Taiwán enfrenta una invasión de sapos gigantes y tóxicos.

Las autoridades han retirado más de 200 sapos gigantes, cuyo veneno es especialmente letal para los perros y puede provocar complicaciones a humanos.

La fauna de Chaotun –un municipio localizado a las faldas de la región montañosa del centro de Taiwán– tiene una nueva especie, descubierta después de que un granjero de la localidad compartiera una fotografía en redes sociales de un sapo, sin saber que se trataba de una de las 100 especies exóticas invasoras más dañinas del mundo, según la Unión Internacional para la Naturaleza (UICN). 

La imagen llegó hasta Yang Yi-ju, experta de la Universidad Nacional Dong Hwa, quien alertó a la Sociedad para la Conservación de Anfibios de Taiwán, misma que puso en marcha un equipo de voluntarios que se trasladaron hasta el lugar para iniciar una cacería en busca de más individuos.

El sapo gigante (Rhinella marina) es un anfibio nativo de América y se distribuye desde el norte de México hasta la Amazonía Central. Se identifica por su gran tamaño (los machos pueden alcanzar más de 20 centímetros y se han registrado ejemplares de hasta 2 kilogramos de peso), además de su piel llena de verrugas irregulares con tonalidades que van del verde opaco al negro, pasando por el marrón. 

sapos gigantes Taiwan

Foto: Sam Yeh / AFP. Sean CHANG

Durante el siglo XX, la especie fue introducida en distintas latitudes con la intención de controlar otras plagas como ratas, escarabajos, y otra clase de insectos; sin embargo, su capacidad para alimentarse de una gran variedad de animales y competir con otros anfibios nativos provocaron que el sapo gigante se convirtiera en una plaga que pone en peligro el equilibrio de los ecosistemas donde es introducido.

Aunque se tiene registro de que el sapo gigante habita en Australia, Filipinas, Papúa Nueva Guinea y Japón, se trata de la primera vez que la especie es avistada en Taiwán.

Si deseas profundizar en esta entrada; por favor cliquea donde se encuentre escrito en “negrita”. Muchas gracias.

El hallazgo de sapos jóvenes (un indicador clave de que la especie se está reproduciendo rápidamente in situ) aumentó la preocupación de Yang Yi-Ju, quien organiza cuadrillas que trabajan en polígonos de búsqueda de 200 por 200 metros, una labor que hasta el 6 de diciembre se había expandido 4 kilómetros a la redonda, según reporta AFP.

La primera noche, el equipo encontró a 27 individuos en un campo donde se cultiva arroz y diversos vegetales; sin embargo, en una segunda cacería se retiraron un total de 50 ejemplares de sapo gigante.

La principal hipótesis para explicar la llegada de los sapos gigantes a Taiwán está relacionada con la reciente prohibición de la especie como mascota, una legislación que entró en vigor en 2016 y que podría haber provocado su escape o bien, su abandono intencionado por vendedores y dueños.

sapos gigantes

Foto: Sam Yeh / AFP. Sean CHANG

Uno de los principales riesgos de la proliferación de la especie está relacionado con las glándulas parótidas ubicadas detrás de sus ojos, de las cuales segregan veneno que funciona como un mecanismo de defensa ante sus depredadores.

Cuando se sienten amenazados, los sapos gigantes segregan una bufotoxina que en áreas pobladas resulta especialmente dañina para los perros, que pueden morir después de lamer o morder a un individuo de la especie. 

Aunque la rápida respuesta y búsqueda de los últimos días ha permitido retirar a más de 200 individuos hasta la fecha, el peso de las ranas como un símbolo de fortuna y buena suerte en la cultura taiwanesa podría dificultar la misión de erradicar al sapo gigante antes de que sea demasiado tarde.

Según Yang Yi-Ju, es muy probable que los campesinos de la zona conocieran de antemano la presencia de la especie invasora; sin embargo, no fue hasta ahora que las autoridades medioambientales se enteraron de la situación.

Imagen de portada: Gentileza de Sam Yeh / AFP. Sean CHANG

FUENTE RESPONSABLE: NATIONAL GEOGRAPHIC en Español. Por Alejandro I. López. Diciembre de 2021

Anfibios/Asia/Especies invasoras.

 

 

 

 

Por qué hay una revuelta en las Islas Salomón (y que tienen que ver Taiwán y China).

Australia indicó que desplegará más de 100 policías y personal de las fuerzas de defensa en las Islas Salomón, donde este viernes continúan disturbios por tercer día.

El primer ministro australiano, Scott Morrison, señaló que la policía y miembros del ejército apoyarán el «control de los disturbios» en la capital, Honaira, y ofrecerán «estabilidad y seguridad» a la nación insular del Pacífico.

La violencia comenzó el miércoles cuando manifestantes irrumpieron en el Parlamento en un intento por derrocar al primer ministro Manasseh Sogavare.

El jueves, una multitud desafió el confinamiento que se había impuesto e incendió edificios gubernamentales, una estación de policía y negocios.

Morrison dijo que había recibido una solicitud de ayuda del primer ministro Sogavare, en virtud de un tratado de seguridad que el país firmó con Australia en 2017.

El asunto de Taiwán y China

Según los informes, la mayoría de los manifestantes son de la vecina isla de Malaita, que durante mucho tiempo se ha quejado de la negligencia del gobierno central.

Manifestantes reunidos frente al Parlamento en Honaria.

FUENTE DE LA IMAGEN – REUTERS

Manifestantes reunidos frente al Parlamento en Honaria.

Se impuso un toque de queda de 36 horas después de los disturbios, sin embargo, una multitud lo desafió y el jueves tomó las calles del distrito del Barrio Chino de Honiara.

Malaita se ha opuesto firmemente a la decisión en 2019 del primer ministro Sogavare de cambiar las alianzas de su gobierno con Taiwán para acercarse a China.

Esto llevó a que los alborotadores apuntaran a empresas de propiedad china en los disturbios.

La decisión de Sogavare de cortar relaciones diplomáticas con Taiwán en 2019 enfureció a muchos, en particular a los líderes de Malaita.

La periodista local, Gina Kekea, le dijo a la cadena australiana ABC que el cambio de política exterior a Pekín, llevado a cabo con poca consulta pública, fue uno de los varios asuntos que llevaron a las protestas.

Indicó que también ha habido quejas de que las empresas extranjeras no estaban proporcionando puestos de trabajo a locales.

«Las empresas chinas y [otras] empresas asiáticas … parecen tener la mayor parte del trabajo, especialmente cuando se trata de extraer recursos, algo que la gente tiene muy en cuenta», señaló Kekea.

El primer ministro responsabilizó ahora lo que dijo era la interferencia extranjera en las protestas.

Pero los críticos han culpado de los disturbios a lo que dicen es la falta de servicios gubernamentales y de rendición de cuentas, corrupción y trabajadores extranjeros que toman trabajos locales.

Edificios incendiados en el Barrio Chino de Honaira, la capital de Islas Solomon.

FUENTE DE LA IMAGEN – REUTERS

Edificios incendiados en el Barrio Chino de Honaira, la capital de Islas Solomon.

«Preocupaciones»

El viernes se informó que la policía australiana comenzó a tomar el control de los puntos críticos en Honiara.

Testigos señalaron que la policía local quedó superada en número por la policía australiana.

Un residente le dijo a la agencia Reuters que se lanzaron gases lacrimógenos en el Barrio Chino, donde el viernes continuaban los saqueos y la quema de edificios.

La embajada de China expresó «serias preocupaciones» al gobierno de las Islas Salomón.

Pero Sogavare ha asegurado que su gobierno todavía tiene el control.

«Hoy me presento ante ustedes para informarles a todos que nuestro país está a salvo – su gobierno está en su lugar y continúa liderando nuestra nación», señaló Sogavare, y agregó que los responsables «enfrentarán todo el peso de la ley».

También condenó a los manifestantes, diciendo que «los involucrados en los últimos disturbios habían sido «descarriados por personas sin escrúpulos».

Las rivalidades interinsulares entre la ciudad capital de Honiara y Malaita son de larga data.

Estas divisiones llevaron al despliegue en las Islas Salomón de fuerzas de mantenimiento de la paz lideradas por Australia de 2003 a 2017.

Tampoco es la primera vez que Honiara se enfrenta a disturbios violentos.

En 2006 estalló la violencia después de las elecciones generales y gran parte del Barrio Chino de Honiara quedó arrasado, en medio de especulaciones de que las empresas con vínculos con Pekín habían manipulado la votación.

Imagen de portada: Gentileza de REUTERS

FUENTE RESPONSABLE: Redacción BBC News Mundo. Noviembre 2021

Taiwan/Australia/Asia/China

                

Chisako Kakehi, la «viuda negra» de Japón condenada a muerte por envenenar a sus amantes y amasar una fortuna.

Chisako Kakehi fue arrestada en noviembre de 2014, un año después de que hallaran muerto a su cuarto marido, Isao Kakehi, en su casa de Kioto.

«No tengo intención alguna de esconder la culpa. (Hoy) me reiré y mañana moriré si me condenan a muerte».

Eso fue lo que declaró Chisako Kakehi, la septuagenaria a la que la prensa japonesa apoda la «viuda negra», ante el juez en julio pasado tras reconocer haber matado a su marido Isao Kakehi.

Y lo que adelantaba en su confesión se cumplió este martes, cuando el Tribunal del Distrito de Kioto la condenó a la pena capital por el asesinato de Isao, de 75 años, y de otras dos de sus parejas, Masanori Honda (71) y Minoru Hioki (75), así como por el intento de asesinato de un conocido, llamado Toshiaki Suehiro (79) , entre 2007 y 2013.

De acuerdo a la sentencia, Kakehi los engañó para que tomaran cianuro, diciéndoles que era una bebida curativa, y poder así heredar sus bienes y pagar sus deudas.

En cada uno de los casos, antes de proporcionar la sustancia a la correspondiente víctima ya había preparado los documentos notariales en las que se presentaba como la heredera y la beneficiaria de su seguro de vida, concluyeron los jueces.

La japonesa fue arrestada en noviembre de 2014 acusada del asesinato de su cuarto marido, Isao Kakehi, quien murió un año antes, justo al mes de que se hubieran casado, en la casa conyugal en Muko, al sur de Kioto.

Jueces (arriba) del Tribunal del Distrito de Kioto antes de emitir la sentencia de muerte contra Chisako Kakehi, la "viuda negra" de Japón, el 7 de noviembre de 2017.

FUENTE DE LA IMAGEN – GETTY IMAGES

Aunque los abogados defensores insistieron en que Chisako Kakehi sufría demencia, la fiscalía sostuvo que se encontraba en plenas facultades para responder ante los crímenes atribuidos.

Durante el proceso judicial los fiscales describieron sus acciones como «atroces y raramente vistas» y sostuvieron que la acusada se encontraba en plenas facultades para responder ante los crímenes atribuidos, en contra de lo que argumentaba la defensa, que insistía en que sufría demencia.

Así lo aseguraron sus abogados también en julio y reiteraron su inocencia, cuando Kakehi confesó que «no había error» de que mató a su marido y que lo hizo porque no le «daba dinero», según lo informó en su momento el diario japonés Mainichi.

Diez parejas y una herencia millonaria

Kakehi se casó por primera vez con 24 años y creó junto a su entonces esposo una compañía de telas en Osaka, la tercera ciudad del país.

Pero tras la muerte de éste, la empresa entró en bancarrota.

Fue entonces cuando la mujer se registró en un sitio de citas de internet, en el que decía querer un marido rico, concretamente con una renta anual de diez millones de yenes (unos US$87.500).

Así conoció a diez hombres que se convertirían en sus parejas, de las que heredaría hasta mil millones de yenes (US$8,7 millones). Pero siguió buscando otros, acuciada por las deuda, concluyeron los jueces.

La gente hace fila para acceder a la sala del Tribunal del Distrito de Kioto, donde el se esperaba que el 7 de noviembre de 2017 los jueces emitieran la sentencia contra Chisako Kakehi, la "viuda negra" de Japón.

FUENTE DE LA IMAGEN – GETTY IMAGES

El juicio, que comenzó en junio y ha sido el segundo más largo de este tipo en Japón, generó una gran expectación.

El juicio, que comenzó en junio, es el segundo más largo de este tipo —de mujeres que asesinan a sus maridos— en Japón.

En abril, Kanae Kajima fue condenada a la pena capital por matar a tres amantes. Aunque intentó apelar, el Tribunal Supremo confirmó el castigo.

Sin embargo, ha sido Kakehi la merecedora del apodo «la viuda negra», derivado del nombre de la araña (Latrodectus mactans) que se alimenta de sus parejas machos después del apareamiento.

Imagen de portada: Gentileza de GETTY IMAGES

FUENTE RESPONSABLE: Redacción BBC Mundo. Noviembre 2021

Japón/Asía/Sociedad