo por cuenta propia aún no es suficiente, y se necesita un enfoque más holístico que aborde el bienestar general y la calidad de vida para satisfacer sus diferentes necesidades, tanto como personas como madres.

Se está implementando un próximo proyecto para Threads of Hope con expertos en alimentación y nutrición para ayudar a mejorar la nutrición de los aprendices mediante el estudio de la cocina de sus países de origen, para reproducir platos similares en Egipto.

Los expertos también investigan si estas mujeres comen a diario porque muchas no pueden, ni tampoco sus hijos. Threads of Hope intenta ayudar a satisfacer esta necesidad proporcionando a los alumnos una comida caliente durante los días de formación.

“Es importante comprender la necesidad de una buena nutrición. En la gran mayoría de los casos, la gente piensa que la mala comida es barata, pero queremos dejar en claro que no es barata; es muy, muy caro porque se enfermará, no podrá ver a un médico adecuado y podría volverse crónico. Lo mismo ocurre con los niños: muchos órganos, incluido el cerebro, no se desarrollarán correctamente si los alimentos consumidos no son buenos ”, explica.

Con eso en mente, el equipo del proyecto se esfuerza por proporcionar a las mujeres un folleto de recetas saludables para platos que sean asequibles y fácilmente disponibles en Egipto, además de enseñarse recetas entre sí dentro del espacio de capacitación para compartir estos platos. Esto es particularmente significativo porque, como dice Andrade, la cocina local de uno podría interpretarse como parte de la identidad de uno.

Al hacerlo, se dieron cuenta de que muchas de las mujeres en el programa de capacitación eran analfabetas, lo que llevó a Andrade a pensar en su próxima empresa: un programa de alfabetización ofrecido durante las horas de capacitación, además de una pequeña biblioteca para los aprendices y sus hijos. , donde los libros no solo podían tomarse prestados, sino también conservarse, para ayudar a «plantar una semilla en sus mentes».

UNA VERDADERA DEFINICIÓN DE INCLUSIÓN.

Ejecutar Threads of Hope es sin duda un trabajo duro, pero está claro que Andrade lo encuentra gratificante más allá de las palabras. Uno de los factores que la motiva a seguir avanzando es la solidaridad que se genera una vez que los alumnos de diferentes países asisten juntos a un curso de formación.

Ella explica que al principio, los aprendices de África y de Egipto se mantenían separados, casi como si se tuvieran miedo, hasta que poco a poco se fueron convirtiendo en una sola unidad.

“Es muy conmovedor cuando leemos los informes [de retroalimentación] de los aprendices y sabemos que se sintieron como si estuvieran en un lugar donde están protegidos, son escuchados, amados, donde no hay jerarquía, donde todos somos uno y todos son iguales; para leer: ‘es la primera vez que no estoy haciendo un trabajo humillante o la primera vez que la gente no ve el color de mi piel’ ”, dice.

Una de las muchas historias inspiradoras en Threads of Hope es la de Martha, una mujer de Sudán del Sur que estaba luchando para aprobar el curso de formación de bordado, pero Andrade sintió que necesitaba un empujón extra y las dos mujeres se sentaron para entender cómo ayudar. su éxito.

Resultó que los desafíos que enfrentaba Martha se debían a lesiones en el brazo y la mano por recibir un disparo en una zona de guerra en casa. Andrade luego le proporcionó un cojín especial para descansar su brazo lesionado, y Martha pasó el curso con gran éxito.

Su perseverancia fue tan inspiradora que Threads of Hope lanzará una nueva colección titulada The Martha Collection, una merecida conmemoración de sus esfuerzos.

UN REFUGIO SEGURO QUE MERECE CRECER.

El esfuerzo de Andrade es un recordatorio inspirador de la importancia de la gratitud y la retribución a los demás cuando existe la capacidad de hacerlo.

Cuando se le pregunta cuál es su sueño para Threads of Hope, sus ojos se iluminan y se llenan de infinitas posibilidades. Espera poder financiar proyectos y cursos de formación más holísticos para ayudar a más mujeres necesitadas.

“El mundo se encuentra en una situación económica espantosa, y uno no puede darse el lujo de malcriar a uno mismo, así que imagine lo que están pasando los pobres. Hay que traerlos y darles empleo. La importancia de brindar a las personas oportunidades para ganarse la vida, creo que es un deber moral para quienes pueden pagarlo ”, agrega.

A través de sus proyectos, se esfuerza por dar a estas mujeres un rayo de esperanza de que no todos los momentos de sus vidas tienen que ser difíciles.

“Quiero que sepan que hay un momento en el que no hay ansiedad y no te sientes amenazado; te sientes feliz, sientes que hay esperanza, que importas, que puedes hacer cosas bonitas, que puedes despertarte por la mañana y decir ‘me voy a trabajar’, y que hay una salida donde tú estás en el lugar que mereces estar «.

Para obtener más información, visite las cuentas de Instagram y Facebook de Threads of Hope .

Imagen de portada: Gentileza de Margarita Andrade

FUENTE RESPONSABLE: Egyptian Street. Mona Bassel.Diciembre 2021

Sociedad y Cultura/Guerras/Conflictos/Desplazados/Mujeres/Egipto y países de Medio Oriente.

Azul egipcio: un tono que hizo historia.

Si deseas profundizar sobre este tema; por favor cliquea donde esta escrito en “negrita”. Muchas gracias.

Un loto azul flota río arriba y el cielo se extiende paralelo al Nilo. En Egipto, parece que uno nunca puede tener suficiente del color azul, histórica, artística y teológicamente. El azul es un elemento fijo de la cultura egipcia y lo ha sido durante siglos; pequeños amuletos de escarabajo, paredes pintadas de templos y, más recientemente, chupetes para el mal de ojo.

Pero el azul, los antiguos se dieron cuenta rápidamente, no era un color natural ; el cielo era intocable y no había nada que pulverizar para diluir en pintura. Los pigmentos en ese momento se obtuvieron de la superficie del suelo, la mayoría de los cuales eran terrosos y cálidos como resultado de su origen. Fue un arreglo desafortunado para una cultura cuya esencia dependía de la existencia del azul en cualquier capacidad.

Para los antiguos egipcios, el azul estaba asociado con el cielo, el Nilo y, por lo tanto, su importancia finalmente se expandió para incluir representaciones del universo, la fertilidad y la creación. Nun, o las aguas primigenias del caos, encarnaba esos conceptos de renacimiento y creación y, como era de esperar, se creía que esas aguas también eran azules. Como resultado, símbolos duraderos como el del Nilo y el dios creador Amón necesitaban el color, casi íntimamente.

Para dar un paso más, se creía que «el cabello de los dioses estaba hecho de lapislázuli precioso», una piedra metamórfica de un azul profundo que hasta el día de hoy se considera semipreciosa.

Era necesario encontrar una solución.

Para agregar a una lista ya larga de innovaciones, el antiguo Egipto le regaló al mundo su primer pigmento azul : una pintura sintética muy codiciada derivada de minerales de piedra caliza, arena y cobre molidos (como el azul o la malaquita). Calentado a temperaturas de 1470 a 1650 grados Fahrenheit, el vidrio resultante se pulverizaría y se mezclaría con agentes espesantes como claras de huevo para producir una «pintura o esmalte de larga duración» opaco.

También conocido como el siempre famoso azul egipcio .

Taza con pigmento azul egipcio de Pompeya |  1er c ...

Taza con pigmento azul egipcio de Pompeya |

Hace 5000 años, los antiguos egipcios inventaron el primer ...

C. Dan DiffendaleTallas y pinturas jeroglíficas en las paredes interiores de un antiguo templo egipcio en Dendera | C. Shutterstock

El azul egipcio fue la primera introducción en el mundo antiguo al desarrollo de pinturas sintéticas y siguió siendo esencial a lo largo de los siglos. El tono se mantuvo en una estima increíble ; se usó para las tumbas del faraón, las estatuas de los dioses y el arte de cerámica que representa lo divino. Ya sea que el descubrimiento fue fruto de la suerte de un principiante o de un diseño puro y calculado, fue un » logro realmente impresionante » para una civilización antigua. Calibrar las circunstancias correctas, con ese nivel de control de temperatura, habría sido un gran obstáculo.

La consistencia inquebrantable de este pigmento era un testimonio de la delicadeza de los antiguos egipcios y del grado en que eran capaces de ejecutar su oficio.

Collar delicado de mal de ojo, relleno de oro, gargantilla de mal de ojo ...

Amuleto Nazaar como colgante | C. Studio joyería simple

El Egipto de hoy no es diferente. Aunque el amor detrás del azul ha adquirido interpretaciones más abrahámicas, permanece una constante: el azul está ligado a la espiritualidad, la divinidad y la protección. Quizás el ejemplo más común es el del amuleto de nazar o el colgante del mal de ojo. Ahora, un elemento fijo del hogar y el corazón de los egipcios, se cree que el nazar aleja las energías violentas asociadas con la envidia . Como ocurre con la mayoría de las culturas orientales , el azul ha llegado a encarnar lo absoluto e infinito, así como la tranquilidad trascendental.

Sin embargo, su asociación con la divinidad no vive y muere con el nazar . Más bien, otro símbolo común que se ve en Egipto es el de la Mano de Fátima (también: Mano de Hamsa o Khamsa ): otro colgante que a menudo se representa en azul. Se dice que Fátima fue la hija del profeta Mahoma, y ​​su palma abierta es una encarnación del «equilibrio interior, la fe y la paciencia». Cada uno de sus cinco dedos representa los pilares del Islam : oración, fe, peregrinaje a La Meca, limosna y ayuno de Ramadán.

Adorno de jardín de la Mano de Fátima | C. El duendecillo bailarín

Cúpula de mosaico de la Virgen María en la Iglesia Ortodoxa Copta de Santa María en Zeitun, El Cairo, Egipto. | C. Ike Gómez

Aunque el azul no aparece en el Islam exclusivamente; de hecho, la mayoría de sus raíces abrahámicas se basan en el cristianismo. Muchas iglesias egipcias conservan su uso en el arte para enfatizar la infinitud del cielo y el mundo eterno. Lo más famoso es que el color más asociado con la Virgen María es el azul oscuro ; una mujer que, en sí misma, combina lo terrestre y lo celestial.

Independientemente de dónde permanezca, realmente no hay color más querido en la cultura egipcia que el azul puro y simbólico: su uso es generoso y su importancia es innegable.

Imagen de portada: Gentileza de Templo de Dendra | C. Mick Palarczyk

FUENTE RESPONSABLE: Egyptian streets. Por Mona Abdou. Noviembre 2021

Sociedad y Cultura/Egipto/Azul egipcio/Arte/Religión.

Una misión arqueológica española halla en Egipto restos humanos con lenguas de oro.

El descubrimiento se ha producido en el yacimiento arqueológico de la actual ciudad El-Bahnasa, antiguamente conocida como Oxirrinco, uno de los mayores yacimientos de Egipto donde la Universidad de Barcelona lleva tres décadas investigando.

Oxirrinco era la capital del Alto Egipto y su existencia está documentada por primera vez por las fuentes jeroglíficas con su nombre faraónico, Per-medyed, en la dinastía XXV. Desde hace tres décadas, la Universidad de Barcelona en colaboración con el Consejo Superior de Antigüedades de Egipto, investiga el terreno para dar a conocer increíbles hallazgos que puedan ayudar a avanzar en la documentación de la historia.

Si deseas profundizar sobre este tema; por favor cliquea donde esta escrito en “negrita”. Muchas gracias.

Hace escasas semanas, los investigadores españoles hallaron centenares de piezas pertenecientes a la cámara funeraria de un importante sacerdote del Antiguo Egipto y, ahora, han encontrado dos tumbas de la última dinastía que gobernó el Antiguo Egipto antes de la conquista persa, la Dinastía XXVI o época Saíta (624-525 a.C.) y varias láminas de oro en forma de lengua en una de las sepulturas.

Los restos se han encontrado en dos cementerios adyacentes. Mustafa Waziri, secretario general del Consejo Supremo de Antigüedades, aclaró que las lenguas doradas se encontraron junto a los restos de dos personas desconocidas. Era una práctica habitual que los antiguos egipcios le ofrecieran a la momia una lengua de oro durante los rituales sagrados para que pudieran hablar con Osiris, el dios del inframundo, en el más allá.

En el interior del cementerio además se encontró un ataúd hecho de piedra caliza con una cubierta de mujer y junto a él, los restos de una mujer. Por su parte, la investigadora española Mayte Mascourt, jefa de la misión, explicó que el segundo cementerio estaba completamente cerrado y que era la primera vez que se abría durante las excavaciones.

Imagen de portada: Gentileza de Twitter / @TourismandAntiq

FUENTE RESPONSABLE: SPUTNIK Mundo

Arqueología/Egipto/Hallazgo/Historia/Arte y Cultura/España

Universidad de Barcelona/Mustafa Waziri/Momia/Sociedad

Arqueólogos descubren la tumba del tesorero del faraón Ramsés II en Egipto.

La tumba se mantuvo cerrada durante los últimos 3,000 años y posee paredes talladas que se han conservado casi intactas.

Si deseas conocer mas sobre este tema; cliquea por favor donde se encuentra escrito en “negrita”. Muchas gracias.  

Hace poco más de tres mil años, Ramsés II se convirtió en el tercer faraón de la XIX Dinastía que gobernó Egipto. 

Su larga administración se extendió durante 66 años, en los que el Imperio Nuevo alcanzó el punto más alto de su poderío y es recordado por la creación de obras colosales en los márgenes del Nilo y el traslado de la capital a Avaris.

Sin embargo, Ramsés II no gestionó al Imperio en solitario: una nueva excavación encabezada por la Universidad de El Cairo junto con el Ministerio de Turismo y Antigüedades encontró la tumba de uno de sus hombres de mayor confianza.

Se trata de un templo-tumba donde descansan los restos de Ptah-M-Wia, el tesorero y escriba real de Ramsés II durante su reinado, quien fue enterrado en la necrópolis de Saqqara, ubicada 30 kilómetros al sur de El Cairo.

tumba tesorero Ramsés II Egipto3

Foto: Ministry of Tourism and Antiquities

Aunque la entrada del templo fue descubierta a mediados del siglo XIX, es la primera vez que se revelan los distintos patios de su interior, decorados con pilares de Osiris y paredes recubiertas de yeso que representan una serie de escenas bien conservadas de la vida de Ptah-M-Wia.

Además de fungir como Jefe del Tesoro, Ptah-M-Wia era supervisor del ganado y responsable de las ofrendas divinas de Tebas durante el mandato de Ramsés II. Alrededor del sitio donde fue hallada la tumba, se han encontrado otros mausoleos de la élite egipcia de aquél entonces. 

tumba tesorero Ramsés II Egipto3

Foto: Ministry of Tourism and Antiquities

A diferencia de otras tumbas, las paredes talladas con jeroglíficos revelan que se trataba de una persona con un rol primordial en la administración del Imperio Nuevo. Al interior, algunos bloques de piedra resquebrajados sugieren que el techo pudo haberse derrumbado en algún momento de los últimos 3,000 años; sin embargo, serán necesarias nuevas excavaciones para revelar el contenido de la tumba.

El hallazgo se une al ambicioso programa del gobierno egipcio para continuar con las excavaciones arqueológicas e impulsar el Gran Museo Egipcio, con el objetivo de recuperar el turismo cultural tras la pandemia.

Imagen de portada: Gentileza de Ministry of Tourism and Antiquities

FUENTE RESPONSABLE: NATIONAL GEOGRAPHIC en español. Por Alejandro López.

Antiguo Egipto/Egipto/Arqueología/Sociedad/Cultura

Antiguo Egipto: 5 enigmas milenarios sobre la tumba de Tutankamón que todavía no tienen respuesta. Parte 3/3

Las manchas sobre las pinturas en la cámara funeraria

La cámara funeraria donde yace la célebre momia de Tutankamón es el único recinto de toda la tumba que tiene pinturas en sus paredes. Las imágenes, que contienen motivos religiosos y ceremoniales, poseen una característica única, que las diferencia de las demás pinturas halladas en otras tumbas del Valle de los Reyes. Pero esta singularidad no es algo positivo, ya que se trata de una cantidad inmensa de pequeñas manchas marrones presentes a lo largo y a lo ancho de todos los murales.

Un estudio de esas manchas que publicó National Geographic reveló en las mismas concentraciones de ácido málico, subproducto del metabolismo de algunos hongos y bacterias, algo que confirma que esas pecas marrones son de origen microbiano. El crecimiento en forma de círculos, además, corroborar que se trata de hongos.

Las manchas marrones se observan claramente en esta parad que está siendo observada por los turistas

Las manchas marrones se observan claramente en esta pared que está siendo observada por los turistas. Mohamed Abd El Ghany – Reuters.

Los arqueólogos están convencidos que el crecimiento de estos hongos tuvo que ver con el apresuramiento en la finalización de la tumba, quizás por la muerte prematura del faraón niño. Eso hizo que posiblemente se sellara la cámara mortuoria cuando la pintura no se había secado del todo. La buena noticia es que los investigadores saben que esas manchas ya no representan un peligro para la conservación de los frescos.

Las manchas presentes en los murales de la cámara funeraria de Tutankamón se relacionan con la presencia de hongos, que demostrarían que la sala se selló apresuradamente, con la pintura todavía húmeda

Las manchas presentes en los murales de la cámara funeraria de Tutankamón se relacionan con la presencia de hongos, que demostrarían que la sala se selló apresuradamente, con la pintura todavía húmeda. Mohamed Abd El Ghany – Reuters.

“Creemos que los puntos marrones surgieron porque la sellaron demasiado rápido. Había mucha humedad y aparecieron hongos. Hoy los hongos están muertos, nunca crecieron desde que Carter abrió la tumba, podemos comparar las fotografías”, señaló el arqueólogo Neville Agnew, del Getty Conservation Institute (GCI), uno de los responsables de la restauración de la tumba para la reapertura al público, que se produjo en 2019.

En efecto, en las imágenes tomadas en los primeros días de la apertura de la cripta por parte de Carter y su equipo, se observa que las manchas están distribuidas exactamente de la misma forma que en el día de hoy. Pero, así como es verdad que los hongos muertos ya no pueden dañar las imágenes, también es cierto que las pecas marrones que salpican las imágenes están tan integradas a la pintura que resultaría imposible quitarlas sin que en el intento se dañen los pigmentos de los murales y por ende, su calidad artística.

¿De qué murió Tutankamón?

Los historiadores no se ponen de acuerdo sobre la edad en que falleció el faraón Tutankamón. Fue seguramente antes de los 20 años, pero puede haber sido a los 17, a los 18 o a los 19, dependiendo del libro que se tome como referencia.

Y tampoco hay coincidencias en el momento de señalar la causa de su muerte.

Hay muchas especulaciones y teorías acerca de cuál fue el motivo de la muerte de Tutankamón

Hay muchas especulaciones y teorías acerca de cuál fue el motivo de la muerte de Tutankamón. Archivo

Un estudio de ADN de la momia del faraón realizado por Frank Rh Üli, de la Universidad de Zúrich, publicado en el sitio de divulgación científica Scientific American, da cuenta de que el joven monarca padecía malaria. Aunque no se puede concluir en que ese haya sido el motivo de su deceso.

Tomografías computarizadas indicaron, a su vez, que Tutankamón tenía un raro trastorno óseo llamado “enfermedad de Köhler”, una osteocondrosis por falta de irrigación que le produjo una deformación de su pie izquierdo, que se veía con la forma de un palo de golf. Esto lo obligaba al monarca a usar bastón -se hallaron varios en su tumba- y posiblemente también haya derivado en una desviación de su columna.

La momia de Rey Tut fue analizada de diversas maneras, pero no se pudo saber aún cuál fue el motivo de su muerte

La momia de Rey Tut fue analizada de diversas maneras, pero no se pudo saber aún cuál fue el motivo de su muerte. Mohamed Abd El Ghany – Reuters.

Se cree que este problema óseo y un estado de salud considerado endeble derivarían del hecho de que existía un lazo de consanguinidad entre los padres de Tut. Un estudio del año 2010 del que da cuenta el diario español El País señalaba que Akenatón, el padre de Tutankamón, lo había engendrado con una de sus hermanas.

A pesar de todos estos detalles consignados acerca de la salud del joven monarca, las causas de su muerte siguen sin establecerse con seguridad. En 2005, un estudio por tomografía computarizada señaló que poco antes de su deceso el faraón había sufrido una violenta fractura del fémur, a la altura de su rodilla.

Una de las hipótesis que explicarían la partida de este mundo de Tutankamón es la que dice que está herida en su pierna, que fue expuesta, pudo haberse infectado. Eso, sumado al débil estado de salud del faraón, habría resultado un cóctel fatal. Otros especialistas no descartan que la fractura de la rodilla haya provocado una hemorragia mortal.

Tutankamón fue afectado por la malaria y sufrió una fuerte fractura en su pierna poco antes de morir, pero no se sabe si esas situaciones desencadenaron su deceso

Tutankamón fue afectado por la malaria y sufrió una fuerte fractura en su pierna poco antes de morir, pero no se sabe si esas situaciones desencadenaron su deceso. AFP

En 2012, un informe elaborado por Hutan Ashrafian, profesor y cirujano del Imperial College de Londres, y publicado en National Library of Medicine señalaba que probablemente el faraón muriera por un ataque de epilepsia. Esto le habría producido, además, la mencionada fractura de su miembro inferior. Esta afección, además, sería heredada de su padre. El científico fundamentó su teoría al unir varias características que presentaban Tutankamón y otros faraones de su dinastía muertos jóvenes -rasgos femeninos, alucinaciones religiosas, uso de bastón- y que podían relacionarse con una epilepsia del lóbulo temporal.

Otras teorías menos fundadas indican que el joven faraón fue asesinado, o que feneció atropellado por un carro o por la mordedura de una serpiente. Pero nada de ello ha sido corroborado aún fehacientemente por la ciencia.

La maldición de la tumba de Tutankamón

Una serie de sucesos desafortunados que ocurrieron poco después de que Howard Carter accediera a la tumba del joven faraón, fueron alimentando una supersticiosa creencia que perdura hasta el día de hoy: la de la maldición de Tutankamón.

Esta leyenda sugiere -y aún lo hace- que el haber penetrado en la última morada del monarca del antiguo Egipto había despertado un maleficio que cayó sin piedad sobre los que osaron irrumpir en el recinto mortuorio a incordiar el sueño eterno del monarca.

Carter (izq) junto a Lord Carnarvon (der), financista de la expedición, que murió poco después de abrir el féretro de Tutankamón

Carter (izq) junto a Lord Carnarvon (der), financista de la expedición, que murió poco después de abrir el féretro de Tutankamón.

Días después de haber arribado a la sala donde se hallaba sarcófago de Tutankamón, en abril de 1923, Lord George Carnarvon, el mecenas de la expedición de Carter en la aventura de descubrir la tumba del faraón egipcio, falleció tras haber sido picado por un mosquito. Al parecer, al aristócrata británico se le infectó la picadura del insecto como consecuencia de un corte que se hizo mientras se afeitaba. Esto derivó en una neumonía que acabó con su vida, a la edad de 56 años.

A esta tragedia hay que sumar, en favor de la teoría de la maldición, que Carter fue picado por un escorpión durante las excavaciones y que una culebra ingresó al aposento donde dormía el arqueólogo y se comió al canario que él tenía como mascota.

Howard Carter nunca creyó en la leyenda de la maldición de la tumba de Tutankamón

Howard Carter nunca creyó en la leyenda de la maldición de la tumba de Tutankamón.

Además, algunos de los empleados egipcios que trabajaban en el lugar vieron un halcón sobrevolando la tumba, que se perdía en su vuelo hacia el oeste, la dirección donde quedaba “el otro mundo”, de acuerdo con sus creencias.

Pero los hechos trágicos no acabarían allí. En septiembre de 1923, Aubrey Herbert, hermano menor de Carnarvon, que también estuvo cuando se abrió la cámara de Tutankamón, falleció de una sepsis mientras atravesaba un tratamiento experimental para tratar su temprana ceguera.

Momento en que los arqueólogos abren la cámara funeraria en donde se encontraba la momia del faraón (New York Times photo archive)

Momento en que los arqueólogos abren la cámara funeraria en donde se encontraba la momia del faraón (New York Times photo archive).

Richard Betkell, secretario de Lord Carnarvon e hijo único de Lord Westenrys, falleció de una embolia en 1929. Y meses después fue su padre quien saltó al vacío desde un séptimo piso. La leyenda cuenta que el coche fúnebre que llevaba a Westenrys a su morada definitiva, en su camino atropelló y mató a un niño de apenas ocho años.

La tumba de Tutankamón se terminó de vaciar de objetos en el año 1930. Para entonces, la leyenda de su maldición había atravesado las fronteras de Egipto y se había instalado, con títulos sensacionalistas, en los medios de comunicación británicos y de muchos otros países. Fue Arthur Conan Doyle, el brillante creador de Sherlock Holmes, uno de los grandes personajes que dijo creer en la maldición egipcia y que hizo mucho por difundirla.

Arthur Conan Doyle se dejó llevar por la leyenda de la maldición de la tumba de Tutankamón y fue un defensor de su existencia

Arthur Conan Doyle se dejó llevar por la leyenda de la maldición de la tumba de Tutankamón y fue un defensor de su existencia. AP

El que aparentemente pudo salvarse de la temible maldición fue el propio Howard Carter. Más allá de la picadura del alacrán y de la pérdida de su canario, el arqueólogo murió a los 64 años, víctima de un linfoma. Era el año 1939. Para ese entonces, la fama de su descubrimiento ya había alcanzado todo el globo.

Imagen de portada: Gentileza de BBC MUNDO

FUENTE RESPONSABLE; La Nación. Por Germán Wille. Noviembre 2021. Por BBC News Mundo

Sociedad/Cultura/Arqueología/Egipto/Leyendas

 

 

Misterio revelado: descubren quiénes construyeron las pirámides de Egipto. Parte 2/2

La pirámide acodada de Seneferu

La pirámide acodada de Seneferu.Néfermaât

En el pasado, los egiptólogos habían teorizado sobre la procedencia de los constructores de las pirámides y habían concluido que eran peones agrícolas estacionales que habían llegado a un punto del año en el que no tenían labores agrarias para hacer. 

Pero esta presunción quedó invalidada por el hallazgo determinante de unos papiros que ayudaron a convencer a los científicos sobre la existencia de estos obreros especializados.

Conocidos como el “Diario de Merer”, los papiros fueron descubiertos, en 2013, por los arqueólogos Pierre Tallet y Gregory Marouard en el puerto de Wadi al-Jarf, a orillas del Mar Rojo. 

Estos documentos ayudaron a resolver uno de los misterios más antiguos sobre la edificación de los monumentales mausoleos egipcios porque revelaron que grandes grupos de trabajadores trasladaban toneladas de material hasta Giza para la construcción de las famosas pirámides.

Entre las páginas de los papiros, se encontró un manuscrito que correspondía a un capataz llamado Merer. En este documento, el encargado de los trabajadores narró el accionar de un grupo de hombres que llevó adelante la construcción de la gran pirámide.

El manuscrito de Merer, que corresponde a la última etapa de esa edificación, detalla además cómo era el pago a los obreros y su alimentación, y de dónde provenían los materiales y cómo los transportaban hasta Giza.

Las pirámides de Meroe

Las pirámides de Meroe.Chagny

Según los papiros hallados a orillas del Mar Rojo, un grupo de 200 hombres dirigidos por Merer, transportaba la piedra caliza en barco por el río Nilo. “A partir de la información provista en la documentación, se confirmó que las rocas eran transportadas desde la cantera de Tura hasta Giza. El traslado demoraba entre un día y medio o dos. Transportaban 30 bloques, de entre dos y tres toneladas cada uno, a razón de unos 200 bloques por mes, que llegaban al embarcadero ubicado en Giza”, indicó Zingarelli.

Además, la cuadrilla dirigida por Merer viajó por gran parte de Egipto y hasta el desierto de Sinaí para llevar a cabo diversos proyectos de construcción y tareas que el faraón les había asignado.

El papiro también especifica que los trabajadores recibieron una dieta saludable que incluía dátiles, verduras, aves y carne. Además de los pormenores de la alimentación, el documento describe cómo los miembros del equipo de trabajo recibían regularmente una determinada cantidad de tejidos que se consideraban como una especie de dinero en aquella época.

La prueba que faltaba

El equipo de arqueólogos dirigido por Lehner descubrió, en Giza, una ciudad en la que vivían algunos de los trabajadores que estaban construyendo la pirámide de Keops. 

En la excavación, hallaron señales de que los antiguos habitantes de esta población horneaban grandes cantidades de pan, sacrificaban miles de animales y elaboraban abundantes litros de cerveza.

Teniendo en cuenta los huesos de los animales encontrados en el yacimiento arqueológico, y las cantidades para saciar las necesidades nutricionales de los obreros, el equipo de investigadores estimó que se sacrificaron varios animales por día para obtener alrededor de 1800 kilos de carne para alimentar a este grupo de trabajadores. Según los restos óseos encontrados, el menú incluía vacas, ovejas y cabras.

La pirámide de Meidum

La pirámide de Meidum.Jon Bodsworth

Pero la prueba definitiva que terminó por convencer a los egiptólogos de que se trataba de un grupo de trabajadores asalariados fue un detalle descubierto en los cuerpos de los obreros enterrados en las tumbas cercanas a las pirámides: los arqueólogos encontraron que tenían los huesos curados. Este elemento sugirió a los expertos que estos individuos tenían acceso a la mejor atención médica disponible de la época.

La doctora Zingarelli se refirió a los cuidados terapéuticos con los que contaron estos obreros especializados. “Los restos humanos de los trabajadores, encontrados en el cementerio al norte de la ciudad, dan cuenta de enfermedades asociadas a grandes esfuerzos físicos como artritis degenerativa en las rodillas y en la zona lumbar. Además, se han encontrado costillas y huesos rotos con signos de haber sido reparados”, dijo.

En consecuencia, la atención médica recibida por los constructores de las pirámides combinada con la dieta equilibrada y la recepción de tejidos como forma de pago, llevó a los egiptólogos a concluir que los trabajadores no eran personas esclavizadas sino obreros especializados.

Imagen de portada: Gentileza de REUTERS

FUENTE RESPONSABLE. La Nación por Nicolás Tosi

Ciencia/Arqueología/Egipto/Sociedad/Cultura

Antiguo Egipto: 5 enigmas milenarios sobre la tumba de Tutankamón que todavía no tienen respuesta. Parte 1/3

A 99 años de su descubrimiento en el Valle de los Reyes egipcio, en 1922, una de las tumbas más famosas del mundo aún encierra incógnitas.

Si deseas profundizar sobre este fascinante tema; cliquea por favor dónde está escrito en “negrita”. Muchas gracias.

La tumba de Tutankamón fue descubierta en noviembre 1922 y todavía en torno a ella y a la figura del joven faraón existen muchos misterios

La tumba de Tutankamón fue descubierta en noviembre 1922 y todavía en torno a ella y a la figura del joven faraón existen muchos misterios- BBC Mundo

El pasado 4 de noviembre se cumplieron 99 años del descubrimiento de la tumba del faraón Tutankamón por parte del arqueólogo británico Howard Carter en el Valle de los Reyes, cerca de la ciudad de Luxor, en Egipto. La búsqueda del sitio del último descanso del monarca egipcio de la XVIII Dinastía, muerto antes de cumplir los 20, había demandado al investigador y su equipo unos ocho años. Pero, sin dudas, todo ese tiempo invertido valió la pena.

“¡Puedo ver cosas maravillosas!”, fue la célebre frase con la que Carter describió lo que podía vislumbrar dentro de la tumba cuando echó un vistazo desde una pequeña abertura que había realizado en la entrada del recinto. En efecto, cuando en aquel noviembre de 1922, el arqueólogo y su mecenas, Lord Carnarvon, ingresaron al lugar, hallaron enormes tesoros que habían permanecido allí, ajenos a la vista humana, por más de 3300 años.

Entre los casi 5000 objetos presentes en ese sitio había estatuas, tronos, altares y cofres. La tumba tenía, además, cuatro cámaras. Entre ellas, la más importante era la que contenía el sarcófago con la momia de Tutankamón. Este decimotercer faraón de la XVIII dinastía del Antiguo Egipto, conocido como “el rey niño” -asumió su mandato a los nueve años-, había fallecido alrededor del año 1327 a.C., cuando tenía, de acuerdo con los diversos historiadores, entre 17 y 19 años.

El arqueólogo y egiptólogo Howard Carter y su equipo hallaron el famoso sarcófago del joven faraón en 1922.

El arqueólogo y egiptólogo Howard Carter y su equipo hallaron el famoso sarcófago del joven faraón en 1922.Archivo

Carter y un equipo de excavación del Museo Metropolitano de Nueva York y especialistas del gobierno egipcio lograron acceder a la cámara funeraria del ”Rey Tut” algunos meses después del descubrimiento de la tumba. Demoraron en descubrir y catalogar cada uno de los objetos hallados en las antecámaras -muebles, armas, vestidos, vasijas, perfumes, comida y jarras de vino- y finalmente accedieron al lugar del descanso final del faraón.

En una sala de cuatro metros por seis, la única que presentaba pinturas en sus paredes, unos 300 objetos rodeaban el sarcófago del joven monarca, ubicado en el centro del recinto. Cuatro capillas de madera recubiertas de oro cubrían el sarcófago de cuarcita roja que contenía los restos del pequeño rey.

La tumba de Tutankamón como luce en la actualidad

La tumba de Tutankamón como luce en la actualidad. Archivo

La momia de Tutankamón yacía dentro de una serie de ataúdes antropomorfos hechos con el lujo correspondiente a su estatus faraónico. 

El féretro externo, de más de dos metros, enchapado en oro, con un peso de más de una tonelada, tenía en su interior otro de oro macizo decorado con piedras preciosas. Dentro de él descansaba el destinatario de todos los honores funerarios, con su cabeza cubierta por la máscara de oro que sería sin dudas el objeto más célebre y famoso de todos los tesoros hallados en este lugar.

La máscara funeraria de Tutankamón

La máscara funeraria de Tutankamón

 Pasaron casi 100 años de este momento clave para la arqueología universal. La de Tutankamón es, hasta el momento, la tumba mejor conservada de todas las descubiertas en todo el Valle de los Reyes, una necrópolis que albergó más de 60 faraones en su postrero descanso durante unos cuatrocientos años.

Y por ello, y por la magnitud que alcanzó su descubrimiento, el Rey Niño -que gobernó su reino por menos de 10 años sin logros relevantes-, se transformó, más de 3000 años después de su muerte, en el faraón más conocido de la historia. Además, queriéndolo o no, dejó como legado para la posteridad a su momia, que se convirtió en la más célebre del planeta.

El lugar de descanso eterno del joven faraón de la XVIII Dinastía alcanzó fama mundial debido a que se encontraba intacta tras más de tres milenios

El lugar de descanso eterno del joven faraón de la XVIII Dinastía alcanzó fama mundial debido a que se encontraba intacta tras más de tres milenios. Archivo

Y a pesar del tiempo transcurrido desde su descubrimiento, todavía existen algunos misterios, secretos y mitos que continúan fascinando al mundo.

Imagen de portada: Gentileza de BBC MUNDO

FUENTE RESPONSABLE; La Nación. Por Germán Wille. Noviembre 2021. Por BBC News Mundo

Sociedad/Cultura/Arqueología/Egipto/Leyendas

Misterio revelado: descubren quiénes construyeron las pirámides de Egipto. Parte 1/2

Un equipo de arqueólogos encontró la respuesta a uno de los mayores misterios del Antiguo Egipto.

Si deseas profundizar sobre este fascinante tema; cliquea por favor dónde está escrito en “negrita”. Muchas gracias.

Un equipo de arqueólogos descubrió mientras estudiaba unos papiros encontrados en 2013 la respuesta a uno de los grandes misterios de la Humanidad: quiénes fueron los responsables de construir las majestuosas pirámides de Egipto.

En contra de la versión bíblica, no fueron obreros judíos esclavizados quienes levantaron estos monumentales mausoleos. El estudio de los antiguos documentos también desterró otras ideas más extravagantes como las que sostenían que los constructores fueron los habitantes de la ciudad perdida de la Atlántida e, incluso, los extraterrestres.

Según Zingarelli, Heródoto postuló que los faraones utilizaban mano de obra esclava para la construcción de sus tumbas.Antoine-Yves Goguet

La primera hipótesis ya había sido refutada también por los arqueólogos Israel Finkelstein y Neil Asher Silberman en su libro Biblia desenterrada: la nueva visión de la arqueología del antiguo Israel y el origen de sus textos sagrados. Allí, aseguraron que no pudieron ser construidas por esclavos judíos, ya que no se encontraron registros arqueológicos del pueblo hebrero en Egipto que se remonten a 4500 años, cuando fueron erigidas las pirámides de Giza.

“No tenemos ninguna pista, ni siquiera una sola palabra, sobre los primeros israelitas en Egipto. Ni en las inscripciones monumentales de las paredes de los templos, ni en las inscripciones de las tumbas, ni en los papiros”, escribieron Finkelstein y Silberman en su libro.

El descarte de las otras dos teorías fue un poco más sencillo debido a que no se han encontrado pruebas arqueológicas, en ninguna época, de la existencia de la ciudad perdida de la Atlántida, de la que muchos investigadores consideran una historia ficticia que forma parte de una leyenda. Y en cuanto a la hipótesis que atribuye a los extraterrestres la construcción de las pirámides, todavía no se han hallado formas de vida inteligentes fuera de nuestro planeta que validen esta suposición.

Monumentos funerarios

Egipto cuenta con más de 100 pirámides antiguas entre las que se destacan tres formas principales: la pirámide escalonada, la pirámide romboidal y la pirámide clásica.

A principios de la Dinastía III (2700 a. C.) las tumbas reales, construidas hasta ese momento con una base rectangular, techo plano y muros laterales inclinados hechos de bloques de adobe o de piedra, se transformaron en monumentales pirámides escalonadas que eran organizadas con varias gradas a modo de una gigantesca escalera que se elevaba hacia el cielo.

Las primeras tumbas reales eran construidas con una base rectangular, techo plano y muros laterales inclinados hechos de bloques de adobe o de piedra

Las primeras tumbas reales eran construidas con una base rectangular, techo plano y muros laterales inclinados hechos de bloques de adobe o de piedra. Jon Bodsworth – www.egyptarchive.co.uk

La primera pirámide escalonada y la más famosa es la del faraón Zoser, que se encuentra en Saqqara, y cuyo arquitecto fue el erudito Imhotep, quien quiso crear un monumento que se remonta hacia el firmamento con la finalidad de simbolizar la ascensión del difunto soberano desde el mundo terrenal hacia el paraíso.

La etapa siguiente de la evolución de las pirámides fue la construcción decretada por el monarca Seneferu en la región de Dahshur, la llamada pirámide romboidal o acodada. En este tipo de construcción, las caras del monumento están conformadas por dos pendientes de inclinación decreciente en dirección a la cumbre.

La última fase en la evolución de estas maravillas arquitectónicas son las pirámides clásicas de caras lisas, que se construyeron durante la Dinastía IV (2500 a. C.). Las más célebres y mejor conservadas son las pirámides de Keops (alrededor de 2551-2528 a.C.), Kefren (alrededor de 2520-2494 a.C.) y Micerino (alrededor de 2490-2472 a.C.), que fueron erigidas en la meseta de Giza, cerca de El Cairo, actual capital de Egipto. También se destacaba la pirámide de Dyedefra (Abu-Roash), que llegó a ser siete metros más alta que la de Keops, aunque fue desmantelada durante la época romana con la finalidad de convertirla en una cantera para usar sus piedras en otras construcciones.

Con el paso del tiempo y de forma gradual, estos monumentales mausoleos dejaron de edificar. “Se dejaron de construir pirámides y las tumbas de los faraones se construyeron excavando la roca, utilizando el paisaje natural en lugar del traslado de los bloques de piedra. A partir del año 1500 a.C. Se construyeron, esculpieron y pintaron las tumbas en el valle de los reyes en la antigua Tebas, actual Luxor. Y entre ellas, se destaca la tumba de Tutankamón”, afirmó a LA NACIÓN la arqueóloga argentina Andrea Zingarelli, profesora de la Universidad Nacional de La Plata y directora del Proyecto Amenmose.

Los verdaderos constructores

En las últimas décadas, los arqueólogos fueron encontrando pruebas que proporcionaron pistas sobre quiénes construyeron estos enormes mausoleos y cómo vivían.

Zahi Hawass, uno de los más célebres egiptólogos del mundo, afirmó que los responsables de construir las pirámides de Egipto “fueron obreros muy bien tratados”. Llegó a esta conclusión después de haber encontrado un grupo de tumbas junto a las pirámides.

La primera pirámide escalonada y la más famosa es la del faraón Zoser

La primera pirámide escalonada y la más famosa es la del faraón Zoser. David Mateos García

Estos sepulcros alojaban a 12 esqueletos que estaban en perfecto estado de conservación. Los restos óseos fueron encontrados en posición fetal, con la cabeza situada hacia el oeste y los pies hacia el este, de acuerdo con las antiguas creencias egipcias del entierro de los difuntos.

“Los constructores de las pirámides no eran esclavos, si lo fuesen, no estarían enterrados al lado de los reyes y las reinas”, aseguró Hawass a la cadena BBC.

Zingarelli ahondó en el tema. “Se estima que unos 15.000 trabajadores construyeron las pirámides de Giza, entre los que participaban en expediciones en busca de piedra caliza en la cantera, y los que trasladaban y colocaban los bloques”, explicó a LA NACIÓN.

En la misma línea que sus colegas, el arqueólogo y egiptólogo estadounidense Mark Lehner, afirmó que centenares de hombres trabajaron en la edificación de los monumentos. En una excavación que realizó, durante la década de 1970, Lehner descubrió los restos de la ciudad en la que vivieron los obreros que trabajaron en las pirámides. Allí, encontró una gran cantidad de huesos de vaca y miles de espinas de pescado, y consideró que esta proporción de animales había servido para alimentar a cientos de trabajadores durante casi un siglo.

Imagen de portada: Gentileza de REUTERS

FUENTE RESPONSABLE. La Nación por Nicolás Tosi

Ciencia/Arqueología/Egipto/Sociedad/Cultura