¿Verdadero o falso?

Cinco maneras de ser más felices en el trabajo, según los filósofos.

Especialistas como el filósofo Arthur Schopenhauer elaboraron teorías que brindan claves para disfrutar más la vida; también en el entorno laboral

La búsqueda de la felicidad es una cuestión que se plantean los filósofos de forma recurrente. Las tres escuelas de esta materia en la Grecia clásica daban respuestas alternativas.

El Estoicismo propugnaba despegarse de las cosas materiales y buscar el equilibrio en nuestro interior, el imperio de la razón sobre las necesidades físicas. Por su parte, el Epicureísmo proponía explorar todo tipo de placeres, alcanzar el éxtasis mediante la experiencia sensorial e intelectual.

Finalmente, el Cinismo cuestionaba el sentido de la pregunta sobre la búsqueda de la felicidad, porque es imposible encontrar respuestas certeras a este tipo de interrogantes: es preferible vivir como se quiera y justificarlo como nos parezca. Pienso que ninguna de esas tres alternativas satisface completamente las aspiraciones de la mayoría de la gente, que no son escépticos, ni quieren vivir como eremitas o en el exceso permanente.

Arthur Schopenhauer, el filósofo alemán al que se suele etiquetar como “pesimista”, hizo sin embargo un intento de lo que él denominó como “eudemonología”, o teoría sobre la felicidad, que le llevó a formular una serie de recomendaciones, especialmente útiles en el trabajo, pero también en la vida corriente.

Si pasamos al menos la mitad de nuestro tiempo dedicados a tareas profesionales, parece importante identificar qué pautas o recomendaciones nos pueden servir para aprender a disfrutar en ese contexto.

El filósofo alemán, Arthur Schopenhauer

El filósofo alemán, Arthur Schopenhauer

1. Entender la felicidad como un camino

La primera recomendación es entender la felicidad como camino, no como un destino, como el resultado del ejercicio permanente y no como un objetivo alcanzado. Esta afirmación evoca el significado de la vida como viaje, presente en la literatura desde la Odisea. Las personas que pensamos que son felices no lo son por haber llegado a una situación y conformarse.

De hecho, para mantenerse en una situación determinada, conservar una relación personal o persistir en un estado de ánimo equilibrado hace falta seguir esforzándose. Sucede como en la estrategia empresarial: la opción marginal de “seguir igual” implica invertir en mantener cuota de mercado, continuar mejorando la relación con los clientes, mejorar la imagen de marca, y no simplemente no hacer nada.

Esto es aplicable a la vida personal, como aprendimos sobre la importancia de la resiliencia durante la pandemia: una parada es un retroceso. El principio también es aplicable al trabajo. Para ser feliz en nuestra profesión es necesario continuar mejorando de forma permanente, formándonos para estar actualizados, proponernos nuevas metas.

Hay personas que piensan que se puede vivir de la buena reputación y los logros del pasado, lo cual es un error. Hay que seguir demostrando la competencia y la valía con el desempeño personal, fundamentalmente porque mejorará nuestra autoestima y nuestra felicidad.

2. Ser no es tener

No hay que confundir mejorar y progresar con acumular más cosas. Ser no es tener, como explicaron muchos filósofos. Schopenhauer explica el sentimiento de vacío que sobreviene al logro de un bien material en el que se ponen todas las expectativas.

“La riqueza es como el agua del mar: cuanto más se beba, más sed se tendrá. Lo mismo vale para la fama”, explica. Y yo añadiría que también es aplicable al poder y a los cargos en la empresa, si no se entienden con vocación de servicio.

Para ser feliz en nuestra profesión es necesario continuar mejorando de forma permanente

Para ser feliz en nuestra profesión es necesario continuar mejorando de forma permanente

Shutterstock

3. Evitar los sentimientos extremos

Evitar los sentimientos extremos, especialmente la envidia, el odio y la ira. Aunque a veces encontramos caricaturas de CEOs en biografías, películas e incluso materiales educativos, que retratan jefes insoportables, coléricos, que se arrebatan en episodios irrelevantes, los verdaderos líderes son los que enseñan y se convierten en referencia de comportamiento.

Los jefes irascibles solo consiguen que las personas de su entorno terminen yéndose de su empresa. La envidia es un vicio especialmente dañino, porque genera amargura. Se trata de la tristeza por el bien ajeno, algo mezquino y que la gente suele rechazar.

Como afirmaba Séneca, filósofo de la Roma clásica, “nunca serás feliz si te atormenta que algún otro sea más feliz que tú”. Desgraciadamente, parece que su alumno el emperador Nerón no aprendió la lección. Por el contrario, mi experiencia es que la generosidad es la estrategia ganadora a largo plazo, y las personas que la cultivan reciben un reconocimiento recíproco.

Una parte esencial de la dirección consiste precisamente en enseñar, que una buena manera de caracterizar al CEO es como profesor o coach. Esta dimensión proyecta una dimensión más trascendente al management, y también potencia la felicidad personal.

4. La felicidad está intrínsecamente relacionada con la salud

Como explica Schopenhauer, “nueve décimos de nuestra felicidad se basan únicamente en la salud”. Curiosamente, el filósofo alemán se anticipa a los avances de la neurociencia y a toda la corriente de bienestar (wellbeing) que se trasladó al entorno de las empresas.

Evitar los sentimientos extremos, especialmente la envidia, el odio y la ira, es otra de las maneras para ser más felices en el trabajo

Evitar los sentimientos extremos, especialmente la envidia, el odio y la ira, es otra de las maneras para ser más felices en el trabajo – Pexels

Dado que la salud física tiene un carácter relativamente efímero, es fundamental la resiliencia y la búsqueda del equilibrio, entendido como un estado de conciencia que permite hacer frente al dolor.

Pero en todo caso, como decía el adagio latino, mens sana in corpore sano, si se cuida la salud corporal se estará construyendo una mejor salud mental.

5. Ejercitarse en la alegría

El último consejo que selecciono es la importancia de ejercitarse en la alegría de forma sistemática. La alegría es un estado de ánimo que se puede cultivar, y cuanto más se practica más se consigue. Como explicaba Sigmund Freud, el humor desnuda la represión, genera proximidad y contribuye a un mejor ambiente.

Por eso es recomendable el uso del humor en reuniones de trabajo, quizás no al principio, para no banalizar el intercambio de ideas, pero si en algunos momentos, para romper el hielo o destensar una discusión. De nuevo, si pasamos tanto tiempo en el trabajo, parece deseable poder divertirse de vez en cuando.

Una de las actuaciones más memorables de Rita Hayworth en el cine es la canción Zip (Cremallera) en la película Pal Joey, donde encarna a una honorable filántropa apremiada a interpretar, en una subasta benéfica, uno de sus célebres números de cuando era vedette.

Una de las frases de la divertida canción dice:

“Zip; Anoche estuve leyendo a Schopenhauer

Zip; Y creo que Schopenhauer tenía razón”.

¿Se puede aprender a ser feliz?

La sensación de felicidad se conceptualizó como el bienestar experimentado por las personas, tanto en pensamientos como en sentimientos.

¿Cómo se podría fomentar el bienestar subjetivo?

¿Cómo se podría fomentar el bienestar subjetivo? – Pixabay

En el hemisferio norte, los días del final de la primavera y comienzo del verano son considerados los más felices del año. Se habla, incluso, del “Yellow Day” para referirse al 20 de junio.

Al contrario, el “Blue Monday”, tercer lunes de enero, pleno invierno, se le llama el “más triste del año”. Pero lo cierto es que estos días de “felicidad” y “tristeza” dejan de lado los componentes más importantes para cuantificar estos estados: los mecanismos internos y subjetivos de las personas.

¿Se puede ayudar a las personas a aumentar su felicidad? ¿Cómo se podría fomentar el bienestar subjetivo? ¿Por qué los hallazgos sugieren que los programas de entrenamiento mental ayudan a mejorar el bienestar psicológico?

En definitiva, ¿es la felicidad modulable y entrenable? ¿Qué sabe la ciencia sobre la felicidad?

Un artículo publicado en la revista Frontiers in Psychology evaluó el bienestar subjetivo analizando la efectividad del entrenamiento mental para ayudar a desarrollar nuevas formas de nutrir nuestra propia felicidad. La sensación de felicidad se conceptualizó como el bienestar experimentado por las personas, tanto en pensamientos como en sentimientos.

Desde los primeros estudios, el bienestar subjetivo se ha definido como la forma en que los individuos experimentan la calidad de su vida en tres aspectos mentales diferentes. Eso sí, interrelacionados.

Estos son: el afecto negativo poco frecuente, el afecto positivo frecuente y las evaluaciones cognitivas de satisfacción con la vida en varios dominios (salud física, relaciones y trabajo).

Concepción hedonista

Se ha llevado a cabo un creciente cuerpo de investigación con el objetivo de identificar los factores que afectan a la felicidad, operacionalizados como el bienestar subjetivo. Aunque la definición de felicidad tiene una larga historia y se remonta a argumentos filosóficos y a la búsqueda de la sabiduría práctica, en los tiempos modernos se equipara al hedonismo.

La definición de felicidad se equiparó con el hedonismo

La definición de felicidad se equipara con el hedonismo – Pixabay

El hedonismo se basa en el logro del placer inmediato, en la ausencia de afecto negativo y en un alto grado de satisfacción con la propia vida. No obstante, los expertos actualmente argumentan que el auténtico bienestar subjetivo va más allá de esta visión limitada y apoyan una interpretación de la felicidad como un esfuerzo eudemónico.

Hoy en día, varios académicos sostienen que los altos niveles de bienestar subjetivo dependen de una perspectiva multidimensional que abarca componentes tanto hedónicos como eudemónicos. Desde este punto de vista los individuos parecen centrarse más en el funcionamiento psicológico óptimo, en vivir una vida profundamente satisfactoria y actualizar su propio potencial, crecimiento personal y sentido de autonomía.

Felicidad modulable y entrenable

En psicología, esta postura se apoya en la teoría de la motivación humana de Maslow. El programa mencionado para entrenar el bienestar subjetivo fue, esencialmente, un entrenamiento informado y suave de la mente, y en particular de las emociones.

Estuvo basado en el principio de que el bienestar individual está indisolublemente ligado al desarrollo de las virtudes y fortalezas humanas internas. Como el equilibrio emocional, el yo interno, conciencia, una actitud abierta y solidaria hacia uno mismo y los demás.

Todo ello dota a la persona de una claridad mental que puede fomentar una comprensión más profunda de la propia realidad y la de los demás. Hasta la fecha, la evidencia sugiere que la felicidad es, en cierta medida, modulable y entrenable. Por lo tanto, las estrategias cognitivas y conductuales simples que los individuos eligen en sus vidas podrían mejorar la felicidad, más que las condiciones externas y ambientales que proponen el Yellow day.

No todo serán estímulos positivos

Pero, ¿por qué no nos preguntamos lo inverso? ¿Por qué nos entrenamos día a día, sin saberlo, para no ser felices? La concepción exclusivamente hedonista y externa de la felicidad ha calado en nuestros cerebros sobre estimulados de noticias.

Consejos, novedades y una infinidad de material disponible para ser consumido. Sin elegirlo, sin pedirlo o sin saber por qué y para qué. Con nuestros cerebros raptados por los input de información externa, buscamos el cero afecto negativo.

Para conseguir el bienestar, no debemos poner el foco solo en los externo

Para conseguir el bienestar, no debemos poner el foco solo en los externo – Pixabay

Es un objetivo sumamente difícil de alcanzar. Al final, para sobrevivir y adaptarse a la naturaleza humana, existe un gran volumen de emociones displacenteras necesarias que deben ser experimentados. El afecto negativo forma parte de nuestro día a día. Otra condición que buscamos con demasiada intensidad, duración y frecuencia es el hedonismo.

Observamos como la habituación disminuirá y cambiará lo hedónico y cómo, para resistirnos a ello, aumentaremos lo deleitable hasta cotas tan altas que serán incompatibles con las demás demandas.

Estado interno

En definitiva, para conseguir un mejor bienestar subjetivo (o felicidad) no debemos poner el foco solo en lo externo. Saber qué hay que entrenar para conseguir un mejor estado interno está cada vez más cerca.

Los resultados de las investigaciones en psicología muestran que nuestro cerebro podrá adaptarse. Pero, ¿le conviene a la industria que esto suceda? Y lo más importante, ¿queremos que pase? Los beneficios de los programas de entrenamiento mental contemplativo para mejorar nuestro estado subjetivo de felicidad hablan por sí solos.

Eso sí, el desconocimiento general de la población sobre estos programas y medidas hace que sean mirados con desconfianza e incredulidad. La divulgación de artículos científicos específicos sobre el bienestar subjetivo debe ser un eje central para romper los parapetos que la sociedad tiene sobre la felicidad.

No olvidemos que la humanidad se compone de personas que no cesan, ni cesarán, de buscarla.

FUENTE: LA NACIÓN – Lifestyle

Por Santiago Iñiguez de Onzoño

BBCNews Mundo

Preocupación en la NASA por el “bamboleo” en la órbita de la luna.

El movimiento del satélite y su combinación con el nivel del mar preocupa a los expertos de la agencia espacial.

En los últimos años se han registrado numerosos casos de inundaciones de marea alta en el mundo. Tan solo en 2019 se contabilizaron 600. Lamentablemente, los expertos anticipan que el fenómeno seguirá creciendo, especialmente a partir del 2030 debido a la combinación del ciclo lunar con el aumento del nivel del mar.

Un equipo de científicos de la NASA de la Universidad de Hawai estudian cómo la confluencia de distintos factores será decisiva para que esto ocurra: “La combinación de la atracción gravitacional de la Luna y el aumento del nivel del mar por el cambio climático, continuarán exacerbando las inundaciones costeras en nuestras costas y en todo el mundo” dijo el administrador, Bill Nelson.

También explica que se trata de un tipo de inundación que puede no ser tan grave o intensa, que incluso puede darse con días soleados, pero que es muy molesta y que se está haciendo más frecuente. “Son inundaciones que no generan grandes daños en la infraestructura, sino que dado que son olas de menor altura, inundan zonas de paseo costeros, casas en zonas bajas” agregó.

INUNDACIONES EN CHINA – AP

Además, los expertos están estudiando que el efecto acumulado en el tiempo si tendría un impacto importante para las ciudades víctimas. “Si se inunda 10 o 15 veces al mes, una empresa no puede seguir funcionando con su estacionamiento bajo el agua. La gente pierde su trabajo porque no puede ir a trabajar. Los pozos negros que se filtran se convierten en un problema de salud pública”, dijo Phil Thompson el profesor de la Universidad de Hawai.

El bamboleo de la Luna

Se trata de un movimiento regular en la órbita de la Luna que tarda 18,6 años en completarse. Esto ocurre desde 1728, no es nuevo ni peligroso por sí mismo, pero impacta sobre la atracción gravitacional de la Luna, que es la principal causa de las mareas de la Tierra. Esto combinado con el aumento del nivel del mar como resultado del calentamiento del planeta, traería consecuencias enormes.

FUENTE: LOS ANDES – República Argentina

Medicina. Avances científicos. Final

Finalmente, hay que recalcar la importancia del mapeo de las zonas de riesgo. En Galicia, el Laboratorio de Radón de Galicia comenzó en 2001 el Mapa de Radón de Galicia, que cuenta con 4.300 mediciones en viviendas y próximamente será ampliado a 5.000 mediciones. Aún así, son necesarias muchas más mediciones en toda España para mejorar la caracterización de la exposición a radón.

Mientras tanto, Carmen es tratada en el Hospital Puerta de Hierro. Está contenta porque está en buenas manos. Además, ya ha avisado a sus vecinas de la urbanización para que, antes de que la historia se repita, traten de averiguar si en su casa puede haber una elevada concentración de radón, el enemigo invisible.

*Alberto Ruano Raviña es Profesor Titular de Medicina Preventiva y Salud Pública en la Universidad de Santiago de Compostela. Esta nota apareció originalmente en The Conversation y se publica aquí bajo una licencia de Creative Commons.

Mitos y realidades del cáncer

Que no te engañen, no existe ningún tratamiento milagroso para curar el cáncer, ni el cáncer es contagioso. Te contamos algunas de las falsas creencias más extendidas explicadas por los profesionales de la Asociación Española Contra el Cáncer.

MicroARN Foto: João Conde, Nuria Oliva and Natalie Artzi / Massachusetts Institute of Technology (MIT)

Estar más informados no significa estar mejor informados. Por eso es más necesario que nunca distinguir los datos falsos de las evidencias científicas, especialmente cuando hablamos de salud, un sector en el que abunda la publicidad de remedios milagrosos y las prácticas no científicas. Existen numerosos mitos en torno al origen, prevención y curación del cáncer, por lo que su identificación es un requisito indispensable a la hora de enfrentarse a esta enfermedad.

Por ello la Asociacion Española contra el Cáncer (AECC) ha preparado una lista en la que se desglosan muchos de esos mitos sin valor científico sobre el cáncer. El objetivo es erradicar estas falsas ideas establecidas socialmente para ayudar a los pacientes y familiares a superar la enfermedad. Aquí te dejamos algunos de los mitos más extendidos e infundados recopilados por la Asociación.

 

1) “El cáncer es contagioso”

No, nunca. El cáncer no es una enfermedad infecciosa, por tanto, no se puede contagiar de una persona a otra. Sin embargo, cuando se padecen determinadas enfermedades infecciosas como el sida o la hepatitis (provocadas por un virus), existe un mayor riesgo de padecer algunos cánceres. En esos casos, se trasmiten el sida o la hepatitis y el cáncer acaba siendo una posible evolución de estas enfermedades.

 

2) “El cáncer es hereditario”

Es poco probable.

Solo en algunos casos existe una cierta predisposición para padecer determinados tipos de cáncer, aunque estos casos suponen un 5-10% del total de cánceres el 90% restante son esporádicos, es decir, no se transmiten por herencia.

Entre los principales cánceres con componente hereditario se cuentan el de mama y el colorrectal. Según aclara Marta Blanco, oncóloga de la AECC, las mutaciones en los genes BRCA1 o BRCA2 implican una mayor predisposición a padecer cáncer de mama y ovario, mientras que las personas con antecedentes familiares de enfermedades como poliposis adenomatosa familiar (PAF por sus siglas en inglés), u otras alteraciones, como el cáncer de colon hereditario no asociado a poliposis (CCHNP) o síndromes como el de poliposis juvenil o el de Cowden, pueden aumentar el riesgo de padecer cáncer colorrectal.

Sin embargo, que existan distintos casos de cáncer en una familia no significa necesariamente que tengamos más probabilidades de padecerlo. “El cáncer es una enfermedad muy frecuente en España -sostiene Blanco-. Por eso no es raro que haya varios miembros de una misma familia que padezcan esta enfermedad. Sin embargo, para sospechar que pueda haber predisposición familiar tienen que cumplirse una serie de criterios a valorar por los médicos, entre ellos la existencia de casos a edades más tempranas a lo habitual o la existencia de dos o más familiares de primer grado (padre/madre, hermanas/hermanos, hijos/hijas), con el mismo tipo de cáncer relacionado“, apunta.

Cuando existen antecedentes familiares, lo recomendable, sostiene Blanco, es consultar con el médico de atención primaria para que valore su situación. Si el doctor lo estima conveniente, podrá derivar el paciente a una Unidad de Cáncer Familiar en la que se le solicitará información sobre casos de cáncer en la familia. A partir de ahí, podrán prescribirse pruebas diagnósticas concretas o incluso adoptarse medidas de prevención, como la quimioprevención o la cirugía profiláctica.

“Es importante tener en cuenta que los resultados deben ser interpretados y explicados adecuadamente por los profesionales de un servicio especializado en cáncer familiar para que el paciente entienda la repercusión que supone el riesgo asociado a la mutación de un gen relacionado con un cáncer hereditario”, aclara la doctora.

 

3) “El cáncer siempre duele”

Posiblemente no. El cáncer no tiene por qué doler. La aparición de dolor depende de la zona en que se localiza el tumor. Pero, en cualquier caso, existen gran cantidad de opciones de tratamiento contra el dolor que controlan, en un porcentaje muy elevado de los casos, las molestias del paciente.

4) “El estrés y los problemas emocionales causan cáncer y/o lo empeoran, tengo que mantenerme positivo o no me curaré”

Falso. Los estudios científicos realizados hasta la fecha no han demostrado que exista una conexión directa entre el estrés y el cáncer. El pronóstico del cáncer depende de una serie de factores como la localización, la extensión y la velocidad del crecimiento. También el estado de salud previo y la respuesta del organismo al tratamiento, es decir, no existe una relación causa-efecto.

Lo que sí es cierto es que un estado anímico óptimo ayuda a afrontar mejor la enfermedad y sus tratamientos desde el punto de vista psicológico.

5) “La quimioterapia mata lo bueno y lo malo”

Falso. La quimioterapia se encarga de destruir las células que tienen un crecimiento anormal o muy rápido, que son las malignas. Pero en nuestro organismo tenemos células que se reproducen a un ritmo muy rápido y que no son cancerosas -por ejemplo, las de la sangre- que también se ven afectadas. Además, la quimioterapia puede tener efectos secundarios que en ocasiones producen limitaciones y que nos provocan malestar.

“La quimioterapia generalmente ataca por diferentes vías el ciclo de las células tumorales en los momentos en los que están más activas -afirma la doctora Banco-. Sin embargo, en nuestro organismo existe una gran cantidad de células que también son muy activas en condiciones normales, como las de la médula ósea (donde se producen las células sanguíneas, como los glóbulos rojos y blancos, o las plaquetas). Además, existen muchos tejidos que se renuevan constantemente, cuyas células tienen una gran capacidad de reproducirse, como las de la superficie de la piel, las mucosas (de la boca y del del aparato digestivo) y los folículos pilosos. Estas son las células que se ven afectadas con mayor facilidad, dando como resultado algunos de los efectos secundarios más comunes, como la caída del pelo, el enrojecimiento de la piel, las alteraciones en las uñas, dificultad para tragar o la diarrea” asegura.

6) “El cáncer es una enfermedad moderna”

No es cierto. Existen registros sobre esta enfermedad durante el antiguo Egipto que datan del 4.000 a.C. Lo que ocurre es, que en la actualidad, existen más avances que hacen que sea más fácil la detección precoz y el diagnóstico de la enfermedad.

7) “Los desodorantes causan cáncer”

Falso. Actualmente no existen estudios que indiquen de manera segura que aumente el riesgo de padecer cáncer por el uso de estos productos de higiene íntima.

La Asociación Española contra el Cáncer (AECC) es una organización sin ánimo de lucro formada por pacientes, familiares, voluntarios y profesionales del ámbito de la salud que lleva 65 años trabajando en la lucha contra el cáncer. Su objetivo es prevenir, sensibilizar, acompañar a las personas afectadas y financiar proyectos de investigación oncológica que permitan un mejor diagnóstico y tratamiento de la enfermedad.

FUENTE – NATIONAL GEOGRAPHIC – Por Héctor Rodríguez

Medicina. Avances cientificos. Parte I

Hallado el denominador común para todos los cánceres

Científicos del Sinai Health han encontrado que todos los cánceres se dividen en solo dos categorías. Los hallazgos podrían proporcionar una nueva estrategia para tratar las formas más agresivas de la enfermedad.

En una nueva investigación publicada este mes en la revista especializada Cancer Cell, científicos del Instituto de Investigación Lunenfeld-Tanenbaum -LTRI-, parte de Sinai Health, han conseguido dividir todos los tipos de cáncer en dos grupos según la presencia o ausencia de una proteína asociada a estos a la que han bautizado como Yes-Associated Protein, o sencillamente YAP.

Rod Bremmer, científico principal deL TRI, explica que lo que han descubierto es que todos los cánceres tienen como denominador común la llamada proteína YAP, ya se encuentre o no desactivada en el tumor, y que este estado de activación o latencia, es lo que condiciona que los distintos cánceres presentan diferentes sensibilidades o resistencias a los diferentes medicamentos o tratamientos. “YAP juega un papel importante en la formación de tumores malignos porque es un importante regulador de la vía de señalización del hipotálamo”, declara el científico.

Un interruptor tumoral

YAP no sólo se encuentra activado o desactivado, sino que presenta efectos opuestos a favor o en contra del cáncer en ambos contextos“, apunta Bremner. “Por lo tanto, los cánceres YAP-on -en los que la proteína se encuentra activada- necesitan a YAP para crecer y sobrevivir. Por el contrario, los cánceres YAP-off dejan de crecer cuando activamos YAP”.

De hecho, muchos cánceres YAP-off son muy letales. En su nueva investigación, la cual se publica bajo el título Binary pan-cancer classes with distinct vulnerabilities defined by pro-or anti-cancer YAP/TEAD activity. Bremner y sus colegas del Roswell Park Comprehensive Cancer Center de Buffalo, en Nueva York, muestran que algunos cánceres como el de próstata o pulmón pueden saltar de un estado YAP-on a un estado YAP-off para resistir los tratamientos.

La proteína YAP condiciona que los distintos cánceres presentan diferentes sensibilidades o resistencias a los diferentes medicamentos o tratamientos.

Así, cuando las células cancerosas se cultivan en una placa de un laboratorio, flotan o se adhieren. El equipo de investigadores descubrió que YAP es el regulador maestro de la flotabilidad de una célula, donde todas las células flotantes son YAP-off y todas las células pegajosas son YAP-on. “Es bien sabido que los cambios en el comportamiento adhesivo de un tumor están asociados con la resistencia a los medicamentos, por lo que nuestros hallazgos sitúan a YAP en el centro de este comportamiento”, detalla el científico.

“Las terapias que abordan estos cánceres podrían tener un efecto profundo en la supervivencia del paciente” añade Joel Pearson, becario postdoctoral en el Laboratorio de Bremner y coautor del artículo. “Esta regla binaria y simple que descubrimos podría exponer diversas estrategias para tratar muchos tipos de cáncer que caen en las superclases YAP-off o YAP-on”, continúa. “Además, dado que los cánceres saltan entre estos 2 estados para evadir la terapia, tener formas de tratar los estados YAP-off y YAP-on podría convertirse en un enfoque general para evitar que el cáncer cambié para resistir los tratamientos farmacológicos”, sentencia con la esperanza de que al deducir las vulnerabilidades comunes para estos tipos de cáncer, sea posible desarrollar nuevos enfoques terapéuticos.

Radón, el gas doméstico invisible que provoca cáncer

La exposición a este gas incoloro es un factor clave en la aparición de cáncer de pulmón. Buena parte de las viviendas del oeste peninsular están expuestas a este gas, del que la OMS ha establecido que es el segundo factor de riesgo de cáncer de pulmón en fumadores y el más importante entre los nunca fumadores.

El gas radón es un gas radioactivo que procede de la descomposición del Radio 226 – Foto: iStock

Por Alberto Ruano / *The Conversation -14 de abril de 2021

A Carmen le diagnosticaron un cáncer pulmonar hace dos años, cuando acababa de cumplir 63. Recibió sorprendida el diagnóstico, pues ni ella ni su marido Pepe habían fumado nunca.

Indagando acerca de las posibles causas encontró que en la zona donde vivía, en la sierra de Guadarrama, había elevadas concentraciones de un gas denominado radón, incoloro, inodoro e insípido. Encargó una medición a un Laboratorio Acreditado por la Entidad Nacional de Acreditación(ENAC) y descubrió sorprendida que en su vivienda había una concentración de 1.200 becquerelios por metro cúbico (Bq/m3). Aquello supera en cuatro veces la concentración máxima establecida por una Directiva Europea publicafda en el año 2014.

Carmen se quedó más impactada si cabe cuando se enteró de que el Gobierno de España no ha traspuesto esa directiva 3 años después de que haya vencido el plazo obligatorio para ello. Rápidamente, contactó con una empresa especializada que logró disminuir la concentración de radón de forma significativa, a 150 Bq/m3.

Un gas carcinógeno peligroso

El gas radón, un gran desconocido para la población, es un gas radioactivo que procede de la descomposición del Radio 226 que está presente en todas las rocas de la corteza terrestre. Este gas penetra en las viviendas por grietas, fisuras o juntas mal selladas y puede alcanzar concentraciones peligrosas en viviendas y lugares de trabajo situados en zonas de riesgo.

En España, esas zonas son fundamentalmente graníticas, ya que el granito contiene mucho Uranio y Radio –del que procede el radón–. Las zonas de España con mayor riesgo las ha caracterizado adecuadamente el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) en un Mapa con 12.000 mediciones en viviendas, en el que participó el Laboratorio de Radón de Galicia de la Universidad de Santiago de Compostela. Según el CSN, que es la autoridad nacional en protección radiológica, el 70% de Galicia, el 47% de Extremadura y el 36% de Madrid, tienen alta probabilidad de presentar concentraciones elevadas de gas radón.

Mapa del potencial de radón en España.

Mapa del potencial de radón en España.

Foto: Consejo de Seguridad Nuclear

El gas radón fue declarado carcinógeno humano en 1988 por la Agencia Internacional de Investigación en Cáncer y la OMS ha establecido que es el segundo factor de riesgo de cáncer de pulmón en fumadores y el más importante entre los nunca fumadores.

¿Cuándo es peligroso?

En 2009 se publicó un informe de la Organización Mundial de Salud (OMS) que concluía que idealmente no se deben superar los 100 Bq/m3 y en ningún caso los 300 Bq/m3. Esta recomendación se basa en evidencia científica sólida publicada en el estudio más citado sobre eadón y cáncer de pulmon que incluyó más de 21.000 participantes, observando un riesgo lineal entre la exposición a radón y riesgo de cáncer de pulmón.

Llegados a este punto, es importante también subrayar que existe una importante interacción entre el radón y el consumo de tabaco. Concretamente, los fumadores expuestos a concentraciones elevadas de gas radón multiplican las posibilidades de desarrollar este cáncer.

Buscando al enemigo invisible

En 2014, la Agencia Internacional de Investigación en Cáncer indicaba en el Código Europeo Contra el Cáncer que la medición de gas radón en las viviendas debería promoverse para reducir la probabilidad de desarrollar cáncer de pulmón en un futuro. La medición es sencilla y barata, y debe hacerla un Laboratorio Acreditado.

Por otro lado, existen fuertes evidencias científicas obtenidas en diferentes estudios realizados por grupos de investigación con la colaboración de numerosos hospitales sobre el riesgo de cáncer de pulmón en los sujetos expuestos a gas radón en España, tanto en fumadores como en nunca fumadores. El último de ellos, publicado en 2020, incluía más de 3.700 participantes de varias Comunidades Autónomas.

Del mismo modo que el radón puede concentrarse en las viviendas, también se acumula en puestos de trabajo ubicados en zonas de riesgo y se ha llegado a registrar hasta 7.000 Bq/m3 en lugares de trabajo. Un estudio realizado en colaboración con ISTAS, el mayor publicado en España en este ámbito, calculó que el 27% de los puestos de trabajo superan los 300 Bq/m3, la cifra límite marcada por la OMS.

Porcentaje de medidas de más de 200Bq/m3 por municipio en Galicia

Porcentaje de medidas de más de 200Bq/m3 por municipio en Galicia

Foto: Radon.gal

Hallazgo de cepas de levadura – ¿Feroz competencia o estrategia de marketing? Final

El NCYC tiene alrededor de 600 cepas de elaboración de cerveza en sus archivos, algunas de las cuales fueron depositadas por cervecerías del Reino Unido que enfrentaron el cierre durante las crisis económicas de las décadas de 1950 y 1960.

Los cerveceros ahora comienzan a reconocer que pueden diversificar sus productos

Los cerveceros ahora comienzan a reconocer que pueden diversificar sus productos. Pexels

Algunas de estas cepas apenas se utilizaron desde entonces.

 Nueno-Palop dijo que los cerveceros ahora comienzan a reconocer que pueden diversificar sus productos, usando quizás una cepa con una conexión histórica con su ubicación en el Reino Unido.

Un viejo legado

Esta idea de que las levaduras históricas pueden impartir herencia además de sabores interesantes se está imponiendo fuera del mundo de la cerveza. Alan Bishop tiene el título de alquimista y destilador principal en Spirits of French Lick, una destilería en Indiana, Estados Unidos.

La compañía fabrica una variedad de licores, incluidos bourbon, ron y gin. En los últimos años, Bishop se dedicó a la bioprospección con la esperanza de recolectar cepas de levadura abandonadas en antiguas destilerías de Indiana y Kentucky.

Por lo general, lleva a estos sitios un frasco de mosto, el líquido que contiene los azúcares del grano que se fomentará. Tan solo lo deja abierto, expuesto al aire. Entonces, la levadura se deposita naturalmente en el mosto, lo que permite que comience la fermentación.

A veces, Bishop también refriega el interior de jarras viejas en destilerías cerradas, para retirarles la levadura. Explicó que en sus alrededores hay muchas destilerías desaparecidas, porque la industria artesanal de los productores de whisky y bourbon que había en EE.UU. en el siglo 19 cerró con la prohibición, un período entre 1920 y 1933 cuando la producción, importación y venta de bebidas alcohólicas se volvió ilegal en todo el país.

Bishop aún no ha enviado ninguna de sus cepas bio prospectadas para análisis genético, por lo que no puede saber su procedencia exacta. Pero sí está seguro de que el uso de levaduras alternativas marca la diferencia en las bebidas que él y sus colegas producen.

Por ejemplo, señaló que una cepa en particular que recogió del sitio de la destilería Daisy Spring Mill, en un parque estatal de Indiana, confiere potentes sabores de canela a la bebida fermentada.

Con esta experimentación surge la oportunidad de desarrollar bebidas nuevas e interesantes, pero también conectar la destilería Spirits de French Lick con el área local y su legado, argumentó Bishop. En general, cree que los destiladores están perdiendo la oportunidad de buscar cepas de levadura más variadas para su producción.

Las farmacéuticas también podrían beneficiarse de las levaduras bioprospectadas

Las farmacéuticas también podrían beneficiarse de las levaduras bio prospectadas – BBC Mundo

“No se presentó mucha atención a la levadura en la destilación, lamentablemente, al menos en los últimos 100 años. Cada una de estas variedades de levadura tiene sus propias características”, manifestó. Argumentó que las diferencias de sabor que se desarrollan al fermentar bebida no desaparecerán siquiera después que se procese y madurez en barricas durante meses, o años.

“Cápsulas de tiempo”

La diversificación de levadura podría beneficiar a todo tipo de industrias. Por ejemplo, podría ayudar a los fabricantes de perfumes a crear mejores fragancias. Las levaduras se utilizan a veces para producir las sustancias químicas complejas de un aroma cuando no se pueden obtener fácilmente a partir de otros ingredientes.

En los últimos años, levaduras modificadas genéticamente se han vuelto disponibles a una escala como para usarlas en la producción comercial. Entre los pioneros en este enfoque está la empresa de biología sintética Ginkgo Bioworks, en EE.UU.

Thomas señala que la levadura Debaryomyces que se encuentra en la cerveza del Wallachia también parece ser tolerante a metales pesados como el arsénico y el plomo. Eso puede significar que sería una buena levadura de biorremediación, usada para absorber contaminantes en un ambiente, para limpiarlo.

El agua subterránea contaminada con arsénico se relaciona con problemas de salud en lugares como la costa oeste de Sudamérica, Medio Oriente o India, dijo Thomas. Las farmacéuticas también podrían beneficiarse de las levaduras bio prospectadas. Muchos medicamentos se elaboran con la ayuda de levaduras usadas para cultivar determinadas sustancias químicas. Algunos sugieren que se podría encontrar levaduras aún mas eficientes para este propósito en el medio ambiente, tal vez en el mar.

Además, los fabricantes de pan podrían recurrir a levaduras nuevas -de hecho, viejas- en la búsqueda de diversificar sus productos. En 2020, Seamus Blackley, el creador de la consola de videojuegos Xbox original, anunció que había recreado un pan egipcio utilizando cultivos de levadura extraídos de recipientes para hornear del antiguo Egipto.

Los antiguos egipcios fueron los primeros en hornear pan, pero las levaduras que usaban probablemente eran diferentes a las actuales

Los antiguos egipcios fueron los primeros en hornear pan, pero las levaduras que usaban probablemente eran diferentes a las actuales.

Dos científicos que ayudaron a Blackley en su tarea aún investigan cepas de levadura egipcias y analizan la composición genética de la levadura utilizada en ese experimento, con el fin de averiguar qué contribución pueden haber hecho las cepas antiguas al pan.

Blackley dijo que el equipo pretende lanzar un programa de muestreo de ADN más extenso, con el fin de analizar otros artefactos y sitios arqueológicos.

Pero como se trata de algo vivo en un ambiente en constante cambio, es difícil saber con certeza si una cepa de levadura extraída de la naturaleza realmente desciende directamente de una usada en la producción histórica de alimentos, aclaró Caiti Smukowski Heil, de la Universidad Estatal de Carolina del Norte, en EE.UU.

Esa es una de las razones por las que los naufragios son tan especiales, señala: si logras extraer la levadura de una botella sellada que ha estado en condiciones oscuras, frías y estables durante muchos años, puedes estar seguro de que has recuperado la levadura original utilizada para hacer ese producto.

De cualquier manera, aseguró, existe una “enorme diversidad de levaduras sin explotar”. Las panaderías comerciales, por ejemplo, se basan en gran medida en las cepas estándar de Saccharomyces cerevisiae. Pero las levaduras silvestres o las cepas históricas que han dejado de usarse podrían ser mejores opciones para la producción moderna.

“Las especies de levadura fuera de Saccharomyces cerevisiae suelen ser más tolerantes a cosas como el uso de masa congelada y a veces incluso tienen una mayor capacidad de fermentación”, señaló Heil.

Thomas señaló que quiere tomar muestras y estudiar la levadura de recipientes sellados en otros naufragios o “cápsulas de tiempo” de bebidas bien conservadas. Y al estudiar la genética de cepas de levadura antiguas, también pueden identificarse genes previamente desconocidos pero deseables, que influyan en la levadura genéticamente modificada en el futuro.

Pero el naufragio de Wallachia es un recordatorio de lo afortunados que somos al tener acceso a un puñado de levaduras históricas que podemos asociar con seguridad a un momento y lugar específicos. En los cerca de 30 años transcurridos desde que Hickman se sumergió allí, ha sido testigo de cómo el naufragio se deteriora con el tiempo.

Las estructuras y pasarelas por encima y alrededor de la sala de máquinas se derrumbaron. Las grietas en las paredes envejecidas del barco se ensancharon. La embarcación se desintegra. ”Posiblemente dentro de los próximos 20 a 30 años, desaparecerá por completo”, aclaró.

Es probable que el Wallachia se lleve las botellas de cerveza restantes mientras se deshace lentamente en el fondo del mar. Una conexión valiosa con los cerveceros del siglo 19 se irá para siempre, y se llevará consigo las preciosas levaduras que hay en botellas olvidadas.

FUENTE: LA NACIÓN – BBC Mundo – Por Chris Baraniuk

Hallazgo de cepas de levadura – ¿Feroz competencia o estrategia de marketing? Parte I

El tesoro oculto en las botellas de cerveza de un barco hundido hace 120 años.

Cepas de levaduras antiguas son buscadas en naufragios, cervecerías abandonadas y otros lugares con la esperanza de que puedan ser “resucitadas” para su uso en diferentes industrias

Preservadas en la bodega de este navío, había hileras de botellas de vidrio con cerveza, enterradas parcialmente en el lodo marino.

Cuando el buzo pasaba con cuidado por una de las escotillas hacia la bodega hundida, pudo ver el tesoro del naufragio que le aguardaba. Había estado ahí durante más de 100 años. Pero ahora parte de ese tesoro estaba a punto de emerger de las profundidades del mar.

El explorador, Steve Hickman, un técnico de buceo y buceador aficionado, llevaba consigo una pequeña bolsa de red. El tesoro que buscaba era cerveza. Preservadas en la bodega de este navío, había hileras de botellas de vidrio con cerveza, enterradas parcialmente en el lodo marino.

Apenas movió la primera botella, el sedimento se agitó y formó enormes nubes. Hickman quedó a ciegas. Pero él conocía bien este naufragio: lo había visitado varias veces antes. Así que siguió adelante, tanteando más botellas en la penumbra. Luego de embolsar algunas, se marchó y su equipo llevó con cuidado las botellas a la superficie.

El naufragio era el Wallachia, un carguero que se hundió en 1895 frente a la costa escocesa tras colisionar con otro barco en medio de una densa niebla. El Wallachia acababa de salir de Glasgow, Escocia, y estaba repleto de varios tipos de carga, incluidos grandes contenedores de una sustancia química llamada cloruro de estaño.

Pero el barco también tenía millares de botellas con bebidas alcohólicas a bordo. Muchas de esas botellas se preservaron en las aguas heladas del fondo del mar, donde permaneció el barco por más de un siglo. Desde que empezó a bucear en el Wallachia en la década de 1980, Hickman recuperó decenas de botellas que contenían whisky, gin y cerveza.

Pero su reciente visita, un trabajo en equipo con varios compañeros de buceo, derivó en algo inusitado.

“Resucitar” levaduras

Las botellas recuperadas fueron entregadas a científicos de una firma de investigación llamada Brewlab, que junto a colegas de la Universidad de Sunderland en el Reino Unido, logró extraer levadura viva del líquido que había dentro de tres de ellas. Esa levadura la usaron en un intento de recrear la cerveza original.

La cerveza en las botellas halladas en el Wallachia olía muy mal, pero su levadura puede tener un valor inestimable.

En 2018, un intento similar en Tasmania había usado levadura de botellas de cerveza de 220 años halladas en un naufragio para recrear una bebida del siglo 18. Sin embargo, el estudio de la levadura del Wallachia reveló una sorpresa.

Esas cervezas contenían un tipo inusual de levadura y el equipo detrás del trabajo evalúa ahora si esa cepa perdida hace mucho tiempo podría aplicarse en la elaboración de cervezas modernas, incluso para mejorarlas.

Este es apenas un ejemplo de un campo de investigación creciente entre los fabricantes de cerveza y otros fermentadores de bebida que buscan cepas olvidadas de levadura, con la esperanza de que se les pueda dar un buen uso. Eso significa ir a cazarlas en botellas halladas en naufragios, fregar viejas ollas y recolectar muestras de destilerías en ruinas donde aún puede haber variedades fabulosas.

Este tipo de búsqueda se llama bioprospección, y “resucitar” levaduras históricas podría tener varias aplicaciones, desde limpiar la contaminación hasta ayudar en la producción de aromas para la industria del perfume.

“El olor más atroz”

Hickman recordó que cuando comenzó a recolectar botellas de cerveza del Wallachia en la década de 1980, ésta aún era (casi) bebible. Él y sus amigos llevaron las botellas a casa y las vertieron en vasos. Recuerda que la bebida, de casi 100 años entonces, se asentó lentamente y desarrolló una espuma espesa y cremosa, casi como la cerveza Guinness.

Pero hasta ahí llegó la magia. ”Tenía el olor más atroz”, dijo Hickman y agregó: “Una especie de olor salado y putrefacto. Creo que esa sería la mejor descripción”. El sabor, agrega, tampoco era mucho mejor. Las botellas tenían otras sorpresas, incluido el hecho de que explotaban, señaló Hickman.

A medida que se ajustaban a la presión más baja sobre el nivel del mar, los gases dentro de los recipientes se extendían hasta romper a veces el vidrio. Una vez, Hickman dejó una botella en la mesa de la cocina de la casa de sus padres y estalló mientras estaban en otra habitación, rociando cerveza apestosa y en putrefacción por todas partes.

Tardó mucho en limpiarla, recordó. Ahora la cerveza se ha deteriorado aún más… y él ni intentaría beberla. En general, tomar bebidas antiguas podría ser inseguro porque se desconoce si contienen bacterias o químicos dañinos.

No obstante, algunos de los compañeros de buceo de Hickman pudieron probar cerveza fresca creada por Brewlab usando cepas de levadura aisladas de las viejas botellas del Wallachia. Andy Pilley, un topógrafo y buceador aficionado que participó de la expedición para recolectar cerveza del naufragio, es uno de los que probó el resultado: una cerveza negra de 7.5% de graduación alcohólica. “Sentí café y chocolate”, dijo.

Muchas botellas encontradas a bordo del Wallachia permanecen cerradas, pese a haber pasado más de 100 años inmersas.

La importancia de las cepas

Fue Pilley quien decidió enviar la cerveza del Wallachia a Brewlab, después que escuchara hablar por casualidad de la empresa en un restaurante. Los científicos de esa empresa derivada de la Universidad de Sunderland estudiaron cepas de levadura y técnicas de elaboración de cerveza durante años.

El fundador de la compañía, Keith Thomas, dijo que cuando la cerveza del Wallachia llegó a su laboratorio la trataron con la mayor precaución.

Esto implicó abrir las botellas en un armario especial lleno de aire estéril, para proteger a los científicos de cualquier posible patógeno en la cerveza. Esta medida también aseguró que las muestras no se contaminaran con cepas de levadura moderna.

Las pruebas genéticas revelaron que la cerveza del Wallachia contenía dos tipos diferentes de levadura: Brettanomyces y Debaryomyces. En un artículo sobre el tema, Thomas y sus colegas explican que es inusual encontrar Debaryomyces en una cerveza histórica, aunque este tipo de levadura apareció en algunas cervezas belgas elaboradas por fermentación espontánea, cuando se deja expuesto al medio ambiente el líquido pre-fermentado para que las cepas de levadura se depositen en él.

Algunas de las cepas de levadura más comunes utilizadas en la elaboración de cerveza son de la especie Saccharomyces cerevisiae. Por lo general, la fermentación ocurre cuando las levaduras consumen los azúcares en granos malteados, como la cebada.

La levadura convierte estos azúcares en alcoholes, dióxido de carbono y varios subproductos. Algunos de esos subproductos imparten sabor. Por lo tanto, cada cepa diferente de levadura, al metabolizar a su manera, producirá un perfil de sabor diferente en el producto fermentado.

Todo se reduce al genoma de la cepa en cuestión. O cepas, en plural, en el caso de la cerveza del Wallachia.

La industria moderna de cerveza podría beneficiarse con la bioprospección

La industria moderna de cerveza podría beneficiarse con la bioprospección – Shutterstock – Shutterstock.

¿Una cerveza mejor?

La mayoría de los cerveceros modernos no varían mucho la levadura que usan, aunque es común que experimenten con otros ingredientes, como el grano que fermentan o los lúpulos que agregan más adelante en el proceso para darle sabor. Hay fabricantes de bebidas y científicos que argumentan que el uso de cepas de levadura más diversas también puede influir fuertemente en el sabor y la robustez del producto final.

En resumen, probar una levadura inusual podría resultar en una cerveza mejor. Por eso muchos están recurriendo a cepas del pasado, olvidadas. Thomas está satisfecho con los resultados del estudio de la cerveza del Wallachia. Dijo que la combinación de las dos levaduras que encontraron en la cerveza de 126 años quizás pueda inspirar innovaciones en la industria cervecera actual.

Las levaduras parecen impartir una especie de carácter de granja o de “caballo mojado”, agrega. Tal vez esto no suene demasiado atractivo, pero, con moderación, sabores terrosos como ese podrían ayudar a un cervecero experto a crear una bebida única y rica.

Después de todo, la elaboración de cerveza es un acto de equilibrio. Pensemos en la cerveza ácida: demasiada acidez sería desagradable pero, en el nivel justo, puede ser una mezcla refrescante. Los cerveceros experimentan con alternativas a la Saccharomyces cerevisiae. Las cepas de Brettanomyces, por ejemplo, suelen usarse para hacer cervezas ácidas.

Pero hay muchas cepas de levadura esperando que los cerveceros las descubran, argumenta Carmen Nueno-Palop de la Colección Nacional de Cultura de Levadura (NCYC, por sus siglas en inglés), parte del Instituto Quadram en el Reino Unido.

“Se puso mucho énfasis en el lúpulo”, dijo en referencia a las innovaciones recientes en la industria de la cerveza. Sin embargo, señaló que algunos cerveceros pueden producir diferentes variedades usando la misma levadura. ”Quiero transmitir a los cerveceros la importancia de elegir la cepa adecuada”, agregó.

Cerca de cuatro años atrás, Nueno-Palop y sus colegas llevaron a cabo un experimento en el que elaboraron 33 cervezas básicamente idénticas, excepto por la levadura. El equipo eligió una cepa diferente para cada cerveza y comenzó analizando el ADN de las cepas, que resultó ser diverso.

“Me sorprendió mucho”, dijo y continuó. “Todos eran diferentes entre sí”. Las cervezas también variaron mucho en términos de sus perfiles de sabor. 

FUENTE: LA NACIÓN – BBC Mundo – Por Chris Baraniuk

Rusia. Por qué se multiplican los hallazgos de animales extintos congelados en el hielo.

El derretimiento del permafrost ha permitido obtener muestras de especies perdidas que datan de la Edad del Hielo

Mientras crece la preocupación por el cambio climático, científicos aprovechan los derretimientos de las zonas de gran caudal de hielo para realizar expediciones arqueológicas en búsqueda de muestras de especies de hace miles de años.

En Rusia, una de las regiones más afectadas por el deshielo, arqueólogos llevan adelante desde finales del 2020 investigaciones y búsquedas de restos prehistóricos. Lo que en un inicio había comenzado favorablemente al encontrar colmillos de mamut, sigue sumando hallazgos.

El derretimiento del permafrost en Rusia permitió que arqueólogos encuentran el cuerpo de un rinoceronte lanudo conservado en un 80%

En diciembre, se dio a conocer un hallazgo poco común. Una de las expediciones dio con el cuerpo de un rinoceronte lanudo, una especie extinta desde hace más de 15.000 años. Pero como si esto fuera poco, el espécimen encontrado está conservado en un 80% y tendría una antigüedad superior a la media. Si bien faltan varias investigaciones al respecto, el informe preliminar indica que este cuerpo encontrado dataría de hace 34.000 años.

Todavía restan varias pruebas para obtener más precisiones del animal.

“Según estimaciones preliminares, el rinoceronte tenía entre tres y cuatro años y lo más probable es que se haya ahogado en el río. Hasta ahora no se habían encontrado restos óseos de individuos de esta edad. Es único en su tipo en el mundo”, expresó el Dr. Albert Protopopov, uno de los miembros de la investigación, en diálogo con medios locales.

Qué es el permafrost y por qué preocupa su derretimiento

Por definición, permafrost es todo suelo que permanezca completamente congelado a 0°C o menos durante al menos dos años seguidos. Por lo general, suelen ser muy comunes en regiones de altas montañas y cercanos a los polos. Actualmente, representa una cuarta parte del hemisferio norte.

Desde que comenzaron las campañas que alertan sobre el cambio climático y el derretimiento glacial, se ha resaltado la preocupación por cómo el aumento de la temperatura de la Tierra afecta al permafrost y cuáles son sus consecuencias.

El permafrost de Siberia es uno de los más afectados por el cambio climático.

Si bien la regla establece dos años, hay sectores del suelo que han permanecido congelados por miles de años y su derretimiento, además de proporcionar evidencia de las especies que habitaron el planeta en épocas pasadas, libera grandes cantidades de dióxido de carbono y metano, acelerando el aumento de temperaturas globales.

FUENTE: LA NACIONCIENCIA – ANTROPOLOGÍA

Paleontólogo encontró 70 huevos de dinosaurios.

Juan Porfiri, de General Acha, intervino activamente en el hallazgo. Los 73 ejemplares encontrados son de ave y con una antigüedad de 85 millones de años del período cretácico.

Un “Sitio de Nidificación” con más de 70 huevos de dinosaurios fue hallado dentro del campus de la Universidad Nacional del Comahue (UNCo), en Neuquén, durante un monitoreo realizado por el Museo de Ciencias Naturales debido a la futura construcción de nuevos edificios en ese lugar.

huevos dino 2

Así lo confirmaron especialistas de esa casa de estudios y señalaron que los huevos fueron rescatados en un área protegida de la universidad por ser considerado un “sitio único” en el mundo por la riqueza paleontológica que contiene.

El paleontólogo Juan Porfiri, pampeano, explicó que decidieron “realizar un monitoreo de un sector del campus de la universidad dónde se van a ejecutar nuevas construcciones en un yacimiento de fósiles muy rico donde hemos encontrados serpientes y cocodrilos y donde creemos que hay mucho más por rescatar”.

huevos dino 1

“Nosotros propusimos antes de que comenzaran las obras, al haber riesgo paleontológico, hacer el monitoreo en ese sector donde años anteriores habíamos trabajado y encontrado fósiles”, indicó Porfiri, oriundo de General Acha.

También explicó que “cuando limpiaron el lugar se encontraron con un área de nidificación que tiene muchos huevos de los cuales hemos rescatado hasta el momento 73 y siguen apareciendo”.

Porfiri precisó a la agencia oficial Télam que lo que hallaron “es un sitio de nidificación que tiene 12 metros de largo por 5 de ancho”.

Sobre la base de antecedentes de este tipo de huevos que se han estudiado, el científico explicó que los hallados en la universidad son de ave y con una antigüedad de 85 millones de años del período cretácico.

El paleontólogo especificó que “tienen aproximadamente 5 centímetros de punta a punta en forma elíptica, con una cáscara sumamente lisa a diferencia de otros huevos de dinosaurios que han aparecido en la ciudad de Neuquén que son rugosos, redondos y de mayor tamaño”.

La formación geológica del hallazgo se denomina “Bajo de la Carpa” y “hace 85 millones de años era un lugar con dunas y pequeñas lagunas con un clima semiárido”, detalló Porfiri.

En las próximas semanas continuarán las tareas de rescate, aunque muchos de los materiales encontrados están en el sitio y otros se han colectado y ya fueron incorporados a la colección del Museo.

Porfiri destacó que “hay varios estudios hechos sobre estos huevos de aves, pero siempre hay nuevos aportes a través de estudios tafonómicos que se están haciendo para conocer bien por qué están depositados, qué forma de depositación tienen y, a su vez, avanzar en algún otro tipo de investigaciones”.

“El yacimiento paleontológico de todo el campus universitario es sumamente importante porque siempre aparecen materiales fósiles, incluso muchos de los que han aparecido son nuevas especies de cocodrilos, reptiles, aves y que han sido los primeros grupos de nuevas familias de dinosaurios que se han encontrado en el mundo”, explicó.

Puso como ejemplo fósiles hallados de cocodrilos “Notosuquios”, o los “Alvarezsauridos”, una familia de dinosaurios que aparecen en el campus de la universidad por primera vez y después empiezan a aparecer parientes de estos en Mongolia, en Canadá y en otras partes del mundo”.

“El campus de la universidad es conocido mundialmente y justamente por la riqueza paleontológica que tiene, lo transforma en algo único, y por eso es tan importante seguir poniendo en valor todo esto”.

“Quienes trabajan en paleontología de cualquier lugar del mundo, conocen a la universidad por su riqueza”, dijo.

Del proyecto de investigación participan estudiantes de la carrera de Geología de la UNCo que han formado parte de otras iniciativas con el Museo de Ciencias Naturales y la Secretaría de Políticas Universitarias.

“Son voluntariados universitarios con especialización en paleontología y hoy se ven ante esta oportunidad de trabajar en este proyecto”, comentó Porfiri.

El equipo de trabajo lo coordinan los paleontólogos Juan Porfiri y Domenica dos Santos y lo integran los estudiantes avanzados de geología de la universidad, Darío López, Macarena Martínez, Martín Gasparini y Santiago Sánchez.

FUENTE: El Diario de la Pampa- Provincia de la Pampa – República Argentina –

 

Hallan el fósil de un vampiro gigante en Argentina.

Arqueólogos argentinos encontraron restos de un murciélago vampiro gigante que vivió hace unos 100 mil años. El hallazgo fue hecho cerca de la localidad bonaerense de Miramar.

En concreto se trata de la rama mandibular que fue recuperada del interior de una madriguera de un perezoso gigante, en sedimentos que datan del Pleistoceno.

El fósil pertenecía a un ejemplar de la especie Desmodus draculae, que fue encontrada por primera vez en Venezuela en 1988. Su nombre hace referencia al fantasmal personaje de ficción creado por el escritor irlandés Bram Stoker.

Estos ejemplares vivieron durante el Cuaternario de América y tenían un tamaño 30% más grande que el vampiro común (Desmodus rotundus).

Los vampiros son mamíferos que solo viven en América y son conocidos por alimentarse de la sangre de otros animales.

“Son la única familia de murciélagos en el mundo que despierta curiosidad a partir de las leyendas de las Transilvania y su espeluznante conde Drácula. Pero en realidad son animales pacíficos que se alimentan de sangre de animales, y a veces de humanos, por unos breves minutos sin generar molestias, tal es así, que sus falsas víctimas ni lo presienten”, explicó Mariano Magnussen, del Laboratorio Paleontológico del Museo de Ciencias Naturales de Miramar e investigador de la Fundación Azara, donde se resguarda el nuevo espécimen.

Sin embargo, el especialista alertó de que la mordedura de uno de estos murciélagos puede transmitir rabia u otras enfermedades si están infectados.

Según el Museo de Ciencias Naturales de Miramar, otro detalle importante del descubrimiento de esta mandíbula, es que ofrece datos paleoambientales y paleoclimáticos para el Pleistoceno superior, pues su pariente más directo, el vampiro común (Desmodus rotundus) actualmente se encuentra a 400 kilómetros al norte de la ubicación del vampiro miramarense. Por lo tanto, las condiciones ambientales del sitio del arroyo La Ballenera habrían sido diferentes a las de hoy.

El Desmodus draculae fue el último de los grandes mamíferos voladores y se extinguió durante la época colonial, en 1820 aproximadamente. Se estima que la causa fue la llamada Pequeña Era de Hielo, un período frío que abarcó desde comienzos del siglo XIV hasta mediados del XIX.

FUENTE: SPUTNIK MUNDO-

Más que interesante – Final

Nicolás Mavrakis es el autor del flamante libro “Byung-Chul Han y lo político” (Prometeo).

Ahí es donde me parece que él hila muy bien una sensación general de los usuarios de internet: pensemos la totalidad del mundo civilizado, que experimenta ese malestar, agotamiento y sin embargo son sensaciones que entran en contradicción evidente con este mundo digital del ‘Me gusta’ permanente”

Fue en el año 2015 -hace tan solo seis años- cuando conocimos de manera masiva, traducida en Argentina, la mayor parte de la obra de este pensador especialista en Martín Heidegger y promocionado entonces como “la gran revelación de la filosofía occidental”.

Allí se produjo un desembarco que entonces incluyó los títulos “La sociedad del cansancio” (2012), “La sociedad de la transparencia” (2013), “La agonía del Eros” y “En el enjambre y Psicopolítica” (2014), todos éxitos de ventas en Europa.

“Hay algo clave en todos los libros de Han que es esta actitud pesimista, que hay que entender como el típico gesto del Romanticismo.

El de aquel que denuncia un malestar del presente, nuestro presente tecnológico diríamos hoy, en contraste con un tiempo pasado que se supone habrá sido bueno, tiempo en que los rituales se cumplían, o con un tiempo futuro por venir en el que los rituales volverán a cumplirse”, señala Mavrakis.

La percepción del autor de “No alimenten al troll” y “En guerra con la piel” se acentúa especialmente en el caso de “La desaparición de los rituales”, donde Han no solo esboza una genealogía de la desaparición de los ceremonias y ritos, sino que se anima a citar “El Principito” y aventura diversas alternativas para liberar a la sociedad de su narcisismo colectivo gracias a, claro está, aquello que da por desaparecido en el título del mencionado libro.

“¿Por qué Han es un crítico romántico? -se interroga Mavrakis-. Porque en definitiva no importa tanto aquel pasado perdido o futuro por venir, sino lo que le interesa a él (romántico en sentido que refiere a futuros o pasados idealizados, abstractos, irrealizables o irrealizados) es la denuncia por ese malestar en el presente”.

“Esa es la actitud romántica de Han: mostrar la disconformidad con lo que hay en la actualidad, y se contrasta con lo que pudo haber o lo que habrá, un espacio indefinido, aquello que alguna vez fuimos o aquello que alguna vez volveremos a ser, es decir, lo que no existe.

Solo sirve para mostrar el malestar ante lo que se nos impone en determinada época, en este caso, la vida digital masificada, una vida que pasa a través de las redes sociales, algo que se intensificó mucho más después de la pandemia de Covid”, deduce el escritor.

FUENTE: Por Mercedes Ezquiaga